Sanz evita la foto del acuerdo con el PP que decidió romper hace 11 años

El expresidente, que promovió la ruptura en 2008 y que sufrió duras críticas por ello, se marchó tras el consejo político

08.02.2020 | 22:34
Sanz abandona el salón tras el debate de ayer.

Pamplona - En una sala anexa a la que debatía el pacto con el PP, los responsables de UPN colocaron un atril junto a una pequeña tarima. Allí, perfectamente ordenadas en el suelo, habían colocado una por una varias pegatinas con los nombres de los miembros de la ejecutiva. Cada uno tenía su espacio reservado junto a Javier Esparza para solemnizar la vuelta a los acuerdos institucionales con el PP. "El consejo político de UPN ha aprobado con un 72% de votos a favor establecer un acuerdo marco de colaboración institucional y política estable ente UPN y PP", proclamó Javier Esparza. Un 23% votó en contra y un 5% se abstuvo.

Junto a él, todos los miembros de la ejecutiva menos tres. Yolanda Barcina, que no fue ayer al Iruña Park, y Miguel Sanz, que abandonó el hotel nada más terminar el recuento. "Me voy que tengo una llamada", justificó mientras se marchaba con la también miembro de la dirección Maribel García Malo.

No quiso hacer declaraciones el expresidente, que evitó así una foto que evocaba al mismo lugar hace ya casi once años, aquel 10 de octubre de 2008 en el que el mismo órgano de UPN acordaba abstenerse en los presupuestos del PSOE motivando la ruptura con el PP. Aquella decisión, que Sanz promovió personalmente y que le supuso grandes críticas políticas y personales desde Madrid, salió adelante con el 90% de los votos del consejo político, y solo con un 2,7% en contra. Cinco miembros que luego marcharon al PP.

Nuevo escenario A falta de que ambos partidos concreten los detalles de su futura coalición, Esparza se limitó a defender ayer un "marco "de colaboración institucional y política estable". Así lo planteó pasadas las 11 de la mañana ante su ejecutiva sin que hubiera voces discordantes, y así lo defendió una hora después ante el consejo político, máximo órgano entre partidos. Allí el debate fue mayor, pero sin discusiones. Nadie se mostró abiertamente en contra, y solo los delegados de algunos pueblos mostraron sus dudas por cómo puede afectar la nueva alianza en localidades donde las relaciones personales no son buenas. Todos, admiten en UPN, son conscientes de la complejidad de la situación. "Por primera vez se produce una convocatoria de elecciones generales a un mes de las forales y municipales, y eso también marca las decisiones que tenemos que adoptar", explicó después Esparza, que justificó el acuerdo en un "contexto tremendamente complejo" en donde "el independentismo catalán y el nacionalismo vasco pretenden tener un protagonismo que no merecen en la política española". - I.F.

reacciones

Alli se desmarca, beltrán aplaude

Destacado. El diputado Íñigo Alli, que ya ha anunciado que no repetirá como candidato y que deja la política activa, se desmarcó ayer en Twitter de la decisión de UPN de volver a coaligarse con el PP. "Un día como hoy me reafirma en mi ideología. En la centralidad: preocuparse por los más vulnerables. Y contra los poderes fácticos. En la moderación. En la gestión ética, contra la trampa y la corrupción", apuntó Alli. Sí mostró su satisfacción Ana Beltrán, presidenta del PP de Navarra, que ha sido quien con más insistencia ha optado la coalición. "Ante unas elecciones tan importantes juntos somos más y más fuertes para ganarlas", argumentó. - I.F.