Euskaltel casi duplicará ingresos en 2025 y prevé elevar un 45% su Ebitda

La operadora espera más que doblar su base de clientes en cinco años gracias al lanzamiento de Virgin en el segundo trimestre de 2020

10.03.2020 | 13:29
Logotipo de Euskaltel

MADRID. Euskaltel elevará más de un 80% sus ingresos en seis años, hasta alcanzar los 1.300 millones de euros en 2025, y logrará un resultado bruto de explotación (Ebitda) de alrededor de 500 millones de euros ese año, lo que supone un incremento del 45% frente a los 345 millones de 2019, según consta en su Plan de Negocio 2020-2025 remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La operadora señala que su proceso de expansión nacional, que se iniciaría en el segundo trimestre de 2020 baja la marca Virgin, multiplicará por ocho el tamaño de su mercado objetivo, hasta 18,4 millones de hogares, lo que estima le permitirá más que duplicar el volumen de la base de clientes actuales tanto en servicios fijos como en móviles.

En concreto, espera multiplicar por 2,3 su base de clientes actuales de telecomunicaciones fijas, hasta superar los 1,5 millones de clientes, incorporando a su base alrededor de 800.000 nuevos clientes fijos procedentes de los mercados en expansión. De este modo, en cinco años la base de clientes del grupo se distribuirá al 50% entre los usuarios de sus mercados actuales y los procedentes del resto del 85% del mercado en el que no estaba presente hasta ahora.

Por su parte, prevé que los servicios móviles contratados superen los tres millones en 2025, frente al millón de servicios en la actualidad, multiplicando prácticamente por tres la base actual de volumen de servicios móviles utilizados por los usuarios.

Como consecuencia del crecimiento en la base de clientes, tanto de fijo como de móvil, los ingresos crecerán prácticamente el doble en los próximos cinco años, con una media de crecimiento anual del 11%.

Este crecimiento de los ingresos estará basado, fundamentalmente, en la ejecución del plan de expansión nacional, según la compañía, que espera que en 2025 el 38% de los ingresos totales procedan del negocio correspondiente a la expansión en el resto del Estado.

Por su parte, el Ebitda del grupo crecerá una media del 6% anual, hasta alcanzar el rango de alrededor de entre 470 y 520 millones de euros, desde los 345 millones actuales, lo que representa un crecimiento del 45% con respecto a los niveles actuales. Este aumento se deberá tanto a su entrada en todo el mercado español, como a la expansión de su huella actual y las mejoras de eficiencia.

CAJA E INVERSIONES

El flujo de caja operativo se prevé se sitúe entre 240 y 280 millones de euros en 2025, lo que representa un 60% de crecimiento respecto a 2019, gracias a la expansión nacional y las eficiencias de costes. Así, detalla que en 2020 se verá afectado por las inversiones en su expansión, pero prevé que una vez que el crecimiento se estabilice crezca rápidamente.

Asimismo, la compañía remarca que una característica destacable de este plan es que la inversión para la expansión nacional está ligada casi en su totalidad al crecimiento en la base de clientes, de forma que la inversión total dedicada a este proceso estará por debajo del 20% de los ingresos a largo plazo.

En concreto, las previsiones de Euskaltel indican que la inversión total para su expansión nacional alcanzará en 2025 entre 80 y 90 millones de euros, de los que un 90% estarán relacionados con el crecimiento de clientes, mientras que el 10% restante corresponderá a otros aspectos como el mantenimiento de la red o los sistemas de Tecnologías de la Información (TI).

En este contexto, añade que el plan de negocio se financiará en su totalidad gracias a la fortaleza de su caja, lo que permitirá a la compañía mantener un apalancamiento estable de alrededor de cuatro veces el Ebitda (4,2 veces en 2019 y 4,1 veces en 2020). A medida que el negocio del plan de expansión gane escala, el endeudamiento se irá reduciendo rápidamente, hasta que se sitúe en torno a tres veces el Ebitda en 2025.