Previsión del tiempo en Navarra para el fin de semana

Ascenso notable de temperaturas máximas que rondarán los 20 grados el jueves, y tiempo revuelto viernes y sábado

07.04.2022 | 08:34
Gente disfrutando del buen tiempo en los merenderos de Pamplona.

Las temperaturas máximas experimentarán un ascenso notable en amplias zonas de la mitad norte de Navarra este jueves, llegando a rondar los veinte grados, antesala de un fin de semana inestable con mejor tiempo de cara al domingo.

Según la Agencia Estatal de Meteorología, las temperaturas mínimas continuarán sin cambios o en ligero aumento que será más acusado en el tercio occidental y cotas altas de Pirineos.

Así, los termómetros oscilarán en Estella-Lizarra entre 3 y 20 grados, en Pamplona/Iruña entre -1 y 19, en Roncal/Erronkari entre 1 y 18 y en Tudela entre 3 y 22.

El cielo permanecerá poco nuboso con intervalos de nubes altas aumentando desde el mediodía a nuboso o cubierto en el tercio norte y a intervalos nubosos en el resto de la mitad norte.

Se esperan además heladas débiles dispersas en el Pirineo y sierras occidentales y vientos flojos variables aunque de componente oeste con intervalos más intensos durante las horas centrales.

Viernes: Poco nuboso con intervalos de nubes altas aumentando por la mañana a nuboso y hasta cubierto por la tarde cuando se esperan lluvias débiles y chubascos aislados que entran por el noroeste extendiéndose a toda la Comunidad y llegando al final de manera dispersa y poco probable a la Ribera Baja. Temperaturas mínimas en ascenso y máximas sin cambios en el sur y en descenso en el norte. Viento flojo, de componente oeste en el sur y de sur y suroeste en el norte, arreciando por la mañana en toda la comunidad a componente oeste y amainando al final de la tarde a norte y noroeste flojo.

Previsión para el viernes por la tarde. AEMET

Sábado: Nuboso o cubierto disminuyendo a intervalos nubosos y a poco nuboso a partir de la tarde. Precipitaciones débiles, dispersas y ocasionales poco probables en el sur y más frecuentas al principio. Temperaturas mínimas sin cambios o en ligero descenso más acusado en Pirineos y máximas en descenso. Viento flojo variable, predominando el noroeste y norte en horas centrales.

Domingo: Poco nuboso con intervalos de nubes altas y también de nubes bajas en la Ribera y en el tercio oeste. Temperaturas mínimas con pocos cambios y máximas en ascenso que será localmente notable en el noroeste. Viento de sur y sureste con rachas muy fuertes en los tercios norte y oeste.



La Semana Santa comenzará inestable para acabar con sol y ambiente cálido


El tiempo para la Semana Santa se presenta variable en casi todo el país, con un comienzo más inestable y lluvioso antes de dar paso, a partir del Viernes Santo, a unos días muy soleados y con temperaturas en claro ascenso.

Como suele ser habitual, el tiempo en Semana Santa será "variable", ha avanzado Rubén del Campo, portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), quien ha señalado que se presentan cambios a lo largo de los próximos días.

Así, este viernes y sábado, y tras unos días muy invernales, dominará, en general, un ambiente estable y con temperaturas propias de la época en amplias zonas del país, aunque la borrasca Diego, nombrada por la Agencia de Meteorología de Francia, dejará fuertes rachas de viento, lluvias e intenso temporal marítimo en Galicia y en las comunidades cantábricas.

El domingo se espera una jornada con tiempo estable y sin precipitaciones; sin embargo, y aún con incertidumbre, la aproximación de un frente atlántico al extremo occidental podría dejar precipitaciones que afectarán principalmente al entorno de Galicia.

Respecto a las temperaturas, Del Campo ha señalado que este día festivo, Domingo de Ramos, las temperaturas sufrirán una ascenso importante en el interior peninsular de hasta 8 grados y "extraordinario" con 10 grados por encima de lo normal en puntos del Cantábrico.

Las máximas subirán hasta los 27 y 28 grados en Sevilla y Córdoba, 26 grados en Toledo, 25 grados en Ourense, 23 grados en Valladolid y 22 grados en Madrid, ha precisado Del Campo.

A partir del lunes próximo, la llegada de un frente muy activo dejará lluvias que barrerán la península de oeste a este, sin apenas alcanzar el Mediterráneo, acompañado de un descenso "notable" de las temperaturas, que en muchos zonas supondrá una caída de hasta 8 grados con respecto al día anterior.

El martes seguirá lloviendo en buena parte del país, incluso en el Mediterráneo, aunque ya de forma más "débil y dispersa", en general, y más acusada en Galicia y Andalucía oriental; las temperaturas serán algo más frescas en el interior peninsular y en la mitad oriental.

Para el miércoles y el Jueves santo quedara algún resto de inestabilidad con lluvias dispersas con lluvias en la zona norte y en el área del Mediterráneo, y el Viernes y el Sábado Santo "todo apunta" al predominio de un ambiente templado, e incluso cálido, y estable en la mayor parte del país, ha concluido el portavoz.

noticias de noticiasdenavarra