La contracrónica

El talón de Budimir

13.03.2021 | 21:43
El jugador de Osasuna Ante Budimir, durante el partido de Liga en Primera Divisió contra el Real Valladolid.

En un partido como el que han jugado Osasuna y Valladolid los pequeños detalles marcan la diferencia. En concreto, en este, lo que fue diferencial fue el talón de Budimir. El croata llegó a rozar el disparo de Calleri cuando estaba en fuera de juego e impidió a los rojillos adelantarse en el marcador.

Y poco más. La primera mitad de Osasuna fue bastante aseada, sin grandes locuras, pero con dominio. En una buena jugada de Nacho Vidal, el lateral se plantó en el área y ahí apareción Calleri para marcar, pero también Budimir para rozar ligeramente el balón y anularlo todo.
Tal vez esa jugada podría haber cambiado el devenir del partido. Hasta ese momento, Osasuna había controlado el partido. No es que hubiese llegado mucho, pero tampoco el rival se había aproximado ni lo más mínimo.

Pero ese no gol parece que descolocó a los rojillos. Tras el paso por los vestuarios, el guión fue el mismo, pero esta vez el protagonista fue el Valladolid. Por suerte, Orellana tuvo la mirilla apuntando a la nueva cubierta de El Sadar en vez de a la portería. Y menos mal.

Y así se certificó un empate a cero que sabe a poco, pero que por lo menos sabe. Osasuna se queda sin golaverage con el Valladolid, pero da otro pasito para amarrar una permanencia en un año complicado. Para el futuro del club asegurar un año más en Primera es fundamental. Además, todo apunta a que la temporada que viene habrá aficionados, algo que todos sabe,mos que es un plus para la entidad rojilla.

Así pues, ir amarrando puntos en casa en primordial. Obviamente Osasuna (y todos) deseaban haber dado un golpe encima de la mesa y encarar el encuentro contra el Huesca con más margen, pero no pudo ser.

Lo mejor de la segunda parte fueron los minutos de aire de fresco que volvió a aportar Javi Martínez. El canterano toca discretamente la puerta cada vez que le dan la oportunidad. No la tira, es cierto, pero la toca insistentemente.

Ya son 29 puntos para Osasuna, que visto como acabó el 2020 no son pocos, pero que tiene aún camino por recorrer. Siguente parada: Huesca. Un partido muy importante que también podría denominarse como "último encuentro antes del Chimy".