El Hospital de Estella participa en un estudio nacional sobre diagnóstico del covid-19

Busca identificar los factores de riesgo y desarrollar un modelo de riesgo predictivo

08.06.2020 | 00:56
La puerta de Urgencias del Hospital García Orcoyen de Estella. Foto: Javier Bergasa

pamplona – El Hospital García Orcoyen de Estella participa en un registro nacional, puesto en marcha por la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI), con el objetivo principal de identificar los factores de riesgo para la enfermedad grave provocada por el SARS-CoV-2, causante del covid-19, y desarrollar un modelo de riesgo predictivo. La SEMI acaba de publicar los resultados preliminares que contienen datos de 12.213 pacientes hospitalizados con covid-19 confirmado y en el que participan, actualmente, 604 investigadores de 146 centros hospitalarios de todas las comunidades autónomas.

Este registro permitirá obtener conocimiento sobre aspectos clínicos, diagnósticos, terapéuticos y pronósticos de la enfermedad por SARS-CoV-2 en el Estado español, dentro del contexto mundial, y poner en marcha otros múltiples estudios e investigaciones sobre la enfermedad a corto y medio plazo.

De los resultados se deduce que la media de edad de los pacientes participantes ha sido de 69,1 años. De ellos, el 56,9% eran hombres. Las enfermedades adicionales más frecuentemente detectadas han sido: hipertensión (50,2%), dislipidemia (39,7%) y diabetes mellitus (18,7%), similares a las descritas en otras series occidentales, pero todas fueron más frecuentes entre los pacientes españoles, según detalló el Gobierno de Navarra.

Respecto a los principales síntomas a la llegada de los pacientes al hospital fueron, predominantemente, fiebre (86,2%) y tos (76,5%); la mialgia (dolor muscular) y la anosmia (pérdida del sentido del olfato) fueron menos comunes que en otros países.

La mortalidad por coronavirus fue similar a la observada en algunas series de datos de China y de Estados Unidos, pero fue mayor que la descrita en Italia e inferior a la observada en el Reino Unido.

Factores demográficos como la edad o las enfermedades adicionales pueden explicar parcialmente las diferencias en la mortalidad por el virus. En el Estado español, la mortalidad fue del 21,1%, con un marcado aumento en función de la edad, (en el tramo 80-89 años la mortalidad llegó al 42,5%).