SEGUNDA B

Un punto con diez

sin goles | el tudelano no pasa de la igualada ante un rival directo tras jugar 40 minutos en inferioridad

08.02.2020 | 20:01
El árbitro muestra la roja a Bravo.

Tudelano0

Gernika0

TUDELANO Pagola, Delgado, Julen Arellano, Álvaro Meseguer, Lalaguna, Rúper, David Soto (Tepa, m. 89), Adán Pérez, Ion Vélez (Unai, m. 79), Víctor Bravo y Álvaro Navarro (Ibai Ardanaz, m. 78).

GERNIKA Diego Carrio, Kevin, Ander Larrucea (Igor, m. 13), Aimar, Carracedo, Lancer (Parra, m. 68), Enziondo, Otiñano, Pradera, Abaroa y Gandiaga (Etxabe, m. 74).

Árbitro Eder Mallo Fernández, asistido por Moreno y Fernández (Comité Castellano leonés). Expulsó por doble amarilla a Víctor Bravo en el minuto 52. Amarillas a los visitantes Larrucea, Lancer, Igor, Gandiaga, Etxabe y Carracedo.

Estadio Ciudad de Tudela. 500 espectadores.

tudela - Nuevo traspiés del Tudelano en casa, con un empate sin goles ante un rival directo. El equipo navarro no acaba de cuajar un buen partido en su terreno, lo que está haciendo que le cueste salir de los puestos delicados.

En esta ocasión, el partido estuvo condicionado por la expulsión de Víctor Bravo nada más iniciarse la segunda parte, en el minuto 52, que obligó al equipo navarro a jugar en inferioridad prácticamente toda la segunda parte.

La primera mitad fue muy igualada. En el minuto 3, un remate de Ion Vélez se estrelló en el lateral de la red. El equipo estaba bien, intentó llevar la iniciativa y buscar la meta rival. Una galopada a gran velocidad de David Soto culminó con un disparo alto. Un poco más tarde fue Ion Vélez el que dispuso de una ocasión, pero el meta visitante detuvo sin problemas. Antes de la media hora, Víctor Bravo ejecutó una falta por encima de la barrera, pero Diego Carrio volvió a lucirse.

El equipo navarro lo siguió intentando. Álvaro Navarro empalmó en el minuto 37 un gran disparo desde fuera del área, pero el balón salió alto por poco. El dominio de los locales no daba sus frutos, a pesar de disponer de ocasiones claras para marcar.

El Gernika se cerró con su defensa de cinco y apenas inquietó al meta Pagola, que no tuvo trabajo en la primera mitad.

La segunda parte estuvo condicionada por la doble cartulina a Víctor Bravo, la segunda inexplicable, que generó una sonora bronca para el colegiado, que le prolongó cada vez que el jugador del Gernika que la provocó, Kevin, tocaba el balón.

Fueron pasando los minutos con la misma tónica que la primera parte. El Tudelano seguía intentándolo, pero el Gernika cerraba bien los huecos cercanos a su área. El equipo local notó la ausencia de su goleador, Toni Gabarre, y de David Lázaro en la medular, ambos sancionados en el día de ayer.

El equipo sigue sin obtener buenos resultados ante rivales directos, lo que le condena a seguir sufriendo hasta el final de la temporada. El Tudelano no ha conseguido ganar a ninguno de ellos en casa y sí que logró puntos a domicilio ante la Gimnástica de Torrelavega. Aun así, la situación en la tabla sigue como estaba, ya que el punto permite mantener la distancia con respecto al Gernika y, por ahora, el equipo se mantiene fuera de los puestos de descenso directo .

El domingo se presenta la siguiente oportunidad para puntuar ante el Oviedo B.