alerta sanitaria

Ermitagaña, Ansoáin y Mendillorri abren el 'finde' para agilizar la atención

01.11.2020 | 00:58
Personal del centro de salud de Ansoáin, ayer durante la realización de test antígenos.

Los ambulatorios de Ermitagaña, Ansoáin y Mendillorri estrenaron ayer test de antígenos en fin de semana

La alta incidencia de casos positivos de covid-19 en Navarra (ayer se contabilizaron 580 positivos) ha provocado que tres centros de salud abran sus puertas también los fines de semana: el de Ansoáin, Ermitagaña y Mendillorri. "Esta decisión se debe a que hay que reforzar el sistema de salud. Permite evitar colas en otros ambulatorios, y que ningún paciente tenga que esperar al lunes para que se le haga la prueba, y así poder empezar a rastrear antes a los contactos", explicó ayer Cristina Villanueva, jefa de sección de enfermería de cuidados asistenciales y atención domiciliaria de Navarra Norte, que puntualizó que estos tres centros, los fines de semana solo atenderán citas relacionadas con el coronavirus, y otras consultas de gravedad. Entre semana seguirán atendiendo al resto de pacientes. "Ahora no los hay, pero debemos evitar que puedan producirse colapsos", subrayó.

Los vecinos que acudieron ayer por la mañana al centro de salud de Ansoáin, indicaron por unanimidad que estaban contentos por la efectividad del servicio recibido. Muchos habían contactado con el ambulatorio el mismo día y gracias a los test rápidos su diágnóstico era cuestión de un cuarto de hora. Los datos, eso sí, reflejan una visión preocupante: de once test que se realizaron por la mañana, hubo cuatro positivos. A estos, el personal les dio mascarillas FFP2. Uno de estos casos fue A.P. una vecina de 83 años de edad, que iba acompañada por su nieto, y que dio positivo. Desde el centro de salud le enviaron al hospital para realizarse un radiografía de tórax. " Nos han dicho que vaya en coche, lo más lejos posible del conductor y con las ventanillas abiertas", explicó.

reorganización del sistema Desde este lunes todos los centros de salud de la comunidad dispondrán de test antígenos, los cuales ofrecen el resultado en quince minutos. Villanueva, afirmó que gracias a estas pruebas, "el diagnóstico es más precoz y la cadena de posibles contagios se corta más rápido". También destacó que desde que el paciente llama, se dan las citas dentro de las siguientes 24 horas, lo antes posible.

Con la llegada de los llamados test rápidos, Salud ha reorganizado el sistema. Primero, cuenta, la enfermera cita al paciente en el centro, y allí realiza una valoración, consultando su historial, para ver si precisa que se le realice el test. "En el caso de que le haga y de negativo, se le explican los auto cuidados que debe llevar a cabo para su dolencia", sostuvo. Si el resultado es positivo, se procede al aislamiento de los afectados, y a la cuarentena de sus contactos, además de explicarle las medidas que debe seguir, y los signos y síntomas de alarma que pueden significar que su estado se está agravando. Asimismo, los centros hacen un seguimiento durante todo el aislamiento, en colaboración con los servicios de trabajo social, en los que se les llama y se le pregunta qué tal está. Si su estado empeora, se le deriva al médico. "Cada seguimiento es único, ya que tenemos en cuenta factores como si la persona es mayor, vive sola o tiene alguna patología de base", informó.

"Ahora no los hay, pero debemos evitar que puedan producirse colapsos"

cristina villanueva

Enfermera del ambulatorio de Ansoáin

"He dado positivo y me han dicho que vaya al hospital a hacerme una placa de torax"

A.P. de 83 años

Vecina de Pamplona