Los alimentos ya suben en los 'súper' navarros: 140 euros por familia al año

El aceite de oliva y la carne de cordero, entre los productos que más incrementan su precio en 2021 y los carburantes se sitúan en niveles de 2012

20.10.2021 | 21:20
Carnicería en el mercado del II Ensanche de Pamplona.

Con los combustibles, el gas y las electricidad en máximos, era cuestión de tiempo que estos incrementos comenzarán a trasladarse al resto de los productos. También a los más esenciales, como los alimentos, que se han encarecido por término medio un 2,2% en el último año en Navarra y cuyo encarecimiento comienza a ser perceptible ya por los consumidores en los lineales de los supermercados.

Y a la subida se le pueden poner números: 35 euros más al año en alimentos por persona. 140 en una familia con dos hijos. 

De hecho, la Comunidad Foral se está comportando como uno de los territorios más inflacionistas en los últimos meses, de la mano de una recuperación económica también algo más vigorosa y con una dependencia energética similar a la media. Con el IPC en un 4,1%, el punto más alto de los últimos 13 años, casi todos los sectores perciben una cierta escalada.

El aceite de oliva, disparado


Dentro de los alimentos, y según los datos que maneja el Instituto Nacional de Estadística, es el aceite el producto que más se ha encarecido respecto año pasado. Cuesta cerca de un 25% más, si bien en este caso el aumento del precio tiene que ver más con las fluctuaciones del producto, por su mercado y su cosecha, que con la electricidad.

Junto al aceite, son los refrescos, donde el transporte supone un componente esencial los productos que más se encarecen con un alza del 10% respecto al año anterior. Los zumos de frutas (5%) y la carne, con un alza media del 4% son los productos que más han subido de precio en el último año.

Navarra es ya de por sí el territorio donde más se gasta en alimentación entre todas las comunidades autónomas. En 2019, cada navarro dedicó algo más de 1.600 euros al año, una cifra que creció de forma espectacular en 2020, como consecuencia del confinamiento, hasta superar los 1.900 euros.

Teniendo en cuenta que en 2021 el regreso a la normalidad volverá desviar gasto del súper a la hostelería, un crecimiento medio del 2,2%, como el que se registra hasta el momento, supondrá un incremento en el gasto medio cercano a los 35 euros por personas y año. O, lo que es lo mismo, de unos 30 euros al año por persona y unos 140 euros por familia.

El Observatorio de Precios Agrarios de Navarra, que analiza la evolución semanal de un surtido de productos para vigilar los márgenes, confirma el incremento de precios que se registra tanto en algunos productos vegetales como, sobre todo, en los cárnicos. El cordero lechal, por ejemplo, sube más de dos euros el kilo, hasta los 17,45 euros, un incremento cercano al 15%. Más moderado es el incremento que se registra en la ternera y también significativo el de la carne de cerdo, que con una subida superior al 4%.

En estos casos, es el encarecimiento de los cereales y los piensos, así como la recuperación del consumo, lo que explica un alza general en todo el mundo y que, tal y como ha advertido la ONU, tiene consecuencias mucho más graves en los países más pobres. De hecho, la FAO (la organización de Naciones Unidas para la alimentación) recuerda que el trigo se ha encarecido un 41% en el último años, como consecuencia de una demanda sostenida, de un mayor uso de este cereal para piensos y de algunas limitaciones para exportar.

El maíz, otro cereal clave en la dieta de todo el mundo, ha escalado un 38% desde septiembre del año pasado. La FAO prevé que la oferta mundial de grano crezca un 1,1%, mientras que la demanda podría crecer un 1,8%, abonando un cierto desequilibrio global.


Las gasolinas, como en 2013


Llenar el depósito de gasolina es hoy casi 18 euros más caro que hace un año. Es la consecuencia más visible se siete semanas consecutivas de incrementos en los precios de los carburantes, que en el caso de la gasolina rondan los 1,45 euros el litro, su punto más alto desde el año 2013. Esto supone que el llenado de un depósito medio de gasolina pase a cobrarse a 80,63 euros, es decir, casi 17 euros más que en las mismas fechas de 2020, mientras que el depósito de gasóleo escala hasta los 73,5 euros.

Los precios, en cualquier caso, siguen por debajo de la media europea. Así dentro de la UE el precio medio de la gasolina llega a 1,61 euros, mientras que en la zona euro llega a 1,66 euros. En el caso del diésel, que en#Navarra ronda los 1,37 euros, los precios son también superiores en la mayor parte de los países. El precio medio en la zona euro ronda ya los 1,48 euros, como consecuencia de la mayor carga fiscal.

noticias de noticiasdenavarra