Coronavirus Navarra, datos | Por debajo de 200 personas hospitalizadas en un día con 10 ingresos y 20 altas

La Comunidad Foral detectó al menos 757 casos de Covid-19 este lunes tras realizar 2.706 pruebas

08.02.2022 | 07:47
La mascarilla en exteriores, con los días contados.

Pamplona notificó al menos 251 contagios, Barañáin informó de 27, Sarriguren y Burlada acumularon 25...

Navarra detectó el lunes 7 de febrero al menos 757 nuevos casos de infección por Covid-19, tras realizar 2.706 pruebas. Están por encima de los 441 del festivo domingo (dato actualizado con más autotest tras ser notificados ayer 394 positivos), pero si ampliamos la fotografía a 7 y 14 días podemos comprobar cómo la tendencia sigue siendo claramente descendente, pues se registraron 1.215 (un 37,7% menos) y 2.091 contagios respectivamente. 

Por fin la Comunidad Foral baja de 200 personas hospitalizadas (con 192 en la actualidad, 24 en UCI), después de más de un mes superando esa cifra, en concreto desde el 4 de enero. En esta última jornada se han producido 10 nuevos ingresos, ninguno en Cuidados Intensivos y no se han lamentado más fallecimientos por coronavirus. En comparación con siete días atrás, los datos son más positivos, ya que el 31 de enero se notificaron 4 decesos y 19 ingresos, mientras este lunes no se han registrado muertes y solo una decena de hospitalizaciones.

En cuanto a la vacunación, en las últimas 24 horas se han administrado 1.432 dosis, con lo que el total de administradas asciende a 1.360.355. Las personas con pauta completa son 545.380.

LAS RESTRICCIONES La semana en la que el Gobierno foral decidió prorrogar las actuales restricciones contra la Covid-19 se llegaba a los 281 pacientes ingresados, el pico de la sexta ola en Navarra. Ahora, dos semanas después, la presión sobre los hospitales se ha aliviado considerablemente (192 ingresados según la última actualización) lo que hace que el Ejecutivo foral valore no prorrogar las restricciones más allá del 14 de febrero. Precisamente la elevada presión asistencial a la que llegaron los hospitales tras la Navidad fue el principal argumento del Gobierno para prorrogar a finales de enero unas medidas que llevaban en vigor desde antes de Nochevieja.

Así, el Ejecutivo se reúne hoy para tomar una decisión sobre las medidas, aunque todo a punta a que va a levantar las restricciones en un momento de caída de la sexta ola. La flexibilización afectará especialmente a la hostelería y todavía está en el aire qué pasará con el ocio nocturno. No obstante, la evolución de la pandemia en Navarra es favorable y la semana pasada los casos se redujeron a la mitad y se sitúan en cifras similares a las del inicio de la sexta ola. Los hospitales, aunque todavía asumen un volumen importante de pacientes (192 ingresados, 24 en la UCI según la actualización de este martes) se han descongestionado en las últimas dos semanas.

DATOS DIARIOS POR MUNICIPIOS Ayer Pamplona notificó al menos 251 nuevos positivos, según datos del Gobierno foral. 36 de ello en el II Ensanche, 31 en Rochapea, 30 en Txantrea, 23 en San Jorge y San Juan18 en Casco Viejo-I Ensanche y Mendillorri, 17 en Azpilagaña, 12 en Milagrosa y Ermitagaña, 11 en Iturrama. Tras la capital navarra, Barañáin informó de 27 casos, Sarriguren y Burlada acumularon 25, Zizur 22, Tudela 19, Mutilva 18, Estella-Lizarra 17, Corella 15, Berriozar 14, Ansoáin 12, Huarte 10...:



EL PSN, A FAVOR DE QUITAR LAS RESTRICCIONES

Con las medidas vigentes hasta el 14 de febrero, los locales de hostelería y ocio nocturno deben cerrar entre la 1.00 y las 6.00 horas, tienen prohibido el consumo en barra y en las mesas se limita a máximo de 10 personas. Asimismo, la orden foral contempla también medidas para eventos específicos de carácter social, cultural y deportivo.

Pero hoy el Gobierno se reúne para estudiar si las prorroga o no –o las flexibiliza en su caso– y ya ayer Ramón Alzórriz, portavoz del PSN –principal partido del Ejecutivo–, manifestó que las medidas "no deben ser prorrogadas". Alzórriz sostuvo que "han bajado los contagios, la presión en los hospitales y por lo tanto las restricciones no deben ser prorrogadas". "Estamos en un nuevo tiempo en el que hay que seguir manteniendo la prudencia", apuntó. El portavoz socialista comentó que "siguen siendo importantes la vacunación, la higiene personal, las mascarillas en interiores y la distancia de seguridad". "Esperemos que el Gobierno de Navarra atienda la nueva situación", destacó.

DETECTADOS 5.978 CASOS La semana pasada se detectaron en Navarra 5.978 casos de coronavirus, casi la mitad que los que se notificaron la semana anterior (10.186). Tras alcanzar el pico de contagios de la sexta ola a finales de diciembre –con más de 25.000 casos en una semana–, la Comunidad Foral encadena cinco semanas consecutivas de descenso de positivos. De esta manera, tras liderar a nivel estatal la incidencia acumulada durante toda la sexta ola, ahora Navarra cae hasta la 7ª comunidad con mayor incidencia, con 2.614 casos por cada 100.000 habitantes. A 7 días, la tasa es de 933 casos.

89 INGRESOS Y 19 FALLECIDOS A nivel hospitalario, aunque la mejoría no es tan evidente como en la incidencia, en las últimas semanas ha mejorado notablemente la situación. La semana pasada se notificaron 89 ingresos, 6 de ellos en la UCI, una cifra inferior a la que se venía registrando semanas atrás. También la presión hospitalaria va en descenso y hay 79 pacientes menos que hace dos semanas, cuando se tomó la decisión de prorrogar las medidas. En cuanto a los fallecidos, la semana pasada se registraron 19 decesos por covid-19, una cifra en línea con los notificados las semanas anteriores, que se han situado en torno a la veintena.

MEDIDAS ACTUALES

Cierre de 1.00 a 6.00 horas. El horario máximo de cierre de todos los establecimientos de hostelería será a la 1.00.

Sin consumo en barra. El consumo será siempre sentado en mesa, pudiendo usarse las barras solo para pedir y recoger la consumición. Además, las mesas no podrán superar las diez personas, garantizando la distancia de seguridad de 70 centímetros entre ellas.

EVOLUCIÓN SEMANAL


Contagios de covid-19

03/01-09/01 21.059

10/01-16/01 17.109

17/01-23/01 13.819

24/01-30/01 10.186

31/01-06/01 5.978

Ingresos (en UCI)

03/01-09/01 158 (14 en UCI)

10/01-16/01 171 (21 en UCI)

17/01-23/01 166 (14 en UCI)

24/01-30/01 117 (10 en UCI)

31/01-06/01 89 (6 en UCI)

Fallecidos

10/01-16/01 21

17/01-23/01 22

24/01-30/01 25

31/01-06/01 19

10.270 vacunas inoculadas. La semana pasada, el departamento de Salud inoculó 10.270 vacunas contra la covid-19, lo que supone un descenso a la mitad con respecto a las dosis que se venían administrando semanas atrás. En lo que respecta a las terceras dosis, más del 70% de los mayores de 40 años ya ha recibido la vacuna de recuerdo. Sobre la vacunación infantil, un 52,5% de los menores navarros de entre 5 y 11 años ya ha recibido la primera pauta de la dosis pediátrica.



Las mascarillas, con los días contados en exteriores

El Ministerio de Sanidad y las comunidades pactaron a primera hora de ayer que la mascarilla deje de ser obligatoria al aire libre –una orden que regía desde el día de Nochebuena– a partir del próximo jueves salvo en eventos multitudinarios en los que se esté de pie o cuando no haya distancia de seguridad si se está sentado, aunque siempre será recomendable ponérsela cuando haya aglomeraciones urbanas.

Así lo acordó el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud en una reunión en la que también se ha aumentado el aforo en las competiciones deportivas, incluyendo la Liga de fútbol y la ACB de baloncesto, que pasan del 75 al 85% si se celebran en recintos abiertos y del 50 al 75% si son a cubierto. Estas cifras serán revisadas antes de que acabe el mes de febrero.

ACONSEJABLE EN AGLOMERACIONES No obstante, el público deberá seguir respetando medidas como el uso de mascarilla o la distancia de seguridad. En este tipo de situaciones, como en otras multitudinarias, habrá que seguir usándola si se está de pie o si no hay una distancia de 1,5 metros si se está sentado.

Además, será recomendable ponérsela cuando haya aglomeraciones urbanas, tal y como establecieron el Ministerio y la práctica totalidad de las comunidades.

Darias ya avanzó el pasado viernes la intención del Ejecutivo de eliminar la imposición del cubrebocas en exteriores, una medida que el Gobierno adoptó el pasado 22 de diciembre por el tiempo mínimo indispensable para tratar de contener el auge de casos por el avance de la variante ómicron.

Las condiciones para poder quitarse la mascarilla al aire libre estarán detalladas en el real decreto que hoy se lleva al Consejo de Ministros, y que el miércoles se publicará en el BOE para que entre en vigor el jueves.

La decisión de eliminarla se tomó tras la petición de casi todos los líderes autonómicos que así lo reclamaron en la Conferencia de Presidentes. Y eso que desde el principio fue una solución cuestionada por expertos en epidemiología y salud pública, que la tildaron de medida estética sin utilidad alguna para contener la transmisión.

No obstante, el anuncio de Darias levantó la crítica de muchas autonomías que, aun estando de acuerdo con el fondo, censuraron que avanzara el fin de las mascarillas apenas tres días después de que el Congreso convalidara el decreto con el que las reinstauró en exteriores y sin haberlas consultado antes.

VOCES DISCREPANTES "No hemos entendido por qué ahora", resaltó el consejero madrileño, Enrique Ruiz Escudero, quien criticó al Gobierno por defender "lo mismo y lo contrario" en una misma semana. "Es sorprendente", añadió. Madrid también reprochó a Sanidad que no haya eliminado las restricciones de aforo en el deporte, ya que, en su opinión, "no tiene mucho sentido" que haya un límite de público a los partidos de fútbol o baloncesto en los mismos recintos en los que se celebran conciertos "con miles de asistentes".

El conseller catalán de Educación, Josep González-Cambray, dio un paso más y pidió que se eliminen las mascarillas también de las escuelas "lo más pronto posible", siempre en función de la situación sanitaria. "Sería una fantástica noticia si se retiraran primero en los patios y, después, en las aulas", subrayó.

Por su parte, el conselleiro de Sanidad, Julio García Comesaña, celebró la retirada de las mascarillas, aunque avisó de que "quedan restricciones muy puntuales que se deben seguir manteniendo". Con todo, mostró su convencimiento de que "el volumen de casos que tenemos es suficiente para plantear un abordaje diferente" y que por ello seguirá insistiendo en la Comisión de Salud Pública que se celebra esta semana en reducir el periodo de cuarentena de siete a cinco días.

¿QUÉ PASA EN LOS COLEGIOS? Los escolares españoles también vivirán el primer alivio de las estrictas restricciones que se decretaron después de que volvieran a las aulas en septiembre de 2020 tras el confinamiento duro de la primavera de ese año. En estos últimos 16 meses, los estudiantes han llevado mascarilla tanto en las aulas como en los patios, además de recibir clase con las ventanas abiertas o de encuadrarse en grupos burbuja, sin apenas contacto con el resto de los compañeros.

Por ejemplo la Conselleria de Salud de Baleares, en coordinación con la de Educación, acordó que la mascarilla no será obligatoria en los patios y recintos exteriores de los centros educativos. Por lo tanto, la medida se adoptará el jueves, cuando entre en vigor la nueva normativa por parte del Gobierno central. La Conselleria de Educación, por su parte, mandó un escrito a todos los centros educativos para informar de esta decisión.



Aún estamos en pandemia

La Sociedad Española de Salud Pública y Administración Sanitaria defendió que por el momento la covid-19 debe seguir siendo considerada una pandemia.

"En este momento la covid-19 no puede ser considerada una endemia, seguimos estando frente a un virus respiratorio pandémico", defendió ayer en un posicionamiento publicado.

En este contexto, advierten de que hablar de que estamos ante una enfermedad ya endémica y estacional como la gripe "puede contribuir a que la población minimice o banalice las medidas preventivas ante la covid-19 y ante la gripe".

"La covid-19 persistente y las secuelas de la enfermedad no están suficientemente descritas, lo que debe tenerse presente antes de tomar decisiones sobre la vigilancia y las medidas preventivas recomendables", insisten al respecto.

Por ello, consideran "necesario" continuar con la vigilancia de la infección y de la enfermedad: "Para ello sigue siendo necesaria la realización de pruebas diagnósticas, cuando proceda, y un sistema de vigilancia de casos. Continuar con estas actuaciones debe incluir el mantenimiento de la covid-19 en el sistema de alerta y seguimiento de las redes centinelas, la mejora de todo el sistema de vigilancia en salud pública y el aprovechamiento de redes existentes como la red de farmacias comunitarias para detección y cribado, coordinándolas con la red epidemiológica".

A su vez, reclaman un estudio serológico de infección natural como "una medida necesaria para saber la situación real de inmunidad de la población".

noticias de noticiasdenavarra