La oposición de centroizquierda gana los comicios en Dinamarca

Mette Frederiksen, con 41 años, podría convertirse en la primera ministra más joven de la historia del país

09.02.2020 | 13:46

copenhage - La oposición de centroizquierda ganó ayer las elecciones generales en Dinamarca con el 50,3% y el xenófobo Partido Popular Danés perdió la mitad de sus votos, según un sondeo a pie de urna de la televisión pública DR, difundido al cierre de los colegios.

El bloque de centroizquierda, formado por cuatro partidos y liderado por los socialdemócratas, con Mette Frederiksen como candidata, obtendría 90 escaños frente a los 75 del bloque gubernamental del primer ministro, el liberal Lars Lkke Rasmussen, que se quedaría con el 42,2 %, unos resultados similares a otra encuesta difundida por el canal semiprivado TV2. Frederiksen, de 41 años, puede convertirse en la primera ministra más joven en la historia del país.

De acuerdo con DR, el Partido Socialdemócrata fue el más votado con el 25,3 %, un punto menos que en los anteriores comicios de 2015, por delante del Partido Liberal de Rasmussen, que subiría casi un punto y medio hasta el 20,9 % y recuperaría la segunda plaza.

El Partido Popular Danés (DF), que ha sido el apoyo de todos los ejecutivos liberal-conservadores desde 2001, perdería más de la mitad de sus votos y escaños para caer al 9,8 % y bajar al tercer lugar, desplome similar al sufrido en los últimos comicios europeos.

El triunfo de la oposición se asentaría en el buen resultado de los otros tres partidos del bloque, que subirían en conjunto más de ocho puntos: los social liberales y la rojiverde Lista Unitaria obtendrían el 8,8 %, y el Partido Socialista Popular, el 7,4 %.

La Alternativa, otro partido de centroizquierda pero que en estas elecciones no ha prometido su voto como primera ministra a la candidata socialdemócrata, retrocedería ligeramente hasta el 3,3 %. Las otras dos fuerzas políticas que han integrado el Gobierno de Rasmussen lograrían resultados dispares: la Alianza Liberal caería al 3 %, menos de la mitad que en 2015; y el Partido Conservador subiría en cambio más de dos puntos hasta el 5,9 %. El Partido Democristiano regresaría al Parlamento tras dos legislaturas con el 2,3 %, tres décimas por encima de la barrera mínima.

Nueva Derecha, formación ultra que defiende no acoger a más refugiados, se quedaría en el 2 %.- Efe