Pacientes y profesionales sanitarios inciden en prevenir para mantener la salud renal

Analizar la creatinina o la albúmina permite “detectar la enfermedad renal cuando no ha dado manifestaciones”

ALCER advierte del “importante” aumento de la prevalencia e incidencia

09.02.2020 | 00:43
Una farmacéutica hace una prueba de creatinina a una de las personas que se acercó a la carpa de ALCER en Carlos III.

pamplona - La Asociación para la Lucha Contra las Enfermedades Renales (ALCER) Navarra y profesionales sanitarios advirtieron ayer, con motivo del Día Mundial del Riñón, de la importancia de trabajar la prevención para mantener la salud renal y no llegar a la enfermedad. El doctor Javier Díez, jefe de Nefrología de la Clínica Universidad de Navarra (CUN), sostuvo que "mantener la salud renal es mantener la salud del organismo en general y, en particular, del sistema cardiovascular". Por lo tanto, consideró fundamental que "la gente empiece a asumir que mirarse la creatinina en sangre, analizarse la albúmina en la orina es algo tan importante como medirse el azúcar en la sangre, el colesterol...". Y, en este sentido, destacó que estos dos análisis "permiten detectar la enfermedad renal cuando todavía no ha dado manifestaciones", de manera que "podemos llegar muy a tiempo para evitar su progresión, porque prevenir es evitar la progresión de estadios cada vez más graves".

El doctor Díez participó ayer en una rueda de prensa de ALCER en la que también estuvieron Manuel Arellano, presidente de la asociación; José Roldán, coordinador de trasplantes de Navarra; y Arantza Muñoz, representante del Colegio de Farmacéuticos. Un acto en el que Arellano expresó su preocupación por que "se ha detectado que hay casi un 30% más de mortalidad que hace diez años" y por que "la incidencia y la prevalencia de la enfermedad renal en los últimos diez años ha tenido un incremento importantísimo", cifrándolos en un 30% y un 10%, respectivamente. De hecho, la prevalencia de la enfermedad renal crónica en el Estado pasó de 994 pacientes por millón de población (pmp) en 2008 a 1.284 en 2017 y la incidencia (casos nuevos) pasó de 128 en 2007 a 141 pmp. La Comunidad Foral, por su parte, se sitúa por encima de la media con una prevalencia de 1.340 pmp y una incidencia de 152 pmp.

Con la organización de la jornada, que llevaba por lema Salud renal para cualquier persona en cualquier lugar, buscaron "frenar todos estos datos negativos" y evitar que lo que hoy es la octava causa de muerte pase a ser la segunda en 2030. Para ello, Arellano abogó por "prevenir, educar y concienciar" a la ciudadanía sobre esta patología que afecta a 64.000 navarros, de las cuales más de 300 están en tratamiento renal sustitutivo, e incidió en que "si no cuido mi riñones, si estoy en factores de riesgo, si tengo hipertensión, diabetes, cierta obesidad, si fumo, si bebo, si llevo una vida sedentaria, si no tengo una calidad de vida razonable, quizá tengo que ir al médico a hacerme unas pruebas". Porque, como concluyó Díez, "lo importante es no perder la salud. Cuando ya tenemos enfermedad, probablemente hemos llegado tarde".

José Roldán, que señaló que ellos son "una pata del tratamiento cuando la prevención ha fallado", afirmó que las asociaciones, el departamento de Salud y los profesionales "tenemos que trabajar en equipo y animar a la prevención; ojalá nos manden a los coordinadores de trasplantes al paro porque con la prevención se ha conseguido disminuir la incidencia de las enfermedades renales". No obstante, cuando "falla", "nosotros seguimos trabajando por conseguir donantes, por conseguir que los pacientes lleguen al trasplante, por intentar disminuir la lista de espera...". Preguntado por los periodistas, Roldán señaló que actualmente hay "alrededor de 20 pacientes en lista de espera" para un riñón. En esa línea de apoyo a la concienciación, Muñoz expresó el "orgullo" del colegio de colaborar con ALCER en esta campaña con la toma de tensión arterial y la determinación de la creatinina en sangre.

Lo último Lo más leído