Dos imputados por el incendio provocado de residuos ilegales en Tiebas

Se trataba de casi 300.000 kilogramos de polietileno lineal utilizado para el cultivo de zanahorias en Francia

28.06.2021 | 11:51
Imagen de los residuos

Agentes de la Policía Foral, adscritos a la Brigada de Protección Medioambiental, investigan a dos varones (un navarro de 74 años y un ciudadano francés, de 54) como presuntos autores de un delito contra los recursos naturales y el medio ambiente.

Las investigaciones comenzaron en mayo, cuando se produjo un incendio en una nave sin actividad sita en Tiebas-Muruarte de Reta y que movilizó bomberos, que tardaron varias horas en extinguir el fuego, y patrullas de la Policía Foral.

Tras confirmarse que el incendio se había producido por la quema intencionada de una gran cantidad de residuos plásticos acumulados, la Brigada de Protección Medioambiental de la Policía Foral se hizo cargo de la investigación al poder constituir delito medioambiental. Se trataba de casi 300.000 kilogramos de polietileno lineal utilizado para el cultivo de zanahorias en Francia.

Los investigadores localizaron al administrador de la empresa, que habría trasladado hasta allí los residuos junto a un socio francés. Además de aportar una serie de informaciones que resultaron ser falsas, los policías forales descubrieron que la empresa no estaba inscrita en el registro de transportistas de residuos ni había seguido los procedimientos legales, y que las instalaciones carecían de licencia de actividad y de condiciones mínimas de seguridad, ni tan siquiera para almacenar ese tipo de residuos.

Por todo ello, ambos fueron investigados como
presuntos autores de un delito de traslado ilícito de residuos (art. 326 del Código Penal) y se informó mediante atestado al Juzgado de Aoiz y fiscalía de Medio Ambiente.

Cabe destacar el peligro inherente a este tipo de conductas, con un impacto ambiental que pueden generar sucesos como el incendio que se produjo y que conllevó importantes emisiones tóxicas -dioxinas, furanos y metales pesados- a la atmósfera. Además, al tratarse de material empleado para el cultivo en otro país, podría acarrear riesgos sanitarios si se reutiliza en cultivos locales por su falta de control y salubridad.

noticias de noticiasdenavarra