“Esto es un montaje y la investigación no es limpia ni transparente”

polo la defensa de Torres critica que sean pruebas los rumores de la liga Y la versión interesada de Vizcay

29.02.2020 | 01:46
La letrada Cristina Araluce y el abogado José Javier Polo, defensores de Xavi Torres.

PAMPLONa – José Javier Polo, hasta hace escasos dos meses fiscal y ahora en su primer juicio como abogado defensor, en el que representa al exjugador del Betis Xavi Torres, afirmó ayer en su informe de conclusiones que la "instrucción y la investigación" que ha derivado en la acusación del caso Osasuna "no es ni limpia ni transparente" y consideró que "este asunto es un montaje que nos vemos obligados a desmontar". Por ello, ha pedido la absolución de su cliente porque "no se puede condenar a nadie sin pruebas. La prueba aquí está fabricada de modo artificial y la confesión de Vizcay es un elemento nuclear de la acusación, como dijo la fiscal. Pero no es una confesión, es una versión interesada en la que no asume ninguna culpa". "Existen demasiadas dudas en la investigación de este caso para una sentencia condenatoria. No hay una prueba directa y eficaz de que Torres haya participado en el amaño, sólo hay unos supuestos indicios y no han sido corroborados", alegó el letrado en sus conclusiones definitivas en el juicio del caso Osasuna.

A juicio del abogado de Xavi Torres, para el que la fiscal pide dos años de cárcel por corrupción deportiva, "este asunto es un montaje y como es un montaje nos vemos obligado a desmontarlo". "El proceso está viciado, el juicio ha sido limpio, ha sido transparente, pero la instrucción y la investigación que ha derivado en la acusación no es ni limpia ni transparente", ha sostenido. Por ello, manifestó que "el resultado del juicio es confuso, dubitativo, que no nos da lugar a ninguna certeza, sino a muchas dudas, porque la investigación está sesgada y porque el resultado de la prueba no ha sido eficaz, incluso en algún aspecto ni siquiera ha sido válido".

INVESTIGACIÓN CLANDESTINA DE LA LIGA En este punto, "se ha preguntado cuál es la realidad de las cinco versiones que ha dado Vizcay (exgerente de Osasuna) y cuál es el punto de partida de la denuncia y de la investigación privada y clandestina de la Liga". Y consideró que la prueba de cargo de las acusaciones, que es la confesión del exgerente, "se ha construido de manera artificial". "No es colaboradora, es interesada, tampoco es espontánea y tiene mucho de sospechosa", ha agregado. En su opinión, "no se puede excluir" a Vizcay "de la comisión de los delitos" y expuso que si "se excluye desaparece todo el montaje porque él es el que proporciona la idea de que están comprando partidos".

Defendió, además, el letrado de Torres que "las sentencias no tienen que ser ejemplarizantes, tienen que ser justas" y ha defendido que "el fin del proceso no se puede obtener por cualquier medio y no se pude obtener a base de rumores". Se ha referido también el letrado del exjugador del Betis a la investigación que inició la Liga de Fútbol Profesional y ha considerado que fue "clandestina, selectiva y prospectiva, huérfana de puntería". "Es una investigación caprichosa, muy poco profesional, se parte de rumores, es un comportamiento rechazable e ilegítima en su origen", planteó.

Reprobó, además, el abogado que "no se puede admitir la deducción" de que sólo Xavi Torres pueda ser el usuario de uno de los teléfonos que se han investigado y ha afirmado que "no hay ninguna prueba que lo demuestre". "La única deducción posible no es dar por probado que es el autor de estas llamadas y estas negociaciones, es una conjetura entender que podía ser él", argumentó.