Irache recibe decenas de reclamaciones y consultas por el cierre de Dentix

20.05.2020 | 12:30
Clínica Dentix en Pamplona.

PAMPLONA. La asociación de consumidores de Navarra Irache ha recibido en las últimas semanas decenas de consultas por el cierre de Dentix, clínica dental que tiene oficinas en Pamplona y Tudela y que se encuentra cerrada desde el comienzo del estado de alarma.

Según han señalado desde la asociación, durante este tiempo la clínica ha solicitado preconcurso de acreedores y ha aplicado un expediente de regulación temporal de empleo a sus trabajadores hasta finales de año.

En un comunicado, Irache ha explicado que varios clientes han llamado a la asociación porque "se encuentran muy inquietos por la situación". "Algunos comenzaron un tratamiento odontológico, en ocasiones de miles de euros, y ahora llevan más de dos meses sin ser atendidos y con las piezas sin colocar, por ejemplo. En algunos casos, el cliente tiene molestias debido al tratamiento sin concluir", ha señalado.

En otros casos, según ha expuesto, "ha habido algún problema posterior al tratamiento -que han podido costar más de 10.000 euros- que ha supuesto pérdida de piezas dentales, por ejemplo, y ahora el paciente tiene problemas incluso para comer, más allá de los inconvenientes estéticos".

Asimismo, desde Irache han explicado que "algunos clientes han recibido un correo electrónico en el que la compañía habla de una apertura progresiva y en horario reducido, pero en el que no se especifica una fecha concreta de apertura y mucho menos para la atención de los casos concretos".

"Con las noticias sobre la situación de la empresa, los afectados muestran su preocupación porque no saben si les volverán a atender o, al menos, si podrán recuperar el dinero pagado. Algunos de ellos se quejan porque no les contestan o no consiguen información clara de si podrán retomar el tratamiento o no o en qué momento", ha indicado la asociación de consumidores.

Irache ha detallado que ya está gestionando los casos de los afectados que han acudido a la asociación y ha considerado que "si el cliente pagó al contado parte o la totalidad el tratamiento, puede ser conveniente realizar una reclamación por escrito a la empresa".

En este sentido, ha explicado que "en función de la respuesta que dé la compañía o de la falta de contestación, se valorará la posibilidad de llevar el tema por vía judicial".

Por otro lado, la asociación ha advertido de que "muchos de estos clientes pagaron el tratamiento mediante un crédito vinculado debido a su elevado coste". En estos casos, según ha expuesto, "lo primero que hay que hacer es reclamar de forma fehaciente a la clínica el cumplimiento íntegro del contrato". "Si la clínica no cumple con el contrato, se podría reclamar a la entidad financiera, y dejar de pagar el crédito, pero siempre que se haya reclamado en primer lugar a la clínica y no haya habido una respuesta satisfactoria", ha remarcado.

Desde Irache han advertido de que, en función de los casos recibidos y la respuesta de la empresa, "se valorará la posibilidad de llevarlos ante los tribunales, ya sea de forma individual o de forma grupal". Y han considerado "muy importante que todos los afectados conserven todas las facturas o justificantes de los pagos efectuados". "También es fundamental conservar el contrato firmado así como cualquier comunicación realizada por la clínica durante el proceso", ha señalado Irache.