la carta del día

Estudio sobre Yesa

15.11.2020 | 02:27
Estudio sobre Yesa

el pasado martes, 10 de noviembre, los dos portavoces del Equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Sangüesa / Zangoza, en nombre de la ciudadanía que representamos, junto a don Tomás Morales de la UPV y don Valentín Ibarra de la empresa Ingeotyc, acudimos a una sesión de trabajo de la Comisión de Cohesión Territorial del Parlamento de Navarra para expresar una preocupación que para nuestra localidad dura ya demasiado tiempo.

Vaya por delante el agradecimiento enorme a esta oportunidad.

Acudimos con el ánimo de trasladar al espacio político común de los navarros, las conclusiones técnicas derivadas de un estudio encargado por este Ayuntamiento a la citada empresa. Sabíamos que el propósito era complicado por lo limitado del tiempo disponible y la complejidad del asunto tratado.

Sin embargo, consideramos esencial transmitir la preocupación que sentimos los habitantes aguas abajo del embalse, por las conclusiones técnicas que el estudio arrojó y que se explicaron sucintamente.

En nuestro deber queda la sensación de no haberlo conseguido a juzgar por las respuestas que recibimos de algunos de los grupos.

Entendemos que, en la vorágine del trabajo parlamentario, no queda lugar para la improvisación, pero sí echamos en falta más sensibilidad por parte de alguno de los portavoces asentados en posiciones oficiales.

Como comentamos en la Comisión, la competencia de la seguridad está en manos de Gobierno de Navarra. Hablando en la Comisión de Cohesión Territorial considero que nada cohesiona más el territorio que el ejercicio de la soberanía navarra en auxilio de la seguridad de una parte de él.

Resulta desalentador escuchar al portavoz del PSN en esa Comisión, decir avanzado 2020: "Sabemos que es una obra controvertida, no así para el Partido Socialista".

Es controvertida desde el momento en que se hace oídos sordos a evidencias técnicas ampliamente demostradas; deslizamientos, grietas, más de cien viviendas demolidas a causa de los deslizamientos, presupuestos cuadriplicados y dilapidación de dinero público sin éxito. Es controvertida, efectivamente, porque minutos antes, acabábamos de escuchar por parte de un técnico que las actuaciones que se están llevando a cabo en las obras de recrecimiento están desestabilizando la ladera.

Queremos creer que fuera de lo que considero desafortunadas expresiones en una Comisión, la posición del principal partido del Gobierno es mucho más sensible o empática. De verdad que queremos creer que es así, y que tras escuchar a geólogos de prestigio que la ladera está ahora mismo en estado activo, inestable, más allá de argumentarios de partido o posicionamientos oficiales a nivel estatal, por parte del Gobierno de Navarra se están solicitando más datos, monitorización del estado de la ladera, más información, en definitiva, garantías de seguridad. Y esperamos que éstos sean transparentes y públicos como no puede ser de otra manera.

No intentamos confundir o asustar a la ciudadanía, pretendemos aportar debate científico, datos rigurosos, informes, que han puesto sobre la mesa opiniones cualificadas que afirman que existen muchas dudas razonables de la efectividad de las actuaciones que se están haciendo.

Terminando y en este caso haciendo referencia a las palabras de la portavoz de Navarra Suma. También con su discurso debajo del brazo. Un detalle en sus palabras. Este Ayuntamiento no contrató un estudio porque no le gustara el que hizo Geoconsult para el Gobierno de Navarra. Tal y como expuse en mi intervención que parece no escuchó, encargamos este estudio porque lenguaje técnico y la extensión del encargado por el Gobierno de Navarra para las corporativos de un Ayuntamiento pequeño, sin técnicos ni asesores, se hace complejo de entender. Y dada la importancia del tema, nuestra seguridad, nos pareció esencial, obligatorio, fundamental poder entender cuestiones tan técnicas que en su intervención dijo no había hecho ni leer.

Desde el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Sangüesa/Zangoza seguiremos trabajando para lo que nosotros es una obligación moral y un mandato esencial, intentar que la seguridad de nuestros vecinos esté garantizada, pero necesitamos la complicidad del resto de navarros a los que nos dirigimos en la Comisión de Cohesión Territorial y de los estamentos supramunicipales que deben tomar las decisiones. La autora es alcaldesa de Sangüesa / Zangoza, en representación del Equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Sangüesa / Zangoza