Maeztu valora positivamente los datos pero advierte de que aún hay que revertir la desigualdad intrarregional

La zona de Tudela registra una tasa de pobreza severa del 16%, siendo la media de Navarra del 11,4%

08.01.2020 | 06:17
El director del Servicio del Observatorio de la Realidad Social, Antidio Martínez de Lizarrondo; la consejera de Derechos Sociales, Carmen Maeztu, y el director general del Observatorio, Luis Campos.

pamplona - La consejera Carmen Maeztu subrayó en su intervención de ayer que "los datos proporcionados por las diferentes fuentes y los indicadores utilizados en este informe, muestran que la situación de la Comunidad Foral en relación con la desigualdad y la pobreza es una de las mejores de España y de Europa", sin embargo, añadió que "no podemos darnos por satisfechos". Además, apuntó que "pese a que la mejora en los últimos años ha sido superior a la media española en muchos parámetros, es preciso seguir poniendo el acento en algunos problemas serios". "Todavía es destacable una importante desigualdad intrarregional, tanto en algunos grupos poblacionales como en el territorio con notables diferencias de norte a sur. Esta peor situación de estos grupos de población y del sur de Navarra, no es algo propio del momento actual ya que era previo a la crisis, pero sus efectos siguen muy presentes", sostuvo Maeztu.

Y es que si se tienen en cuenta las áreas de servicios sociales de la Comunidad Foral destacan las diferencias entre el norte y sur de Navarra, con indicadores que van del 8,7% de pobreza severa de la zona noroeste, al 16% de la zona de Tudela (pese a su mejora en el último año), siendo la media un 11,4% según la Estadística de Renta de la Población de Navarra (ERPN). Por encima de esa media también se sitúa la zona de Estella (12,3%) y en la media la de Tafalla (11,4%). Por su parte, el área de Pamplona (10,7%), noroeste (7,8%) y noreste (8,7%) están por debajo de la media de la comunidad.

En el caso de la capital navarra, si se analiza la pobreza por barrios, Buztintxuri, Casco Viejo, Txantrea, Etxabakoitz, Milagrosa, Rochapea y San Jorge presentan tasas más altas de pobreza que la media de la ciudad. Concretamente, Etxabakoitz ostenta las tasas más altas, tanto de pobreza relativa como severa: 32,6% y 18,3%, respectivamente. Si bien ha mejorado su situación en el último año (2017) respecto a la media de la capital. Por el contrario, Ermitagaña es el barrio que presenta menores tasas: en 2017, su tasa de pobreza severa fue 5,5 puntos menos que la media de Pamplona.

Por ello, Maeztu defendió que "uno de los grandes retos del Gobierno es conseguir un modelo territorial más cohesionado, para evitar que se mantengan estas desigualdades", para lo que llevarán a cabo actuaciones específicas en los distintos territorios de Navarra, especialmente en los más necesitados. Asimismo, la consejera de Derechos Sociales insistió en que el incremento de la inserción laboral de los colectivos con más dificultades, la mejora en la calidad del empleo y la lucha contra la pobreza infantil deben ser elementos de primer orden para mejorar la sociedad del futuro. - U.Y.