El PSN defiende unos "Presupuestos sociales" que niega que sean continuistas

I-E lamenta que "no se haya actuado sobre los ingresos ni se haya impulsado aumentar gravámenes a las rentas más altas"

13.01.2020 | 13:45
Marisa de Simón, de I-E

PAMPLONA. El portavoz parlamentario de PSN, Ramón Alzórriz, ha defendido el proyecto de presupuestos para 2020 porque "inciden en la mejora del día a día de los navarros" y ha destacado su carácter social, con el 54% de presupuestos dedicados a medidas sociales, aunque ha señalado que "de continuistas tienen poco".

Así lo ha subrayado en declaraciones a los periodistas tras la sesión de la Mesa y la Junta de Portavoces del Parlamento, donde poco antes la portavoz de I-E, Marisa de Simón, había tildado de "continuistas" las cuentas propuestas por el Gobierno presidido por el PSN.

Alzórriz ha reconocido que hay "muchas necesidades" pero los presupuestos "dejan clara la prioridad del Gobierno de Navarra" que , ha señalado, es el gasto social y "el techo de gasto es un hecho que lo corrobora".

Ha declarado que puede haber mejoras "y para ello está el periodo de enmiendas" en que el que PSN también presentará algunas parciales "para mejorar el proyecto" pero ha señalado que "hay que aprobar estos presupuestos".

En materia de negociación para los presupuestos, ha indicado que "la mano tendida está para todos los partidos", pero ha indicado que "hay un partido que ha hecho propuestas, que es EH Bildu, y otro que no las ha hecho, Navarra Suma", aunque ha insistido en que la negociación está abierta con todas las formaciones parlamentarias.

Desde Navarra Suma, Javier Esparza ha resumido que el proyecto de presupuestos responde "a una política fiscal que afecta a los ingresos" y ha recordado la "injusticia" de la ciudadanía navarra frente a otras regiones porque "es donde más impuestos se pagan".

Esparza también ha respondido a De Simón al calificar los presupuestos de continuistas y ha señalado que "hay una continuidad importante" respecto a los presupuestos aprobados por el cuatripartito.

Ha indicado que "desde el punto de vista porcentual no son unos presupuestos con más destino a lo social" y ha recordado que los aprobados por UPN "destinaban más recursos a las políticas sociales".

Esparza ha señalado que Navarra Suma hace propuestas sociales "que son rechazadas automáticamente por el Gobierno de Navarra", ha indicado, como las referentes a la equiparación de permisos de maternidad y paternidad a 16 semanas o las medidas de reducción de jornada y excedencia que, ha advertido, han contado con un informe de disconformidad por parte del Gobierno.

También ha reconocido que algunos consejeros se han reunido con NA+ y ha señalado que "no había disposición a modificar el presupuesto y admitir enmiendas". Ha resumido en que se trataba de "una explicación de los presupuestos" que, ha reconocido, no necesitan en la formación.

Ha lamentado que "las propuestas que hace Navarra Suma no pueden ser incorporadas al presupuesto de Navarra" y ha resumido que el camino de las cuentas para Navarra "ya está escrito".

Por parte de Geroa Bai, Uxue Barkos ha señalado que "esos presupuestos pueden ser o conservadores o continuistas" a excepción de que "desde I-E defienda que con su apoyo imprescindible hubieran salido adelante unos presupuestos conservadores".

Barkos sí ha señalado que "existen carencias" en algunas de las partidas y ha indicado que habrá que revisar las cifras ante "un 2020 para el que se prevé ralentización económica".

Ha reconocido que existen "discrepancias" entre los grupos parlamentarios en las partidas presupuestadas, aunque la crítica de Geroa Bai, ha indicado Barkos, es "la calendarización, que permite el máximo rigor".

Por último, ha alabado que estas cuentas "atienden a las necesidades sociales y en el desarrollo económico" a la vez que "recortan deuda para generaciones venideras".

Por parte de Podemos-Ahal Dugu, Ainhoa Aznárez ha señalado que "no se ha valorado aún el proyecto en conjunto" pero sí ha indicado que "recoge todo el trabajo que se ha hecho con el acuerdo de legislatura".

Ha aportado que estas cuentas "son un claro ejemplo de los acuerdos de las cuatro formaciones para sacar adelante una investidura y una gobernanza".

Ha lamentado que De Simón los calificara como continuistas puesto que "vienen de la anterior legislatura, que tuvo mucha capacidad para aprobar leyes, que requieren de un acompañamiento económico" en áreas como la lucha contra la violencia machista o materias como la igualdad, ha señalado.

Desde I-E, Marisa de Simón ha criticado los presupuestos, lamentando que "no se haya actuado sobre los ingresos ni se haya impulsado aumentar gravámenes a las rentas más altas", por lo que ha destacado que "no tendrán importantes avances en políticas sociales".

Ha reconocido que desde la formación se están preparando enmiendas "que se esperan pactar para obtener mayoría y mejorar el presupuesto" y ha criticado las "importantes rebajas presupuestarias en infraestructuras en educación pública en Navarra".

También ha dicho que para estas cuentas navarras, la financiación local "necesita un impulso" y ha apostado por "el refuerzo del Sistema Navarro de Salud para conseguir "la regresión de las privatizaciones".
noticias de noticiasdenavarra