Navarra concertará 800 nuevas plazas en residencias y centros de día en 2022

Chivite asegura que habrá "más recurso para inversiones en nuevos centros de día y para adecuar centros residenciales ya existentes", gracias a los fondos europeos

23.11.2021 | 12:03
Lares Navarra ha celebrado hoy la jornada "Cambiando la cultura del cuidar".

La presidenta María Chivite ha anunciado este martes, en el acto inaugural de unas jornadas organizadas por Lares Navarra, que en 2022 el Gobierno foral concertará 800 nuevas plazas en residencias y centros de día.

"El próximo año desplegaremos un fuerte plan de inversiones en infraestructuras y estimamos concertar en torno a 800 plazas en los diferentes ámbitos: 400 residenciales, 260 en centros de día, 54 para personas con discapacidad y 80 para personas con enfermedad mental", ha detallado.

La presidenta ha añadido que habrá "más recurso para inversiones en nuevos centros de día y para adecuar centros residenciales ya existentes", unas intervenciones que se verán favorecidas por los 20 millones que la Comunidad Foral recibirá de fondos europeos.

Chivite, durante la jornada de Lares. Foto: EFE

En su intervención Chivite, ha señalado que la pandemia ha enseñado "el valor de la vida y el valor de la calidad de vida" y por eso ha felicitado el "compromiso" que entraña esta jornada de Lares compartido por el Gobierno foral para una atención "centrada en las personas"

"Bienvenidas las transformaciones que nos va a permitir cambiar el modelo social, no solo el económico. Un modelo que además de innovador tiene que ser cohesionador e inclusivo. Y aquí tenemos un ejemplo muy claro de cómo transformar los servicios que prestamos en esa línea", ha dicho, y ha recordado el Decreto que Navarra aprobó ya el año pasado para regular nuevos espacios residenciales para personas mayores y con discapacidad, y que introduce este modelo.

Ha recordado que se trata de una normativa que "habla de los espacios pero habla también de vida; de favorecer una atención personalizada y lo más cercana posible al entorno familiar y social de las personas residentes. De dar una atención integral" favoreciendo "la accesibilidad y la igualdad".

Una mejora que según ha precisado la presidenta va acompañada de más recursos para poder ampliar ratios e introducir mejoras laborales, de protocolos y de medidas anti COVID.

Por tanto para Chivite este es un escenario en positivo que quiere "seguir transitando desde la colaboración con las entidades que, como Lares, trabajáis para prestar servicios de calidad, servicios del siglo XXI".

Y al respecto ha defendido que las personas mayores son un activo de la sociedad, a la que tienen mucho que aportar, al tiempo que ha apostado por "incentivar la solidaridad y el pacto intergeneracional" porque "no podemos asumir que el bienestar de unos es a costa de otros", lo que le ha llevado a "reivindicar inclusiva, justa con todas las generaciones, un sistema que garantice el bienestar colectivo".

Antes el secretario de Estado de Derechos Sociales, Ignacio Álvarez, ha defendido la necesidad de avanzar en España hacia un nuevo modelo de atención a las personas mayores basado en la proximidad con su entorno y en su autonomía personal.

Durante la jornada de la asociación de residencias y servicios a mayores Lares Navarra con el lema "Cambiando la cultura del cuidar", Álvarez ha agradecido esta iniciativa que ayuda a la reflexión y el debate

En su intervención por videoconferencia ha defendido la necesidad de instaurar un nuevo modelo para las personas mayores que se centre en la proximidad, lo que requiere de servicios de apoyo y domiciliarios, y que proteja su dignidad y su proyecto vital, lo que exige de flexibilidad para adaptarse a las especificidades.

Un nuevo modelo que trasciende de los cuidados físicos, ha agregado, y que deberá estar liderado desde lo público y profesionalizar al cuidador porque es el mayor valor añadido de la atención.

Se pretende una nueva atención que favorezca la autonomía y la libertad de decisión de miles de personas y que contará con fondos europeos de recuperación para un primer paso con el que favorecer la igualdad social también entre las personas mayores, ha concluido.

Para abrir la jornada ha tomado la palabra el presidente de Lares Navarra, Eduardo Mateo, quien tras recordar a las personas fallecidas en la pandemia y reconocer la labor de los profesionales del sector ha sostenido que un modelo de atención integral como el que Lares impulsa exige formación y activar variables como la social y la sanitaria, algo difícil en la práctica.

Y requiere también concienciar a las personas cuidadores, a los residentes y a sus familias porque "sin conciencia de la necesidad de cambio, no hay cambio", ha aseverado, y explicado que este reto implica "conocer de verdad a las personas que cuidamos" y "cambiar la relación hacia un modelo más humanizado para mejorar su bienestar y calidad de vida".
noticias de noticiasdenavarra