Nosotros, todos los españoles, queremos a Feijóo en Moncloa

11.04.2022 | 06:18
Tres encuestas cocinadas al gusto coinciden en que a Sánchez le queda un suspiro

Día de barómetros pardos. Tres cabeceras diestras presentan sus encuestas de Juan Palomo y en función de sus auto-resultados, determinan en portada la verdad verdadera. "Los españoles piden un cambio de gobierno y elecciones anticipadas", proclama sin rubor ABC en su segunda portada. El complemento es un editorial titulado "La mayoría señala a Sánchez la puerta de salida: urnas ya", y que arranca así: "La última toma del barómetro de GAD3 que hoy publica ABC señala que para la mayoría de los encuestados (un 62 por ciento) el tiempo del Gobierno de Pedro Sánchez ha terminado y que es el momento de escuchar a los españoles en unas elecciones generales y que otro tome las riendas en La Moncloa". Y punto pelota, ¿no.

Si el vetusto diario habla en nombre de tooooodos los censados en el reino de España, La Razón no va a ser menos. Así, el periódico azulón porfía en primera: "Los españoles reclaman unidad y bajar impuestos". De nuevo, vuelve a ser la lectura a favor de obra de una encuesta de NC Report, gabinete demoscópico que tiene acreditado el mal alto índice de fiascos que se recuerda. Incluso más que el arriba mentado GAD3.

Pero de nuevo, eso no es óbice para cascarse un editorial impartiendo y repartiendo doctrina: "En esta tesitura la encuesta sobre la situación nacional que publica LA RAZÓN pormenoriza puntualmente el hartazgo, la desilusión y el desapego de los españoles en un escenario de tangibles dificultades y reveses en el que no encuentran respuestas eficientes de un Ejecutivo que no se cansa de sacar pecho y ponerse medallas. El abrumador porcentaje de contestación en las respuestas del sondeo es una censura popular en toda regla a la acción ejecutiva y a todos esos planes mágicos gestados en La Moncloa".

El no hace mucho renacido El Debate se apunta a la fiesta con su propio barómetro cocinado al gusto. En este caso, el titular proclama que el mesías de Génova ya pisa los talones al villano de Moncloa: "El desembarco de Feijóo provoca ya un empate técnico entre PP y PSOE". Y a partir de ahí, el consabido editorial arrimando el ascua a la sardina propia: "Lo cierto es que el estudio consagra dos tendencias que, en realidad, nunca estuvieron desaparecidas con independencia de su posterior traducción en escaños: la clara mayoría del centroderecha y la imposibilidad del PSOE de gobernar si no es en la funesta compañía de un partido antisistema como Podemos, y de las principales formaciones separatistas".

Así que Feijoó está un cuarto de hora de presidir el consejo de ministros. ¿Qué es lo que hace falta? Pues que la cosa se ponga más negra. Cuanto peor, mejor. Tal cual lo firma Ignacio Camacho en ABC: "Si los españoles siguen teniendo problemas para llegar a fin de mes y continúa creciendo la preocupación económica, Núñez Feijóo llegará a La Moncloa con la placidez de un surfista encaramado en una buena ola".

Urkullu enmienda a Sabino Arana


Por si les ha sabido a poco, aquí les copio y pego una derrapada lingüística de Álvaro Martínez en ABC. Después de que el Parlamento vasco aprobara con una mayoría del 90 por ciento las bases para la futura ley de educación, el chisgarabís escupe: "Urkullu ha decidido finalmente que quiere ser Pujol, a la vejez viruelas, una especie de libertador de la dictadura del castellano 'impuesta por el Estado opresor' y otros blablablás. Empezarán por apretar más en la escuela y la administración, que es por donde la secta suele comenzar su trabajo de zapa. El racista Arana no quería que los maketos hablasen euskera; Urkullu corrige al fundador y se lanza a la inmersión para que no hablen castellano".

Y para el final, la enésima del pío Jorge Fernández Díaz encomendándose a la virgen de Fátima. No tiene arreglo lo del afinador kitchenero: "Para acabar con la primera Gran Guerra, la de 1914, vino también Ella a la aldea portuguesa de Fátima en 1917 advirtiendo a la humanidad que «las guerras son consecuencia de los pecados de los hombres» y que, aunque ese conflicto de 1914 «acabaría pronto» (como así fue, pues terminó el año siguiente), si no había conversión «vendría otra guerra mayor», profetizando la Segunda Guerra Mundial".

noticias de noticiasdenavarra