LAB reedita su liderazgo en las elecciones de la Administración foral

LAB suma 69 delegados y AFAPNA asciende a la segunda posición, con 37
CCOO se mantiene como tercera fuerza, con 34, y ELA retrocede hasta la cuarta, con 27
UGT, quinta con 27

09.02.2020 | 10:16
Personal del Servicio Navarro de Salud-Osasunbidea vota en una de las mesas.

LAB suma 69 delegados y AFAPNA asciende a la segunda posición, con 37. CCOO se mantiene como tercera fuerza, con 34, y ELA retrocede hasta la cuarta, con 27. UGT, quinta con 27.

pamplona - LAB volvió a ser la primera fuerza en la Administración en unas elecciones en las que estaban llamados a votar 27.105 empleados públicos (3.000 más que hace cuatro años), y en las que se elegían a 264 representantes sindicales. Esta central mantuvo su liderazgo en la mayoría de los ámbitos, como en Educación (12 delegados, uno más), Administración Núcleo de funcionarios (12 representantes, uno más) y Bomberos y Protección Civil (ocho, baja uno), e incluso en otros pasó a ser primera, como en el Instituto Navarro de Deporte y Juventud (con dos), el Instituto de Salud Pública y Laboral (otros dos) y en Euskarabidea -primera vez que se escogían delegados en este ámbito, un total de siete de los que cinco recayeron en LAB-.

Otro de los vencedores de la jornada fue AFAPNA (la Asociación de Funcionarios de las Administraciones Públicas) que incrementó su número de representantes de manera significativa, debido, entre otros motivos, a que ha concurrido en ámbitos en los que hasta ahora no estaba como en Justicia (entra con dos) y en el Instituto Navarro de Deporte y Juventud (se estrena con dos). El sindicato encabezado por Juan Carlos Laboreo continúa su línea ascendente, que ya registró en los comicios de 2015 y salta de la cuarta a la segunda posición, y en esta legislatura podrá formar parte de la Mesa General de Función Pública. Destaca su fortalecimiento en Educación, área en la que se elegían 55 delegados, cuatro más que en la cita de 2015. De ocho pasó a once gracias al descalabro de APS y CSIF que se quedaron sin representación. El sindicato docente ANPE también tuvo un ascenso destacable, al pasar de seis a diez. A pesar de estos trasvases de delegados, LAB es primera fuerza en Educación (12, uno más), seguida por Steilas (11, uno más), AFAPNA queda tercera (11, tres más), ANPE pasa a ser cuarta (diez, cuatro más), CCOO baja a la quinta con siete delegados (uno más) y como sexta está ELA, que conserva los cuatro representantes.

El hecho de que LAB sea primera fuerza y AFAPNA, segunda, refleja dos bloques muy diferenciados en la plantilla de la Administración para ejercer el sindicalismo.

la otra cara En cambio, hubo otros sindicatos que no tuvieron el resultado esperado. ELA pasa de segundo sindicato a cuarto en la Administración. Disminuye su representación en ámbitos como Hacienda (baja de cuatro a uno), Administración Núcleo de Funcionarios, Justicia y el INDJ (aquí se queda sin delegado) La central, que ha sido crítica en esta legislatura con la política del Gobierno sustentado por los partidos del cambio, retrocedió en sus aspiraciones. Conserva la cuarta posición por votos.

UGT, en cambio, evitó continuar con su caída en la Administración que llevaba encadenando varias legislaturas, gracias a integrar al Sindicato de Personal Administrativo. Con este movimiento logró mantener el quinto puesto, con 27 delegados. Por separado, en las anteriores elecciones, UGT sumó 17 y SPA, 8.

como tercera fuerza CCOO también ha sufrido una pérdida de votos pero ha sido más contenida y le ha permitido conservar su tercera plaza como sindicato de la Administración. Pierde en Justicia, Administración Núcleo de funcionarios y Servicio Navarro de Empleo; avance en Bomberos y Protección Civil y Educación y se mantiene en el ANAP, en el ISPLN, en el INDJ y conserva su liderazgo en Hacienda.

suprimidos dos ámbitos En estas elecciones, a diferencia de 2015, había dos ámbitos que no se incluían al haberse extinguido: el Instituto Navarro para la Familia y la Igualdad con nueve delegados, cuyo personal funcionario se distribuyó en las áreas de la Agencia Navarra para la Autonomía de las Personas y en Administración Núcleo. Lo mismo ocurrió con la Agencia Navarra de Emergencias, con nueve representantes, cuyo personal laboral se derivó a Administración Núcleo de laborales, motivo por el que este ámbito pasó de nueve a trece delegados a elegir. En esta ocasión, por primera vez, el personal elegía delegados en Euskarabidea: había en juego la elección de siete representantes, de los que cinco fueron para LAB y dos para ELA, únicas listas registradas.

el conflicto en salud El Servicio Navarro de Salud-Osasunbidea era uno de los ámbitos más esperados para saber cómo reaccionaba el electorado ante el conflicto laboral que ha enfrentado a la plantilla contra el Gobierno foral. Ese proceso ha reforzado al Sindicato Médico de Navarra (SMN), que pasa de ocho a doce delegados. LAB sigue primera con 13.