“Lo que une a UPN, PP y Cs es el miedo a que Barkos lidere el próximo Gobierno”

Koldo Martínez advierte al PSN y a EH Bildu de que
Geroa Bai “no va a aceptar vetos de nadie a nadie” para formar Gobierno en Navarra tras el 26 de mayo

09.02.2020 | 04:05
Koldo Martínez, candidato de Geroa Bai al Congreso de los Diputados.

pamplona - El actual parlamentario foral de Geroa Bai y cabeza de lista por esta coalición al Congreso, Koldo Martínez, tiene claro que la unión UPN, PP y Ciudadanos obedece a una cuestión de miedo al cambio: "No se han unido" en la plataforma electoral Navarra Suma "para echar a Pedro Sánchez, sino para echar a Uxue Barkos" del Gobierno de Navarra. En una entrevista concedida a Europa Press, Martínez afirmó que la confluencia de derechas es "para intentar salvar el pellejo al señor Javier Esparza -presidente de UPN-, que sabe que no va a gobernar, porque quien va a gobernar Navarra en los cuatro años venideros va a ser Uxue Barkos sin ninguna duda".

En este sentido, el candidato cree que frente a los miedos que desde la derecha se estaban generando "la ciudadanía navarra ha visto con claridad que hemos demostrado que somos capaces de gestionar mejor, que somos capaces de profundizar en derechos, de revertir recortes", y cree que la ciudadanía va a tener esto en mente también a la hora de votar el 28 de abril en las generales. Además, quiso dejar claro que "con el voto de Geroa Bai no gobernará la derecha y no impediremos de ninguna manera que gobierne una fuerza progresista, democrática y que respete nuestro autogobierno". De esta manera aseguró que "si Pedro Sánchez se compromete a hacer políticas progresistas como las que ha estado haciendo el Gobierno de Navarra, muchas veces con la crítica y con la oposición del PSN, y si se compromete a respetar el autogobierno, nosotros le daremos el voto".

Una palabra, la del PSOE, que desde Geroa Bai reconocen como cercana a su ideario, pero que no siempre responde a los hechos. Y es que Martínez asume que "con el PP nos separan las palabras y los hechos, y con el PSOE nos separan los hechos del propio Partido Socialista", y que no siempre se corresponden con sus palabras. En ese sentido, aseguró que ahora escucha a dirigentes del PSOE haciendo unas críticas terribles a los partidos de derecha que "critican la manifestación de Colón, pues yo quiero recordarle al PSOE que aquí ha participado en todas y cada una de las manifestaciones tipo plaza Colón que se han hecho en Navarra con UPN, con PP, con Ciudadanos y con Vox, y parece que se les ha olvidado, pero nosotros lo tenemos presente y espero que la ciudadanía navarra también".

el psn se autoexcluyó En todo caso, recordó que Geroa Bai "siempre ha dicho" que hubiera querido que "el cambio en Navarra se apoyara en 33 parlamentarios en vez de en 26", pero el Partido Socialista "desde el primer momento puso sus líneas rojas y por lo tanto fue el Partido Socialista el que se autoexcluyó". Además, para la formación del Gobierno en Navarra tras las elecciones de mayo, Koldo Martínez defendió acuerdos basados en programas por encima de siglas, y aseguró que Geroa Bai "no va a aceptar vetos de nadie a nadie". Así, advirtió de que no aceptaría que el PSN vetara a EH Bildu para un acuerdo, "ni aceptaríamos que EH Bildu vetara al PSN, en el caso de que se diera ese veto".

defensa del autogobierno Con vistas a las elecciones generales, Koldo Martínez afirmó que las prioridades de Geroa Bai son dos. Por un lado, "la defensa del autogobierno, que desde luego está en riesgo, no hay más que ver la coalición que han formado UPN, Ciudadanos y PP, y los vientos anti autogobierno que esos grupos traen". Y por otro lado, "la defensa de un Gobierno en el Estado progresista, que respete derechos, que permita el avance de la democracia, y eso quiere decir democracia social, derechos sociales, reconocimiento de derechos a todas las personas en defensa del Estado de bienestar, que también está amenazado por el auge de determinados partidos y organizaciones que ya están hablando en contra de todos esos derechos y en contra del Estado de bienestar".

Además, Martínez desmintió que las formaciones nacionalistas sean un riesgo para el autogobierno basándose en la gestión de estos últimos años que ha "demostrado" precisamente lo contrario. "Hemos defendido la singularidad de Navarra, hemos conseguido una mejor negociación con el Estado por ejemplo del quinquenio del Convenio Económico, consiguiendo para Navarra 640 millones en cuatro años, 640 millones que UPN, no sé si queriendo o sin querer, había dejado que el Estado estuviera cobrando de más, por tanto quitándonoslos a los navarros", recalcó.

lo que los navarros quieran Además, Koldo Martínez explicó que "autogobierno quiere decir que Navarra seguirá siendo lo que los navarros quieran en cada momento". Y afeó a "esos navarristas esencialistas que dicen, aunque no se lo creen, que Navarra ha sido siempre lo mismo a lo largo de la historia. Navarra ha cambiado con los contextos históricos y ha sido, es y será lo que los navarros y las navarras decidan en cada momento".

También fue crítico con el Gobierno socialista que todavía tiene pendiente el traspaso de la competencia de Tráfico a Navarra. "Han pasado ocho meses, no han hecho nada" y ahora que el Gobierno de Sánchez aprovecha el tiempo de descuento para sacar adelante los decretos en los famosos viernes sociales, Martínez aseveró que "si estamos a tiempo de aprobar esos decretos, también estamos a tiempo de aprobar la transferencia. No me vale que digan que para unas cosas si hay tiempo y para otras no".

Sobre la construcción de infraestructuras para Navarra, para las que también influyen los presupuestos que se deciden en Madrid, Martínez aseguró, en el caso del tren de altas prestaciones, que "la apuesta de Geroa Bai es clara a favor del TAP, que unirá las cornisas cantábrica y mediterránea, pero sobre todo que nos llevará hacia Europa y que será para pasajeros y mercancías con capacidad suficiente".

En el caso del Canal de Navarra, recordó que "con la llegada de este Gobierno foral lo que hemos hecho ha sido empezar a hacer informes serios sobre cuál es el mejor método para llevar agua a la Ribera". "En 2012 el ministro Arias Cañete y la presidenta Barcina paralizaron la segunda fase del Canal y desde entonces hasta que llegamos nosotros no se había hecho nada más que subir el precio que tenían que pagar los regantes. En este momento se está buscando la forma más económica y mejor medioambientalmente para llevar el agua a la Ribera. Yo diría que somos los que de verdad estamos impulsando que el agua llegue a la Ribera", aseveró Martínez.- Europa Press/D.N.