Iberdrola refuerza su apuesta por la energía solar y se interesa por la firma X-Elio

La eléctrica, líder en renovables, no tiene instalaciones fotovoltaicas en España

08.02.2020 | 18:00
Iberdrola aún no tiene capacidad de generación eléctrica solar fotovoltaica instalada en España.

pamplonA - La fuerte apuesta por las energías renovables que realiza la eléctrica Iberdrola va a tener su traslación, más allá de la hidráulica y la eólica, también a la energía solar fotovoltaica y en este sentido estaría interesada en compañías como X-Elio, la sociedad que puso en marcha el grupo Gestamp en 2005, y que en la actualidad está controlada por el fondo KKR y la citada Gestamp, según fuentes del sector energético.

La compañía nacida como Gestamp Asetym Solar cambió su nombre al actual X-Elio en 2015 tras entrar en su accionariado el Fondo KKR Global Infrastructure Investor II, con el 80% del capital, quedando el restante 20% en manos de la familia Riberas.

La compañía X-Elio tiene presencia en una docena de países, ha construido más de 650 MW solares y tiene en operación una cuarentena de parques fotovoltaicos.

Fuentes de Iberdrola declinaron valorar la información pero en el sector energético consideran que la compañía presidida por Ignacio Galán tiene interés en seguir creciendo en la generación eléctrica renovable, de la que es una empresa líder mundial, en especial en la solar y en mercados donde ya está presente como operador, casos de España y México, en los que X-Elio tiene proyectos en marcha.

Más que en los activos de X-Elio, fuentes del sector solar consideran que Iberdrola estaría más interesada en los proyectos futuros que la empresa de Gestamp tiene en cartera como los 455 MW que se adjudicó X-Elio en la subasta de energías renovables española de 2017.

La apuesta de Iberdrola por la energía solar se ha concretado en los últimos tiempos a la vista de varios factores favorables. Entre ellos la notable mejora de competitividad en precio pues, según fuentes de Unef, la reducción de costes de producción solar fotovoltaica ha alcanzado el 80% en la última década, el impulso que le ha dado al sector la aprobación de la directiva europea de energías renovables que aporta seguridad y estabilidad al marco regulatorio del autoconsumo eléctrico, el apoyo al sector fotovoltaico que ha marcado el discurso oficial del Gobierno de Sánchez y, sobre todo, la derogación del mal llamado impuesto al sol.

El problema es que X-Elio, para alegría de sus accionistas, puede tener más novias en este contexto favorable al impulso de las energías renovables, lo que elevaría su precio si se diese una puja entre varios grupos.

Entre los posibles interesados estarían otras compañías energéticas del sector de derivados del petróleo que quieren posicionarse, sí o sí, en la generación eléctrica pues el futuro pasa por ahí. Entre ellas no sería descartable Repsol. La compañía que dirige Josu Jon Imaz espera alcanzar una cuota de mercado eléctrico del 5%. Para este proceso, Repsol contempla en su nueva estrategia inversiones de 2.500 millones de euros.

En la actualidad, Iberdrola ha focalizado toda su estrategia en consolidarse como líder internacional en energías limpias. La empresa cuenta con una importante presencia y un extraordinario know-how en los segmentos eólico e hidráulico pero no tanto en energía solar. En 2018 Iberdrola contaba con una capacidad renovable repartida por medio mundo de 29.592 MW, de ellos 15.836 MW en el Estado español. Esta capacidad de generación eléctrica renovable de la empresa vasca se reparte entre 5.768 MW eólicos, Iberdrola es líder indiscutible en el Estado, y más de 10.000 hidráulicos. Iberdrola sólo cuenta con 400 MW fotovoltaicos repartidos entre México y Estados Unidos pero no cuenta con instalaciones en España, de ahí su interés por X-Elio.

La cifra

650

Es el número de megavatios (MW) que tiene construidos X-Elio. La empresa de Gestamp, con 200 trabajadores, está presente en 12 países y opera 41 parques solares fotovoltaicos. En 2017 se adjudicaron 455 MW en la subasta de renovables del Estado español. Iberdrola por su parte, tiene en total 400 MW fotovoltaicos pero ninguno en España.