CaixaBank cerrará una de cada seis sucursales hasta 2021 y prevé mejorar su rentabilidad

La entidad asegura que la clausura de oficinas tendrá un impacto reducido en Navarra, con una red de 150 locales
Los ingresos crecerán un 5% al año

07.02.2020 | 20:35
Plan Estratégico 2019-2021 de CaixaBank

La entidad asegura que la clausura de oficinas tendrá un impacto reducido en Navarra, con 150 locales.

pamplona - CaixaBank cerrará en los próximos tres años una de cada seis sucursales. La primera entidad española por cuota de mercado presentó ayer su plan estratégico hasta 2021, que acelerará la transformación del negocio, el adelgazamiento de la red iniciado hace ya una década y la apuesta por los canales digitales y móviles. Cada vez más usados, son sobre todo mucho más lucrativos para un banco que se ha fijado como objetivo para los próximos tres años el incremento de su rentabilidad, el pago de un dividendo de al menos el 50% de su beneficio y el aumento del coeficiente de solvencia hasta el 12%.

Metas ambiciosas en un entorno de competencia elevada, que requieren de intervenciones en el modelo tradicional de la oficina bancaria. CaixaBank no será menos que el resto de grandes bancos y, pese a defender un modelo de cercanía al cliente, anunció que cerrará 821 oficinas, sobre todo en grandes núcleos urbanos. Es decir, una de cada seis de las más de 4.461 oficinas con las que cuenta en estos momentos. El recorte, explicó Gonzalo Gortázar, consejero delegado de la entidad, tendrá impacto en la plantilla, que se verá reducida. "Habrá un excedente, pero la reestructuración será gradual", dijo Gortázar, quien pidió ayuda a los representantes sindicales y recordó que la entidad apuesta por mantener la red de oficinas rurales. Gortázar reclamó "complicidad" a los representantes sindicales, ya que se deben llegar a pactos o convenios para flexibilizar las condiciones laborales de estas oficinas, fomentando el formato unipersonal y eliminar normas como la que requiere a un segundo responsable por sucursal. Los sindicatos ya reclamaban ayer que se garantice las reubicaciones y que el impacto en la plantilla sea mínimo.

Fuentes de CaixaBank explicaban ayer que el impacto de esta reducción en la red será muy reducido en Navarra, donde la entidad presidida por Jordi Gual cuenta con 150 oficinas, 105 de ellas en el medio denominado rural. "Lo que se hace es concentrar oficinas urbanas en grandes oficinas y Navarra es una comunidad con mucha localidad rural. Y ya se ha hecho el trabajo de abrir oficinas store", explicaban desde CaixaBank, entidad líder en la Comunidad Foral con algo más de un 33% de cuota de negocio.

El traslado de los clientes desde las oficinas a los cajeros y a los canales digitales no es una apuesta nueva. De hecho, desde 2014 la entidad ha reducido cerca de un 50% el cobro de cheques, los ingresos y las retiradas de efectivo y operaciones de actualización y consulta sin mayor valor añadido. El objetivo último es transformar sus oficinas en centros de asesoramiento, con un horario más extendido, sin puesto de caja y agentes especializados para atender las necesidades del cliente.

Así, la entidad prevé abrir unas 600 oficinas store que responden a este planteamiento y que serán el vehículo desde el que la entidad logre mejorar tanto sus márgenes como su rentabilidad y su solvencia. Los últimos test de estrés a la banca europea situaban a las entidades españolas entre las menos capitalizadas. Puesto en números, CaixaBank quiere alcanzar una rentabilidad (ROTE) superior al 12% en 2021, o de un 10% en caso de que se mantenga plana la curva de tipos de interés, y lograr una ratio de capital CET1, que mide la solvencia de una entidad, del 12%, además de 100 puntos básicos de colchón transitorio para absorber potenciales cambios de regulación. La entidad espera asimismo que los ingresos recurrentes crezcan en torno a un 5% en tasa anual compuesta, impulsados por un aumento de más del 5% del margen de intereses, de un 4% de las comisiones y de hasta un 10% de los ingresos por seguros.

las cifras

3

cierres en diciembre

CaixaBank cerrará en las próximas semanas tres oficinas del centro de Pamplona. La de la Plaza del Castillo, cuyos clientes serán atendidos en la plaza Consistorial; la de Carlos III 26 (antigua Barclays) y la de la calle San Cristóbal en la Txantrea, barrio en el que hay cuatro oficinas.

13

oficinas 'store' en navarra. De ellas, siete se encuentran en Pamplona y tres más en los alrededores: Barañáin, Burlada, y Zizur. Las otras tres se sitúan en Tudela, Tafalla y Estella. Del total de la red, 45 oficinas se ubican en Pamplona y alrededores, y 105 fuera en el resto de la comunidad.

el plan estratégico

Mejorar la experiencia. El Plan Estratégico plantea una mayor orientación al cliente, apoyada en una aceleración de la transformación digital. El modelo de atención evoluciona para adaptarse a los cambios de hábitos

Acelerar la transformación digital. El uso de nuevas

tecnologías y nuevas metodologías de trabajo permitirán aumentar la flexibilidad de la estructura tecnológica, manteniendo un entorno seguro.

Centrada en las personas. Se potenciará el talento y la diversidad, se definirá y desplegará la propuesta de valor para los empleados y se promoverá la agilidad y colaboración.

Más rentabilidad. El plan implica un crecimiento de los ingresos core superior al de los gastos recurrentes y un objetivo de payout por encima del 50%.

Gestión responsable. Las iniciativas en este ámbito promueven la transparencia con los clientes; la cultura y la inclusión financiera; la acción social y el voluntariado; y la financiación sostenible

la cifra

3%

morosidad en 2021

CaixaBank espera que la morosidad se sitúe por debajo del 3% en 2021, frente al 5,1% en que se situaba en septiembre de este año. CaixaBank explica que la "sostenida" reducción de dudosos y la "fuerte" cobertura respaldan los bajos niveles de coste de riesgo, por debajo de los 30 puntos básicos.

Lo último Lo más leído