Santiago Sala, Premio Empresario del Año 2018

Más de 300 personas asisten a la entrega de este reconocimiento, que cumple su 28ª edición

08.02.2020 | 16:49
La presidenta del Gobierno Foral, Uxue Barkos, acompañada por el vicepresidente de Desarrollo Económico, Manu Ayerdi (d), entrega al director general del Grupo Apex, Santiago Sala (c), el Premio Empresario del Año 2018.

pamplona - Santiago Sala, director general del Grupo Apex, recibió ayer el 28º Premio Empresario del Año 2018, de la revista Negocios en Navarra, al que acudieron más de 300 personas de diferentes ámbitos. La presidenta Uxue Barkos entregó esta distinción.

Sala compartió el galardón con la plantilla, directivos, socios, empresas colaboradoras, como Zabala Innovation Consulting, el CNTA o Arpa Asociados, y con su familia, "que paga las horas que invierto en un trabajo que me apasiona", dijo. El director general de Apex recordó a su mujer, Bela, y a sus tres hijos, Santiago, de 16 años; Sofía, de 14 e Isabela, de 12. En el acto, reivindicó que se debe "cuidar el empleo como la gallina de los huevos de oro" y pidió al Gobierno foral "audacia" para "profundizar en mantener la ventaja económica que supone la autonomía normativa". En el 40º aniversario de la matriz del grupo en Ribaforada, localidad en la que tiene la sede social, Sala reiteró que Apex está presente en 64.000 puntos de venta en España y que cada minuto y medio una persona come uno de sus aperitivos. En su discurso, puso en valor la diversidad de Navarra. "Todos deberíamos ser constructivos y evitar el enfrentamiento porque todos somos y hacemos Navarra", dijo. En el plano económico y empresarial, resaltó que Navarra es "un ecosistema único", y sobre la administración, destacó que "es muy cercana y aporta". "Incluso Hacienda está siempre muy pendiente", ironizó. Por eso, pidió al Gobierno de Navarra, al actual y a los futuros, que sean "audaces" con "la autonomía fiscal". Apostó por "más empresas y más actividad, con impuestos más moderados". Se refirió a la fiscalidad navarra, que "tradicionalmente favorece la actividad económica" y remarcó que "los incentivos y bonificaciones a la inversión, al patrocinio deportivo y a la innovación siguen siendo muy buenas iniciativas". Pero, remarcó que el impuesto de Patrimonio es "un obstáculo", planteó que la fiscalidad premie a las empresas por su número de empleados y pidió más recursos a la atracción de inversión extranjera.

La presidenta Uxue Barkos aludió a algunos riesgos que amenazan la economía y apostó por "prever las situaciones", y por adelantarse, no ya al mundo de los próximos años o meses sino al de "las próximas horas". Aseguró que el Gobierno "se empeña en prever las situaciones". "No tengo ninguna duda de que adelantarnos en avanzar en el mundo que viviremos dentro de unas horas es algo que nos debe ocupar y preocupar". "Habrá de ser exigida la más brillante de las gestiones en prepararnos para ese mundo", manifestó. Sobre la fiscalidad, dijo que se trata de "una tensión que ha de ser" y que "algo -de lo dicho-, incluso podemos compartir". Previamente a la entrega del galardón, Alejandro Ruelas-Gossi, profesor en la Universidad de Miami, habló de Paradigmas que hoy ya no funcionan. - S.Z.E./ Agencias