Bildu recuerda a Sánchez que no tiene Gobierno sin la izquierda soberanista

Aizpurua advierte de que si no se democratiza el Estado y respeta la plurinacionalidad estarán enfrente

05.01.2020 | 10:22
La portavoz de EH Bildu en el Congreso, Mertxe Aizpurua.

La portavoz de EH Bildu, Mertxe Aizpurua, ha recordado a Pedro Sánchez que no puede formar gobierno sin la izquierda soberanista y por eso le ha advertido de que si no democratiza el Estado y respeta la plurinacionalidad y el derecho de autodeterminación, les tendrá enfrente.

"Si lo que pretende es un lavado de cara del régimen del 78, nos tendrán enfrente", ha dejado claro la diputada vasca durante su intervención en el segundo día del debate de investidura, insistiendo en que "el autonomismo no es una solución" y en que "esa vía está agotada".

Ha sido un debate muy bronco, con continuas interrupciones desde la bancada del PP, Vox y Ciudadanos, que, entre otras cosas, han exigido a la diputada que pidiera perdón por el terrorismo de ETA.

Aizpurua ha insistido a Sánchez que "no puede formar gobierno sin las izquierdas soberanistas" y esto, ha señalado, "es la gran paradoja porque "usted no quería depender de las izquierdas independentistas" y por eso repitió las elecciones.

Es más, ha reprochado a Sánchez que hiciera "continuos guiños a la derecha" para evitar la agenda independentista.

No obstante, ha valorado el cambio de actitud del líder socialista al reconocer, ha explicado, que los sentimientos no se imponen y hablar de respeto, abandonar la deriva judicial y que los conflictos políticos se resuelven con más política.

Pese a ese giro que aprecia en el candidato a la investidura, la portavoz de la izquierda abertzale ha mostrado su escepticismo sobre "la voluntad y capacidad real" de Sánchez para poder transitar por ese camino.

"No basta con la apariencia y la estética, no basta con el halo histórico que nos recuerda al Frente Popular, son los hechos los que hablaran de ustedes", ha recalcado.

La portavoz, que también ha exigido a Sánchez un referéndum como se ha hecho en Escocia, ha afirmado que el candidato y su próximo Gobierno "son el último tren" para resolver políticamente la cuestión vasca, catalana y gallega.

En el programa de exigencias de EH Bildu, que mantiene la abstención de sus cinco diputados, está también el acercamiento de los presos de la banda armada y acabar con una situación que considera "una anacronia y una injusticia de crueldad extrema".

Durante buena parte de su intervención ha hecho referencia al franquismo y a "la crisis estructural del régimen monárquico de 1978 atado por el dictador Franco" para vincularlo con el discurso de Felipe VI tras el referéndum ilegal del 1-O: "Apeló claramente a conformar un bloque político y mediático capaz de profundizar en la contrarreforma autoritaria".

Y esa voluntad, ha asegurado, sigue intacta porque frente a la autodeterminación se contrapone el 155 "frente al feminismo, misoginia, frente a la plurinacionalidad, una grande y libre y frente al independentismo, represión e ilegalización".

Esa es la agenda "que comparten sin matices las tres derechas" y, por eso, la abstención de EH Bildu, ha dicho, va dirigida también a cortarles el paso aunque ha apuntado a que hay socialistas que se sienten cómodos "con ese relato de la contrarreforma".

Aizpurua ha vuelto a tender la mano hoy a Sánchez para que el PSOE pueda gobernar: "No cerraremos esa ventana y seremos pacientes, pero o se aborda una agenda democratizadora real o no contarán con nuestro apoyo", ha avisado.