‘Gabriel’ barrerá hoy la costa cantábrica con una ciclogénesis y olas de 8 metros

Donostia mantiene cerrados varios parques por el riesgo del mar y el cabo Matxitxako soportó vientos de 123 km/h

08.02.2020 | 16:45
El ‘Peine de los Vientos’ en Donostia, una de las zonas zonas afectadas, sacudida por el oleaje.

san sebastián - Una borrasca atlántica, denominada Gabriel por el servicio meteorológico francés, entrará hoy por el oeste de Francia y provocará un fuerte temporal en el Cantábrico, con rachas de viento de más de 120 kilómetros por hora y olas de hasta ocho metros que afectara a la costa de la CAV y Lapurdi. Donostia mantiene cerrados varios parques cerca del mar.

La borrasca sufrirá un proceso de ciclogénesis explosiva en su aproximación al continente a mediodía de hoy , se profundizará al entrar en tierra y comenzará a debilitarse rápidamente a medida que avance hacia el interior de Europa, explicó a EFE la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

El paso de Gabriel por el mar Cantábrico será rápido de oeste a este, y el viento, tanto en tierra como en las zonas marítimas, será muy fuerte y girará de oeste y suroeste a noroeste, con las rachas más intensas en el litoral cantábrico. Así, se esperan rachas de más de 100 kilómetros por hora en amplias zonas del litoral cantábrico y zonas montañosas del extremo norte peninsular, que puntualmente podrán alcanzar o superar los 120 kilómetros por hora en zonas expuestas, como cabos y puntos singulares.

Los máximos de viento, subraya la Aemet, comenzarán por el Cantábrico occidental durante la mañana, se desplazarán al Cantábrico central al avanzar el día y alcanzarán el oriental a partir de la tarde. En cuanto a la mar, en las zonas costeras del Cantábrico se espera viento del oeste y noroeste fuerza 8 a 9 y mar combinada del noroeste de 5 a 8 metros, una situación que se prolongará al menos durante la primera mitad del miércoles.

Ante esto, los parques de Donostia permanecerán, "como mínimo", cerrados parcialmente durante los próximos días para proceder a la revisión del material frondoso debido al temporal de viento, que azota la capital guipuzcoana, mientras se espera que los paseos marítimos puedan ser reabiertos el martes.

Según explicó el concejal de Seguridad Ciudadana y Protección Civil, Martín Ibabe, el Paseo Nuevo, el espigón de la Zurriola y el Peine del Viento seguirán cerrados en las próximas horas pero el hoy martes, a primera hora de la mañana, los equipos del Ayuntamiento llevarán a cabo una revisión completa de la situación.

"En caso de que las condiciones no cambien se procederá a la reapertura", señaló o Ibabe, que recordó que la capital guipuzcoana se encuentra bajo alerta roja por impacto de ola y sendos avisos amarillos por viento y precipitaciones.

El concejal dijo que "lo más complicado" ha sido el viento, que ha provocado el cierre total o parcial de todos los parques de la ciudad en cumplimiento del protocolo preventivo puesto en marcha la pasada semana para llevar a cabo una "revisión del material frondoso".

El protocolo "Haizeak", que entró en vigor el pasado 23 de enero, completa y mejora las acciones que se adoptaban hasta ahora cuando la ciudad sufre el azote de vientos que superen los 80 kilómetros por hora. Ibabe señaló que se espera que a lo largo de la semana la situación meteorológica mejore y se recupere la normalidad para proceder a la reapertura de los parques y señaló que no había habido incidencias de importancia. En cambio, Cantabria sí que sufrió 28 percances, entre ellos una colisión sin heridos de cuatro vehículos en la A-8, a la altura de Hazas de Cesto, por la caída de una rama a la calzada.

Así lo comunicó el Centro de Coordinación de Emergencias 112 del Gobierno de Cantabria, que ha gestionado, en el intervalo de tiempo señalado, 28 intervenciones derivadas de 53 llamadas. - Efe/D.N.

che: embalses al 68%

Recuperación de reservas. El volumen de agua embalsada en la cuenca hidrográfica del Ebro se sitúa al 68% de su capacidad, con 5.198 hectómetros cúbicos de los 7.639 que pueden albergar en su totalidad, tras aumentar un 2,8% en la última semana.

El promedio de los últimos cinco años se sitúa en el 69,2 por ciento, con 5.284 hectómetros cúbicos.

El riesgo: crecida del Arakil. Los ríos, fruto de las lluvias del fin de semana, han vuelto a crecer pero sin llegar a los niveles del pasado jueves y viernes. Ayer la mayor subida de caudal se registraba en el Arakil.