Esparza "no está pensando" ahora en quitar a Sayas la portavocía en el Congreso

El reelegido presidente continuará con la "crítica exigente" al Gobierno foral

30.06.2020 | 03:28
De izquierda a derecha, Carlos García Adanero, diputado; Enrique Maya, alcalde de Pamplona y vicepresidente de UPN; Javier Esparza, presidente; Yolanda Ibáñez, secretaria general; Jerónimo Gómez, vocal, y Miguel Sanz, de espaldas, en la reunión del nuevo comité ejecutivo de UPN. Foto: Unai Beroiz

pamplona – Un día después de ser elegido por tercera vez presidente de UPN y de hacerse con el control total de la dirección del partido, Javier Esparza "no está pensando" por ahora en pasar a Sergio Sayas la factura de haberle disputado el cargo. De hecho, el máximo dirigente, que obtuvo el 58,29% de los votos por el 41,71% de su oponente, manifestó ayer que no tiene intención de arrebatarle la portavocía que ejerce en el Congreso de los Diputados.

"Son cuestiones en las que no estamos pensando", aseguró Esparza tras ser preguntado por la posibilidad de que esta función pase a desempeñarla el otro diputado del partido, Carlos García Adanero, que además fue el vocal que más apoyo recibió al contabilizar 944 votos, los mismos que el alcalde de Tudela, Alejandro Toquero.

"seguir en la misma línea" Esparza reunió ayer a su nuevo comité ejecutivo en lo que fue un encuentro protocolario y que sirvió de presentación. No obstante, el presidente avanzó su intención de no modificar discurso ni estrategia tras un congreso en el que no ha habido debate ideológico y que ha quedado resumido a una pugna por ocupar los cargos de representación.

"Vamos a seguir en la línea que hemos estado a lo largo de estos meses", dijo Esparza con respecto a las relaciones que piensa mantener con el Gobierno de Navarra y con el PSN en esta nueva etapa.

"Criticamos cuando el Gobierno hace las cosas mal y entendemos que la crítica es legitima y tiene que ser exigente por parte de la oposición", señaló Esparza, quien destacó que han "votado a favor de cinco de los seis decretos ley que ha traído el Gobierno al Parlamento" durante la crisis sanitaria y se han abstenido en uno.

También aludió a la situación de Navarra Suma, coalición integrada por UPN, PP y Ciudadanos. Destacó que existe "una buena relación" y que "hay respeto y autonomía para momentos puntuales para que cada formación política marque su propio voto". En todo caso, remarcó que "UPN es el partido que lidera Navarra Suma, eso también es claro, pero desde el respeto a las posiciones que tengan las formaciones políticas que comparten la coalición".

Dentro del arco parlamentario, el portavoz del PSN, Ramón Alzórriz, felicitó a Esparza por su victoria en el Congreso, al tiempo que deseó que UPN "cambie la dirección en Madrid, cambie esa cercanía a la derecha más rancia de nuestro país que en vez de unirse para combatir el covid-19 ha preferido utilizarlo para atacar al Gobierno". Pese a ello, Alzórriz reconoció que "el camino en Navarra ha sido diferente" y valoró que UPN haya apoyado cinco de los seis decretos presentados por el Gobierno foral.

La portavoz de EH Bildu, Bakartxo Ruiz, comentó que el resultado del Congreso de UPN "tampoco aporta grandes sorpresas" y que los dos candidatos estaban "dirimiendo una cuestión personal". También Marisa de Simón (Izquierda-Ezkerra) felicitó a Esparza, a quien deseó "largos y felices años en la oposición en Navarra".

ejecutiva

Primera reunión. UPN mantuvo ayer la primera reunión del comité ejecutivo salido elegido en el 12º Congreso. La cita se celebró en el Iruña Park, en lugar de en la sede del partido, para poder guardar las distancias de seguridad sanitaria.

"Deseamos que UPN cambie en Madrid esa cercanía con la derecha más rancia del país"

ramón alzórriz

Portavoz del PSN