Condenado tras ocultarse droga en los genitales en Beriáin y no identificarse

El acusado desobedeció a una patrulla de la Policía Foral e intentó huir del lugar

27.05.2021 | 18:54
Imagen de archivo de una detención practicada por la Policía Foral

El Juzgado de Instrucción número 2 de Pamplona ha condenado a un varón a dos meses de prisión como autor de un delito de desobediencia y resistencia por haberse negado a identificarse ante un agente de la Policía Foral en Beriáin, después de ocultarse dos bolsitas con cocaína en los genitales. El juez ha sustituido la pena por 60 días de trabajos en beneficio de la comunidad.

La sentencia dictada por conformidad de las partes indica que los hechos ocurrieron el sábado 15 de mayo de este año sobre las 20.35 horas, cuando el acusado se encontraba en la plaza Larre de Beriáin sentando en una mesa del club de jubilados junto a varias personas. Como consecuencia de una llamada ciudadana que alertaba de la presencia de personas que se encontraban consumiendo sustancias estupefacientes en el lugar, se movilizó una patrulla de la Policía Foral.

Al acercarse a ellos, prosigue la resolución, el acusado se introdujo dentro del club de jubilados, momento en el que uno de los agentes intervinientes se identificó verbalmente como agente de la autoridad y exhibió su placa policial, para pedirle a continuación que le acompañase para verificar su identidad.

Al recibir la orden, el acusado "se niega en reiteradas ocasiones a acompañarle; se le requiere para que exhiba su DNI y el acusado se niega hasta en cuatro ocasiones; se le requiere para que deje sus pertenencias sobre la mesa para verificar su documentación dentro de la riñonera y el acusado, desobediente, abre la riñonera, se da la vuelta, se introduce dos bolsitas de cocaína en sus genitales; y aun siendo nuevamente requerido por los agentes para que cumpla con lo que se le está indicando, el acusado se gira bruscamente e intenta huir del lugar", relata la sentencia.

En el momento que trataba de marcharse, uno de los agentes "agarra por la espalda al acusado, iniciando por su parte una resistencia grave, que obliga a los agentes a reducirle y a engrilletarle por la fuerza", concluye el relato judicial.

noticias de noticiasdenavarra