Torra pide apoyo internacional al “clamor del pueblo de Catalunya”

El Gobierno español, a través de la ministra Celaá, reclama “moderación” para “apagar pasiones”

08.02.2020 | 17:30
Torra y su Govern, al término de la declaración institucional.

pamplona - Quim Torra considera que el juicio contra los políticos catalanes se convertirá en altavoz internacional del procés y servirá para dar a conocer "la denuncia colectiva de aquello que no debería haber pasado nunca en la Europa del siglo XXI". El president del Govern catalán puso voz -mayoritariamente en inglés- a una declaración institucional en la que se hacía un llamamiento a la comunidad internacional y a la Unión Europea a "sumarse al clamor del pueblo de Catalunya" ante el juicio del procés al tiempo que pedía "valentía" al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para emprender "cambios democráticos" en España.

Acompañado de los consellers del Govern, tras la reunión extraordinaria celebrada con motivo del traslado de los líderes independentistas presos a Madrid, Torra aseguró que "a las puertas del juicio contra la democracia pedimos a la comunidad internacional, ciudadanía, gobiernos, entidades de derechos civiles y humanos, medios de comunicación y personalidades comprometidas con la justicia y la libertad que se sumen al clamor del pueblo de Catalunya en defensa de los principios y valores que han de hacer del mundo un lugar más justo, más seguro y más libre".

Para el president, "el problema de los procesados en este juicio, el problema de los catalanes, es también un problema de la comunidad internacional y, especialmente, de la Unión Europea. Somos ciudadanos europeos con unos derechos y unas libertades que han de ser protegidas por las instituciones comunitarias", aseveró.

cambios y diálogo Tras remarcar el compromiso de su gobierno de "no desfallecer ni retroceder" ante la que ha calificado de "ola represiva y la preocupante involución democrática" en el Estado, Torra apeló directamente a Sánchez. "Pedimos al Gobierno español valentía, coraje y voluntad de emprender los cambios democráticos que España necesita para homologarse a las democracias plenas y avanzadas del mundo. Y la única fórmula que puede garantizar estos cambios es el diálogo, la negociación y el ejercicio del derecho de autodeterminación", señaló.

La respuesta del Gobierno español al emplazamiento de Torra llegó en boca de la portavoz del Ejecutivo de Sánchez, Isabel Celaá, quien aseguró que el president es "libre de expresarse" pero reiteró que la "moderación en la retórica es bastante bien recibida a la hora de apagar pasiones, que no son útiles para resolver los conflictos".

En los mismos parámetros utilizados por el presidente del Supremo, Carlos Lesmes, la ministra de Educación recordó que será un juicio televisado, con toda la visibilidad y las garantías propias de un Estado de Derecho, "absolutamente contrastado y homologable a todos los países del entorno". Así, Celaá insistió en la necesidad de "apaciguar las emociones" y que haya "moderación y sensatez" para que no se susciten en la ciudadanía "pasiones que no interesan en este momento". - J. Núñez