La vacuna podría llegar en el segundo trimestre de 2021

Sanidad notifica 333 nuevos contagios y dos muertos por coronavirus en 24 horas

11.07.2020 | 01:18
Sanitarios del Hospital Público de A Mariña en Burela, Lugo, hacen pruebas PCR. Foto: Efe

barcelona – El ministro de Sanidad, Salvador Illa, pronosticó ayer que en algún momento del año que viene, "muy probablemente en el segundo trimestre", estará disponible una o varias vacunas contra el coronavirus "con garantía y calidad suficiente para poder ser administrada a la población".

El ministro apuntó que estos plazos podrían atrasarse "o también avanzarse si los procesos van bien", pero situó el horizonte temporal en la primavera de 2021 y aseguró que los países de la Unión Europea se están coordinado para negociar conjuntamente y repartir equitativamente las vacunas.

En su intervención en la clausura la 29 Escuela de Verano de Cohesión Social, Ciudadanía y Bienestar de la Diputación de Barcelona, Illa subrayó que, mientras no llegue la vacuna o un tratamiento, la población debe acostumbrarse a convivir con el virus "sin miedo pero con respeto".

"Hay brotes y seguirá habiéndolos", insistió el ministro, que enfatizó en la necesidad de detectarlos precozmente y actuar con rapidez para controlarlos. "Mientras no tengamos una vacuna o tratamiento, habrá brotes. Si somos capaces de actuar rápidamente no debe preocuparnos más de la cuenta", subrayó.

Sanidad ayer notificó 333 nuevos contagios en 24 horas –81 de ellos en Catalunya y 68 en Aragón– lo que eleva el total de casos confirmados a 253.908 (852 más que los registrados hasta ayer, cuando se notificaron 253.056). Según los datos de Sanidad, se notificaron dos fallecimientos en 24 horas, con lo que la cifra total de defunciones es de 28.403, y en los últimos siete días ha habido 10 decesos.

Por su parte, Catalunya notificó 774 nuevos casos positivos, aunque no todos corresponden a las últimas 24 horas. El grueso de los contagios se producen en la comarca leridana del Segrià: el Departamento de Salud reportó 280 nuevos infectados en la zona en los últimos tres días.

De hecho, el número de personas hospitalizadas por covid-19 en Lleida sigue creciendo y ya se sitúa en 84. El hospital Arnau de Vilanova de Lleida abrirá entre ayer y hoy una tercera planta para pacientes con covid-19 una vez ya ha llenado las dos primeras y ante el aumento de casos registrado en las últimas horas, según explicó el responsable del coronavirus del centro, José Luis Morales.

Desde que comenzó la pandemia, 52.643 profesionales sanitarios se han contagiado, de los cuales 22.223 se han infectado desde el pasado 11 de mayo, según el último informe publicado por el Ministerio de Sanidad.

Asimismo, el departamento que dirige Salvador Illa informó ayer de que 49 profesionales sanitarios han iniciado síntomas en los últimos 14 días en España, y 19 en los últimos siete días. De los 22.223 sanitarios diagnosticados desde el pasado 11 de mayo, 439 se han contagiado en un centro sanitario y 706 en un centro sociosanitario, 126 en el domicilio.

Las claves

Los brotes en Lleida se multiplican. El Departamento de Salud catalán tiene contabilizados alrededor de una veintena de brotes en la provincia de Lleida. Según explicó el jefe del Área epidemiológica de Lleida, Pere Godoy, doce de estos brotes se han localizado en empresas frutícolas y cuatro en residencias de la tercera edad.

A Mariña refuerza las medidas. La población de Burela (Lugo), el foco del brote en A Mariña al concentrar el 80% de los contagios, no podrá salir del municipio en los próximos cinco días, de manera que se endurecen las restricciones para este pueblo costero.

en cifras

1.011

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, subrayó ayerque mientras en el pico de la pandemia llegaron a registrarse 47.036 hospitalizados, más de 5.700 de ellos en UCI, ahora hay 1.011 personas hospitalizadas, de las cuales 139 están en cuidados intensivos.

3

Ahora, el lapso de tiempo entre que aparecen los síntomas y se notifica el resultado de las pruebas oscila entre 1 y 3 días, mientras que antes se tardaba entre 10 y 12 días.