El 'sí se puede' llega al Gobierno

Los ministros de PSOE y Unidas Podemos exhiben sintonía en el traspaso de carteras... salvo el ministro de cultura

14.01.2020 | 06:18
Calvo entrega su cartera de vicepresidente a Iglesias.

"Los 22 ministros del nuevo Gobierno de Pedro Sánchez anunciaron las prioridades de su mandato nada más prometer sus cargos ante el rey y celebrar las tomas de posesión en sus ministerios, donde ya se apreciaban los cambios acometidos en la estructura de un Ejecutivo más amplio y compartimentado.

Los 17 ministros socialistas y los cinco de Unidas Podemos prometió en el Palacio de la Zarzuela, ante el jefe del Estado, mantener "lealtad al rey" y respetar la Constitución "como norma fundamental del Estado", cumpliendo así con la preceptiva fórmula con la que perfeccionan en su condición de miembros del Gobierno.

Después, se celebraron a lo largo de la jornada en las sedes ministeriales los tradicionales actos de traspaso de carteras y las comparecencias de los titulares que repiten en el cargo, aunque algunos con mayor rango y nuevas competencias. Así lo hicieron por la tarde las vicepresidentas Nadia Calviño, ministra de Economía, y Teresa Ribera, de Transición Ecológica, así como la ministra de Hacienda, que ahora también será portavoz del Gobierno, María Jesús Montero.

solidaridad Los cuatro vicepresidentes y los trece ministros aprovecharon ya para hablar de prioridades y objetivos para la legislatura, en la víspera del primer Consejo de Ministros, que se celebrará hoy bajo presidencia de Pedro Sánchez en el Palacio de la Moncloa. La vicepresidenta primera, Carmen Calvo, subrayó que España debe defender su unidad, no solo desde el punto de vista territorial, sino también "en la convivencia", apeló a la necesaria solidaridad entre territorios para que el país avance y confirmó que la cuestión catalana estará bajo su "paraguas".

Luego se dirigió a la sede del Ministerio de Sanidad, donde tuvo lugar uno de los actos más significativos. Allí se escenificó el traspaso de carteras al vicepresidente y ministro de Derechos Sociales, Pablo Iglesias; al titular de Consumo, Alberto Garzón; y al de Sanidad, Salvador Illa, en presencia de otros miembros del Gobierno, como Nadia Calviño o el confirmado titular de Transportes, José Luis Ábalos.

El líder de Podemos y ya vicepresidente se comprometió a trabajar para que la próxima década en España sea la del "constitucionalismo democrático", lo que supone, ha recalcado, "garantizar, ampliar y blindar los derechos sociales". Le entregó su cartera Carmen Calvo, quien apuntó: "Haremos un tándem importante de trabajo porque en ti va a recaer una parte verdaderamente preciada de las políticas de un Gobierno progresista como somos".

Un Ejecutivo de coalición que según el líder de IU, Alberto Garzón, ha venido a "resolver problemas" y a demostrar que "sí se puede" frente a quienes creen que "el conflicto y la extensión del odio es el camino". Un "sí se puede", grito emblemático de Unidas Podemos, que se escuchó en la sala, la misma donde Salvador Illa, del PSC, se comprometió a asumir los desafíos del sistema de sanidad pública conjugando los verbos "escuchar" y "resolver".

Posteriormente, Calvo entregó también su cartera a la nueva ministra de Igualdad y tercera integrante del Gobierno de Unidas Podemos, Irene Montero, cuyo objetivo principal, recalcó, será hacer del feminismo la bandera del Gobierno y "acabar con todas las formas de violencias machistas". De Unidas Podemos es también la nueva ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, quien apostó por combatir la precariedad y luchar por un "trabajo con derechos" con el "diálogo social como base de la acción".

Junto a ella asumió su cartera el nuevo ministro de Inclusión, Seguridad y Migraciones, José Luis Escrivá, el cual se comprometió a actualizar las pensiones de acuerdo al IPC y a terminar con el déficit del sistema de la Seguridad Social. Así, ministerio a ministerio, los nuevos miembros del Gobierno fueron desgranando sus prioridades.

Juan Carlos Campo (Justicia) apostó por un pacto de Estado por la Justicia "por encima de siglas partidistas"; Carolina Darias (Política Territorial y Función Pública) manifestó que su Departamento será un "espacio de diálogo"; y José Manuel Rodríguez Uribes (Cultura) destacó la importancia de los "valores y la ética pública" en su área.

Como nueva responsable de Exteriores, Arancha González Laya lanzó un mensaje que resume el propósito de su mandato -"Spain is back, Spain is here to stay" (España está aquí de nuevo, España ha venido para quedarse)- y lo ha hizo en inglés porque así, dijo, "nos van a entender alto y claro en el mundo". Estas intenciones comenzarán a traducirse en acción de Gobierno en un Consejo de Ministros donde habrá 22 sillas, aunque el nuevo ministro de Universidades, Manuel Castells, se mostró contrario a la separación de Ciencia y Universidades, pese a lo cual aseguró que "habrá un proyecto". - D.N.

la cifra

1.000

Euros a ana oramas

El comité permanente de Coalición Canaria ha decidido no abrir expediente a la diputada de CC, Ana Oramas, por no respetar la instrucción de su partido de abstenerse en la investidura de Pedro Sánchez pero le ha impuesto una sanción de 1.000 euros, máxima sanción recogida en el régimen sancionador del grupo Nacionalista en el Parlamento de Canarias.

el problema

ministros y diputados a la vez

Día de votación. Los ministros no van a renunciar a sus escaños de diputado, por lo que el Congreso puede verse obligado a replantearse sus días de votación en sesión plenaria ante la posibilidad de que haya ausencias en días determinados. Uno de los principales problemas será la coincidencia de las votaciones de los martes en el Congreso, cuando se debaten y votan proposiciones de ley, proposiciones no de ley y mociones, con las sesiones de control por la tarde en el Senado, en las que deben comparecer los miembros del Gobierno. La situación deberá analizarse en próximas semanas en la Junta de Portavoces.