Instan a la Fiscalía a investigar la muerte de 19 ancianos en una residencia de Madrid

17.03.2020 | 20:41
Uno de los familiares de un residente atiende a los medios

MADRID. La Asociación de El Defensor del Paciente ha solicitado al fiscal superior de la Comunidad de Madrid, Jesús Caballero Klink, investigar la muerte de 19 ancianos por coronavirus en una residencia de mayores de Madrid, ha informado la asociación en un comunicado.

La petición se realiza debido a lo sucedido en la residencia Monte Hermoso de Madrid, donde han fallecido 19 ancianos y hay más de 70 contagiados, entre ellos personal y sanitarios del geriátrico.

Familiares de varios internos de la residencia han denunciado "falta de medidas y la opacidad" sobre la gestión de la crisis del Covid-19 en este centro privado, pero con plazas concertadas con la Comunidad de Madrid donde residen 200 ancianos.

En un escrito, la presidente de la asociación, Carmen Flores, se queja de "la falta de seguridad extrema ,de limpieza, de personal y de los medios", entre otras cuestiones. Ante ello, consideran que deben solicitar "una investigación de oficio para dilucidar este extraño suceso".

La solicitud está la fundamentada en que el artículo 262 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal obliga a los que por su cargo, profesión u oficio tuvieran noticia de algún delito público a denunciarlo inmediatamente al juez o al fiscal

Ni la residencia ni ninguna fuente oficial del Gobierno de la Comunidad de Madrid confirma esos datos, pero familiares con los que ha contactado Efe llevan días reclamando información, desde que el domingo 8 de marzo les comunicaron que había casos de coronavirus y ya no pudieron ir a visitar a sus mayores.
No fue hasta el pasado fin de semana cuando les empezaron a comunicar que había "muchos" contagios, hasta setenta posibles en total entre ancianos y trabajadores, según les decían algunos trabajadores, han explicado dos familiares afectados.
"La noche del viernes al sábado murieron tres o cuatro, y eso pasa casi todos los últimos días", le dijeron a Paco Torres, que tiene a su madre allí, lo que es corroborado por otra familiar que ha creado un grupo entre los afectados para comunicarse entre sí.
Según la versión de esta familiar, Sanidad Pública le aseguró que hasta el lunes había 17 fallecidos y que el martes le comunicaron otros dos.
Pero no saben cuántos residentes han sido trasladados a hospital ni con qué recursos cuenta la residencia, a pesar de que han escrito una carta a la dirección preguntando esos datos.
El lunes, y siempre según este testimonio, recibieron una carta varios familiares en los que se les animaba a llevarse a sus familiares a casa en la que se indicaba que "había que firmar si la persona se queda en la residencia", en contra de lo recomendado por las autoridades.
El martes, la dirección les ha remitido a primera hora de la tarde una carta, a través de su abogado, en la que les explica que "se ha procedido a reforzar la plantilla de manera que puedan cubrir todas las necesidades de los residentes" y actualmente disponen "de ayuda tanto de la Consejería de Sanidad, como del hospital Clínico San Carlos".
La carta detalla que les han hecho llegar "material imprescindible tanto para la protección del personal que cuida a los residentes, como para suministrar a éstos últimos, tales como mascarillas, batas o balas de oxígeno", y les explica que "se está recibiendo apoyo externo de otros profesionales sanitarios que, desinteresadamente, nos están ayudando a controlar a los residentes".