toma de posesión del nuevo gobierno

El equipo saliente espera que el nuevo ejecutivo continúe con sus políticas

Los consejeros y consejeras del Gobierno de Uxue Barkos, “satisfechos” con la labor que han desarrollado en estos cuatro años

09.02.2020 | 23:26
En la tercera fila, varios de los consejeros y consejeras salientes, entre ellos Elizalde, Laparra, Domínguez, Solana o Aranburu.

pamplona - Los consejeros y consejeras salientes del Gobierno de Uxue Barkos se mostraron "satisfechos" con la labor que han desarrollado en estos cuatro años en sus respectivos departamentos y esperan que el nuevo Ejecutivo siga "una línea de continuidad" con las políticas llevadas a cabo la última legislatura.

La mayoría de consejeros que han formado parte del anterior Ejecutivo asistieron ayer en el Palacio de Navarra a la toma de posesión de los nuevos integrantes del gabinete de la socialista María Chivite. El de ayer fue un acto de despedidas para casi todos ellos (solo dos de los trece consejeros repiten en su cargo, Ana Ollo y Manu Ayerdi) pero también de tender la mano al nuevo equipo. Tiempo de balances, con la sensación general de satisfacción por el camino ya andado con la esperanza de que las grandes líneas se mantengan.

Al término del acto, en declaraciones a Europa Press la que ha sido portavoz y consejera de Educación del Gobierno saliente, María Solana, afirmó que se va "contenta" y destacó que ha estado al frente de la consejería" con empeño y con mucho trabajo" en una etapa "muy dura pero también satisfactoria".

"Hemos conseguido llevar a la escuela navarra a un punto que me satisface mucho más que el de hace cuatro años", declaró Solana, para remarcar que su "empeño" ha sido "el de tener una escuela del siglo XXI. Hablábamos de las tres íes, igualdad, inclusión e innovación, tres ejes importantes a los que me he mantenido fiel y que han sido una guía estupenda", dijo.

Según indicó, el balance que hace de este tiempo dirigiendo el Departamento de Educación es "necesariamente positivo" y ha destacado que traspasa los "trastos y poderes" con "gusto" porque "cada cosa tiene su etapa y es necesario tomar un poco de descanso y aire".

En este sentido, destacó que ahora le va a tocar "velar por lo mismo" desde otro punto "bien interesante" como es el Parlamento de Navarra. "Como parlamentaria de Geroa Bai, velaré por que se cumpla lo que hemos acordado con mucho esfuerzo, trabajo y generosidad por parte de todos en el acuerdo programático", ha remarcado.

Por su parte, el exvicepresidente de Derechos Sociales Miguel Laparra, que se reincorpora a la UPNA, también realizó un balance "muy positivo en general" y destacó que "el conjunto de las cuentas públicas están ahí, igual que el conjunto de indicadores de empleo, igualdad o bienestar".

Como experiencia personal, afirmó que también ha sido "increíble y positiva" y consideró que el nuevo Gobierno "está en condiciones y disposición de plantear una línea de continuidad en muchas de las políticas de forma muy especial en el ámbito de lo social. Creo que se puede seguir avanzando de forma importante si se mantienen un poco esas líneas de trabajo", aseveró Laparra.

También realizó un balance "satisfactorio" de su andadura en el Gobierno de Navarra la que ha sido la consejera de Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Administración Local, Isabel Elizalde, quien se mostró "muy contenta" y "orgullosa" del trabajo realizado.

"Hemos tenido un equipo estupendo, he tenido mucha suerte, he trabajado muy bien con el territorio", ha valorado Elizalde, para quien "se quedan muchos caminos abiertos y muy interesantes que sí o sí Navarra los tiene que andar". A este respecto, agregó que espera que "se sigan andando con fuerza y con decisión".

"Me lo he pasado muy bien y he disfrutado mucho, el poder dar a Navarra ese esfuerzo y ese compromiso es importante y es un orgullo", reconoció la exconsejera, que destacó que en su futuro inmediato se va a dedicar a "descansar" y a "formarse".

Con satisfacción también se marcha del Gobierno el que ha sido consejero de Salud, Fernando Domínguez, quien realizó un balance "positivo" de su departamento en el que "se han hecho muchas cosas y se ha avanzado mucho, a pesar de muchas voces discrepantes".

En este punto, agradeció la labor de todo el equipo y de todo el departamento, así como de los profesionales del Servicio Navarro de Salud y del Instituto de Salud Pública y Laboral. En lo personal, el exconsejero también realizó un balance positivo y destacó que estar en el Gobierno supone "una experiencia y un privilegio".

Además, Dominguéz deseó lo "mejor" a su sucesora en el cargo, Santos Induráin, quien cree que "va a trabajar mucho y lo va a hacer bien". Y le mostró "toda" su colaboración para "lo que quiera". - D.N.

noticias de noticiasdenavarra