Avalancha de quejas al Defensor del Pueblo de Navarra por las medidas contra la covid

El Defensor del Pueblo de Navarra realizó el año pasado 3.393 actuaciones, 505 más que en 2019, lo que supone un aumento del 17,5%

29.03.2021 | 16:18
Bote de gel hidroalcohólico en un aula de Secundaria

El Defensor del Pueblo de Navarra realizó a lo largo de 2020 un total de 3.393 actuaciones, 505 más que en 2019, lo que supone un aumento del 17,5%. Aunque se destacan las acciones relacionadas con quejas y consultas relativas a la pandemia de Covid-19, son relevantes también las referentes a la protección de la infancia o la adolescencia.

El presidente del Parlamento de Navarra, Unai Hualde, ha recibido este lunes en su despacho oficial al Defensor del Pueblo, Francisco Javier Enériz, quien le ha hecho entrega formal de su informe anual correspondiente al ejercicio 2020.

La labor de supervisión desplegada en 2020 ha permitido hacer llegar a las Administraciones públicas de Navarra 77 sugerencias (otras 27 de índole normativo), 226 recomendaciones y 77 recordatorios de deberes legales (en total 407 decisiones). Todo ello fruto de los 5.706 ciudadanos que se han dirigido a la institución para, entre otros, realizar 2.582 consultas y presentar 1.416 quejas (han gestionado 1.602, incluidas los pendientes de 2019), el 65,5% admitidas a trámite. Se han practicado 866 investigaciones, 839 de ellas con motivo de las quejas recibidas, 18 de oficio y nueve a propuestas ciudadanas.

Las diez materias en las que más quejas se han recibido han sido, por este orden, bienestar social (327), Covid-19 (294), función pública (71), vivienda (68), acceso a un empleo público (63), tráfico y seguridad vial (56), educación (49), Hacienda (49), medio ambiente (49) y sanidad (49).

Por lo que se refiere a la primera de las materias, bienestar social, de las 327 quejas presentadas 249 tienen que ver con la protección de la infancia y la adolescencia y 22 con la protección de las familias, seguidas muy de cerca por las relacionadas con la renta garantizada (17) y, en menor medida, con los problemas que padecen las personas con discapacidad (11), sobre todo por disconformidad con el grado de discapacidad reconocido. La Fundación Navarra para la Tutela de las Personas Adultas, por el modo de gestionar la tutela de las personas incapacitadas (2) y la protección de las personas mayores de edad (3) y dependientes (4), son también objeto de quejas, al igual que la atención dispensada por los servicios sociales (4).

En segundo lugar se sitúan las quejas relacionadas con la pandemia causada por el coronavirus, con 294 quejas. Entre ellas, 35 quejas versaron sobre educación (entre otras, por considerar que no se habían adoptado suficientes medidas de prevención ante el Covid-19 en la vuelta a los centros educativos en el curso 2020/2021, por considerar excesivas dichas medidas, porque no se habían adoptado medidas específicas para niños y niñas con factores de riesgo o sus familiares o por la implantación de jornada continua).

Además, 19 quejas mostraron su disconformidad con las sanciones impuestas por diferentes cuerpos policiales y hubo otras 6 por las actuaciones de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad. Se presentaron 15 quejas sobre las limitaciones de derechos de circulación y reunión de personas, 18 se relacionaron con la atención sanitaria, y la suspensión de las visitas de familiares a residencias de personas mayores y las medidas adoptadas motivaron 10 quejas.

También han provocado quejas cuestiones relacionadas con los servicios sociales (9), así como las relacionadas con las personas con discapacidad y tuteladas (4), menores de edad (9), y escuelas infantiles (39).

Las dificultades para obtener cita o ser atendido en las oficinas de la administración han generado diversas quejas (4 extranjería, 20 empleo, 12 Seguridad Social, 12 Hacienda Tributaria de Navarra).

Trece quejas mostraron su desacuerdo con la obligatoriedad de usar mascarillas en la vía pública y en centros escolares, y seis quejas han sido relacionadas con las medidas restrictivas adoptadas.

La tercera posición la ocupan las quejas relativas a la función pública, con un total de 71 quejas, de las que 18 tienen que ver con las retribuciones de los empleados públicos (complementos retributivos, ayudas familiares, etc.), también en relación al complemento de grado al personal contratado en régimen administrativo (5), y a propósito de las solicitudes de abono de salarios correspondientes al periodo de verano de varios cursos escolares (3).

Cuestiones asociadas a vacaciones, licencias y permisos, entre ellas cuatro relacionadas con el permiso de paternidad, bien por denegación o por disconformidad con las fechas solicitadas, fueron otros de los motivos de queja.

Además, presentaron quejas diversos colectivos de funcionarios de la Administración foral, tales como técnicos de enfermería (carrera profesional), colectivo de telefonistas del Servicio Navarro de Salud-Osasunbidea (falta de promoción al nivel C). Otras cuatro quejas estaban relacionadas con el acoso laboral, tres con procedimientos disciplinarios, una con los derechos pasivos y otra con la participación sindical.

El mayor número de las quejas presentadas en 2020 se formuló en relación con la Administración de la Comunidad Foral de Navarra, incluyendo sus organismos públicos y sus sociedades públicas. Se presentaron 545 quejas, que representan el 38,5% del total.

Dirigidas a las distintas entidades locales y sus entes dependientes se registraron 311 quejas, que representan el 22% del total. Le siguen las alusivas a la actuación conjunta de la Administración de la Comunidad Foral y de alguna entidad local, terreno en el que se localizan 65 quejas (4,6%).

Las quejas referidas a la Administración del Estado ascienden a 196, lo que supone un 13,8% del global.

En cuanto al medio utilizado para la interposición de las quejas, la principal vía es ya la telemática (75%), 21 puntos por encima de 2019 merced al correo electrónico y los formularios de la web de la institución. En segundo lugar, están las quejas presenciales (23%), seguidas de las dirigidas por correo ordinario (2%).

Tras el estudio de las quejas se han dictado 316 resoluciones, lo cual supone un descenso de 19 respecto a 2019. El grado de aceptación de las decisiones del Defensor por parte de las Administraciones Públicas alcanza el 57,1%, por debajo del ejercicio anterior (67,16%).

Entre las administraciones públicas que no satisficieron plenamente el deber de colaboración con la institución se citan, entre otras, el Departamento de Educación, el Departamento de Salud, el Departamento de Desarrollo Económico y Empresarial, los Ayuntamientos de Pamplona, Aranguren, Sangüesa, Cintruénigo y Valle de Egüés, y la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona y de la Ribera.