El método del 1% para crear un fondo de ahorro para un gasto inesperado

Es un sistema de ahorro progresivo con el que se trata de evitar ponerse metas de excesivamente ambiciosas que se termine por abandonar

01.03.2022 | 23:06
Ahorrar ahora supone poder hacer frente después a imprevistos de cualquier clase.

En estos tiempos de incertidumbre, no está de más hacer un pequeño esfuerzo para ahorrar algo de dinero para cuando llegue una emergencia o un gasto inesperado e ineludible.

Cada cual puede recurrir al sistema que más cómodo le resulte y que mejor se ajuste a su disciplina financiera. Pero hay algunas personas a las que les cuesta mucho ponerse a ello o que llegan muy asfixiadas a fin de mes. Para ellos también hay esperanza.

Antes del plan de ahorro es conveniente tener una imagen clara del presupuesto vital. Foto Pixabay

Aquellas personas con poca costumbre de ahorrar, bien por necesidad o bien por ser un tanto manirrotos, también pueden iniciarse en el mundo de la previsión gracias al método del 1%.

Lo propone el medio especializado en finanzas Business Insider, quien lo aconseja para "personas a las que les cuesta dar ese primer paso o que ya lo han intentado y no lo han conseguido".

Tiene tres fases diferentes

Este método se divide en tres fases diferentes y consecutivas.

La primera exige la creación de un "presupuesto vital", algo básico para el éxito del proyecto. Saltárse este paso es el camino directo a que no sirva de nada el esfuerzo posterior. Se trata de examinar las cuentas particulares y saber cuánto se gasta cada mes y en qué. Lleva su tiempo, ya que hay gastos que no son mensuales y hay que hacerse una idea precisa de en qué se va el dinero.No sería de extrañar que haya pagos que habías olvidado.

La segunda fase comienza con la radiografía clara de la situación. Es la que da nombre al método y consiste precisamente en apartar un 1% de tu salario mensual y pasarlo a una cuenta de ahorro que no cobre comisiones, a poder ser. La mayoría de aplicaciones de banca móvil permiten configurar este ahorro para hacerlo automático y pase directamente de una cuenta a otra tan pronto como se ingrese el salario.

La tercera fase comienza con dos reflexiones: una llega cuando te das cuenta de que a este ritmo se tarda bastante en ahorrar una cantidad decente. Pero la ventaja de haberlo hecho así es que te has demostrado a ti mismo que puedes ahorrar. Y aquí viene la segunda reflexión, hay que pasar de ese 1% a otra cantidad.

Este es el momento clave, darse cuenta que no hay que hacer planes de ahorro utópicos y mantenerse dentro de unos planes prudentes. El truco está en ampliar ese ahorro poco a poco, pasar de ese 1% a un 2% y, pasado cierto tiempo convertirlo en un 3%.

Se trata de hacer un plan de incremento progresivo de ahorro hasta llegar a una cantidad que puedas sostener y que se ajuste al plan económico vital calculado en la primera fase. De estas forma, según los de Business Insider, puedes llegar al punto que recomiendan los profesionales de las finanzas personales, que es ahorrar entre el 10 y el 20% del sueldo.

noticias de noticiasdenavarra