La memoria de Mikel Zabalza llevada al cine

27.06.2020 | 00:42
De izquierda a derecha, Amaia Merino, codirectora de la película; Garazi Iribarren y Lohizune Amatria, sobrinas de Mikel Zabalza; Begoña, hermana de Mikel; Miguel Ángel Llamas, 'Pitu', director; e Izaskun Arandía, productora; sostienen el cartel del documental 'Non Dago Mikel', ayer en Katakrak.

El próximo otoño llegará a las pantallas el documental sobre la muerte de Mikel Zabalza, el joven navarro que apareció sin vida 20 días después de ser detenido, el 26 de noviembre de 1985, por la Guardia Civil.

mikel Zabalza Garate tenía 32 años cuando fue arrestado por la Guardia Civil, junto a su primo Manuel Vizcay, en San Sebastián. En la misma operación policial fueron detenidos su compañera sentimental, Idoia Aierbe, y Ion Arretxe, mientras que en Orbaizeta –su localidad natal– también eran detenidos sus hermanos Patxi y Aitor.

Trasladado al cuartel de Intxaurrondo, todas las investigaciones apuntan a que murió torturado poco después de su arresto, pero su cadáver estuvo oculto hasta el 15 de diciembre de 1985. Su cuerpo apareció flotando en las aguas del río Bidasoa. La versión oficial sostenía que se había escapado cuando iba a indicar, esposado y escoltado por agentes de la Guardia Civil, la localización de un zulo. Nadie ha sido juzgado por estos hechos, pese a que jamás hubo prueba alguna que implicara a este conductor de autobús con alguna actividad terrorista, ni siquiera delictiva de cualquier otro tipo.

Camino de cumplirse 35 años de su muerte, y coincidiendo con el Día Internacional de Atención a las Víctimas de la Tortura, se presentó ayer el cartel del documental Non dago Mikel? (¿Dónde está Mikel?) que, si el covid no lo impide, será estrenado el próximo otoño.

La película, de unos 77 minutos de duración, está dirigida por Amaia Merino y Miguel Ángel Llamas, Pitu, y la producción corre a cargo de Ahotsa.info e Izar Films. La banda sonora es obra del músico Gorka Pastor.

El documental está protagonizado por Ion Arretxe, fallecido en 2017, que ofrece un testimonio y reflexiones en torno a las torturas sufridas de un gran valor que los directores adelantan que "no dejarán indiferente a nadie".

En la cinta participan los hermanos de Mikel Zabalza que también fueron detenidos en aquella operación policial, y algunas de sus sobrinas, la siguiente generación familiar que ha tomado el compromiso de seguir reivindicando la verdad, justicia y reparación por la muerte de su tío.

imágenes de la época Además de los testimonios mencionados, la película cuenta con gran parte del archivo audiovisual de EITB sobre el caso Zabalza. Esto permitirá revivir aquellos hechos a través de las imágenes de la época y los testimonios de Garbiñe Garate (madre de Mikel), de Idoia Aierbe (su pareja, también arrestada y torturada, la última persona de su entorno que le vio con vida y fallecida el 4 de diciembre de 2018) y de otras personas relacionadas con el caso.

El proyecto está a punto de convertirse en realidad –apenas faltan algunos ajustes de color, sonido y el doblaje– después de un largo paréntesis y de que finalmente la dirección quedara en manos de Amaia Merino y Miguel Ángel Llamas, que se muestran "enormemente satisfechos" con el resultado final.

El documental fue impulsado por Mikel Zabalza Gogoan Herri Ekimena, iniciativa popular que reúne a la familia Zabalza-Garate, amigos y personas de Aezkoa y del barrio de Altza de Donostia. El proyecto ha sido llevado a cabo por Ahotsa.info y financiado a través de un crowdfunding popular y ha contado también con ayudas de diferentes instituciones públicas y asociaciones de todo tipo.

Ahotsa.info e Izar Films han alcanzado recientemente un acuerdo para la coproducción de la película y prevén nuevas alianzas para su distribución. El objetivo es que pueda ser exhibida en el mayor número de lugares posible. Tras su estreno, se presentará en diferentes festivales de cine, se exhibirá en salas comerciales y centros culturales de pueblos y ciudades y en algunas televisiones con las que se están cerrando acuerdos.