La valenciana Ana Penyas, primera mujer en ganar el Premio Nacional de Cómic

La autora defiende que el cambio hacia la mujer debe ser mucho más profundo

07.02.2020 | 13:23
Penyas, con el libro.

madrid - La autora novel valenciana Ana Penyas ganó ayer el Premio Nacional de Cómic, la primera vez que lo hace una mujer, con su primera novela gráfica Estamos todas bien, una narración que "recupera la memoria histórica a partir de una historia familiar" y recupera "voces olvidadas".

Así lo decidió ayer el jurado de este premio, que concede el Ministerio de Cultura y que está dotado con 20.000 euros, que destacó de la obra de Penyas (Valencia, 1987) la creación a través de la narración de un "puente entre generaciones" que aborda la historia de sus abuelas con una narración que da voz a "generaciones olvidadas", a través de recursos gráficos propios del cómic y de "otros géneros". Con este premio Penyas se ha convertido en la primera mujer en conseguir este galardón, con el que suma tres ya que desde el año pasado le otorgaron el Premio Internacional de Novela Gráfica Fnac-Salamandra Graphic y el que le entregaron este año en el Salón del Cómic de Barcelona como autora "revelación nacional".

En Estamos todas bien, publicado por Salamandra Graphic, la valenciana cuenta la historia de su abuelas, Maruja y Herminia, y hace un retrato de una generación olvidada.

Preguntada por el hecho de haberse convertido en la primera mujer en ganar este premio, Penyas no se mostró "tan optimista". "Entiendo que algo cambiará, pero habrá que ver con detenimiento la profundidad del cambio", dijo. "Que hayan concedido por primera vez el premio a una mujer suena al año en que estamos. Parece que 2018 es el año de las mujeres en todas las instituciones, noto que hay algo general, pero no soy tan optimista: esperemos que sigan los cambios, pero veo que normalmente se queda en lo mediático", lamentó la artista.

"una realidad olvidada" Su obra premiada, Estamos todas bien, es en cierta forma parte de esta "reivindicación feminista", tal y como ha reconocido la autora, quien da voz a través de la memoria a sus dos abuelas -Herminia y Maruja-, quienes hicieron "un trabajo invisible" en la posguerra española. "Para mí esta obra supone poner el foco en las mujeres de una generación concreta que ha estado muy atravesada por el franquismo, en mujeres que han vivido dentro de las casas cuidando de los demás y haciendo este trabajo invisible", comentó, tras añadir que es una "revindicación de su papel en la Historia".

Penyas señaló que este olvido sigue estando presente en la generación actual, donde "la gente mayor se valora menos, las mujeres mayores todavía menos y eso teniendo en cuenta que hay una población envejecida: es una realidad olvidada". La autora pone el foco en la Transición para responsabilizar a parte de esta invisibilidad de las mujeres.

Con humor, recordó que su abuela Herminia, que ya decía "sentirse famosa" con el cómic, "ahora va a alucinar" -Maruja, con la enfermedad de Parkinson, "ya no puede casi hablar", señala con tristeza-. Sobre el destino que dará al dinero del premio -30.000 euros- adelantó que le permitirá "prescindir de algunos encargos y tener un colchón, que no está mal viviendo en Madrid", concluyó. - Agencias

Lo último Lo más leído