“Algún fichaje ya se ha revalorizado”

Braulio el director deportivo de Osasuna cree que han sido realistas en la confección del equipo pese a haber hecho la mayor inversión de su historia

10.02.2020 | 02:07
El director deportivo de Osasuna, Braulio Vázquez, durante su comparecencia de ayer en la sala de prensa de las instalaciones de Tajonar.

"Cerrar el mercado con la Liga empezada no tiene sentido". Braulio también aprovechó la comparecencia de ayer para criticar que "hay equipos que han empezado mal y han hecho seis o siete incorporaciones en estas semanas", por lo que consideró que "cerrar el mercado de fichajes con la Liga empezada no tiene sentido y, en cierto modo, adultera la competición".

Pamplona - Doce horas después de que se bajara la persiana del mercado estival de fichajes, el director deportivo de Osasuna, Braulio Vázquez, compareció en la sala de prensa de Tajonar para hacer balance. El gallego aportó primero datos para poner en contexto la mayor inversión de la historia del club navarro (13,7 millones de euros en refuerzos, superando los 12,8 de la temporada 2007/2008) y se mostró satisfecho con la plantilla confeccionada para la recién estrenada campaña, la del retorno del conjunto rojillo a la máxima categoría, aunque aprovechó la ocasión para pedir cautela: "A pesar del buen inicio, esto es complicado y vendrán malos momentos. Me voy a ir de vacaciones más relajado, pero el año pasado en la jornada 5 éramos penúltimos y las vacaciones no fueran buenas. El equipo está compitiendo y, hasta la jornada 3, estamos orgullosos. Cada punto lo celebramos como una Champions. Tenemos que saber dónde estamos y ser felices con ello".

Después de destacar que Osasuna va a tener "el segundo o tercer límite salarial más bajo de Primera", asegurar que los equipos de la Liga "se han gastado 1.320 millones de euros en fichajes" -cifra en la que se engloban los 13,7 invertidos por el club navarro- y hablar de la "desventaja competitiva" de los recién ascendidos con rivales "que están asentados en la categoría", así como "del modelo de planificación de Osasuna y lo que eso conlleva", Braulio se congratuló de haber podido mantener el bloque del pasado ejercicio "en consenso con Jagoba (Arrasate)". También presumió de haber "conseguido casi todas las primeras opciones que teníamos desde un punto de vista realista, e incluso han venido algunos que pensábamos que no podíamos conseguir".

En un análisis más detallado sobre los fichajes -dejando al margen a Rubén García, Rober Ibáñez y Brandon, que siguen en el club tras importantes inversiones-, el director deportivo rojillo matizó que "cinco incorporaciones han sido motivadas por necesidades deportivas; y las otras dos, por las lesiones de Unai (García) y Kike (Barja)". "En comparación con otros equipos, siete es un número muy bajo, porque alguno ha hecho 16 y los otros dos recién ascendidos, Granada y Mallorca, 9 y 12, respectivamente. Y no conocía el dato, pero en el último año de Osasuna en Primera se hicieron 14: 11 en verano y 3 en invierno", expuso.

Continuando con su contextualización, Braulio expuso que "algún equipo que lo está pasando mal tiene delanteros que nosotros no tenemos ninguna opción de traer", tesis que aprovechó para justificar la apuesta por el pago de traspasos: "Preferimos esto porque son jugadores patrimonio del club y no ponen en riesgo la viabilidad del proyecto. Son jóvenes y van a tener una revalorización al término de la temporada, e incluso alguno ya la tiene por encima de lo que nos costó, y eso es bueno para el club. Además, traer a jugadores libres con salarios altos podía alterar la armonía en el vestuario".

El director deportivo de Osasuna reveló también haber recibido en los últimos días ofrecimientos de jugadores, "pero no consideramos que hubiera que hacer más esfuerzos para traer al mirlo blanco" del que el propio Braulio habló durante la presentación de Raúl Navas, el último fichaje rojillo, que se concretó el 14 de agosto, casi tres semanas antes del cierre del mercado. Además, añadió que "hay jugadores importantes que todavía no han participado y los que han jugado lo han hecho muy bien; estamos muy satisfechos".

Exrojillos imposibles Braulio también habló de sus deseos, como el de "tener una plantilla con todo navarros, pero no puedo". Y en este sentido se refirió, aunque sin nombrar a ninguno, a exrojillos que en la actualidad son estrellas en otros equipos. "Me gustaría hacer como el Celta, que ha recuperado a Denis (Suárez), Rafinha..., pero su nivel salarial es una locura para nosotros. Ojalá pueda hacer lo mismo Osasuna, pero cuando estén en condiciones, no con 40 años. Eso sería idílico para este club, pero a día de hoy no se puede", puntualizó.

Después de reconocer que Roncaglia fue uno de los fichajes que más le costó cerrar, Braulio expuso los argumentos empleados para convencer a los futbolistas de que vengan a Osasuna: "Tener vídeos como el que vi ayer en una televisión (en referencia al emitido en El día después) y mostrar cómo somos. Ser pesados, que Jago (Jagoba Arrasate) esté encima, que seamos creíbles en lo que transmitimos y aprovechar que tenemos una ciudad increíble detrás, una afición tremenda, un estadio nuevo por hacer, una idiosincrasia... Y anticiparse mucho".

Para rematar, Braulio recalcó que Osasuna es "el club más transparente de Europa" y no se olvidó de mentar a Jagoba Arrasate y su cuerpo técnico. "Ojalá estén aquí muchos años, no por el rendimiento que están dando, sino porque conocen todo y para mí es mucho más fácil trabajar. Aunque nos vaya mal, Jagoba tiene que estar aquí muchos años", aseguró, sin cortarse a la hora de afirmar que, "si por mi fuera, le renovaríamos ya". Y es que Braulio tiene claro que "es importante asentar el proyecto en Primera, pero a largo plazo, porque así tendremos más recursos".