Comienza la instalación de la barrera de seguridad en la N-121-A

Reducirá "significativamente" el riesgo de colisión

08.03.2022 | 11:16
Los operarios colocan la valla de seguridad en la N-121-A

Las obras del primer tramo de la N-121-A, entre Ezcaba y Olave, llegan a su recta final con la instalación de la barrera de seguridad, que se ha diseñado "atendiendo las necesidades de seguridad vial" de esta carretera, así como las "particularidades" de la orografía y fauna del terreno, y que permitirá separar los dos sentidos de circulación.

Según ha destacado el Gobierno de Navarra en nota de prensa, este elemento de contención permitirá reducir "significativamente" el riesgo de colisión frontolateral, que es la causa "más lesiva" de accidentalidad en esta vía.

Se trata de un sistema de contención de vehículos modelo TUBRAIL-S2M-L1, de 65 centímetros de altura, elaborada en su totalidad con acero galvanizado de diferentes espesores. Se instalará principalmente en una mediana de 2 metros, que dispondrá además de resaltos en las líneas blancas y captafaros para incrementar la seguridad vial.

Cabe recordar que los resaltos son macro-texturas superficiales que producen un efecto acústico y vibratorio al paso de las ruedas, de manera que advierte al conductor de que se está desviando del carril hacia los arcenes. En cuanto a los captafaros, se trata de dispositivos de guía óptica reflectantes de luz incidente, que permiten delimitar los bordes de la vía en horas nocturnas o en situaciones de baja visibilidad.

La barrera se habilitará en la mayor parte del recorrido, a excepción de aquellas zonas que carecen de anchura suficiente, fundamentalmente estructuras como túneles o puentes, o tramos con construcciones en los dos laterales de la vía.

EL TRAMO EZCABA-OLAVE, AL DETALLE

La N-121-A comienza con una vía de dos carriles por sentido de circulación, desde la glorieta de los túneles de Ezcaba hasta la nueva rotonda próxima al Hostal Aguirre. Los carriles se encuentran separados por una mediana continua de dos metros con barrera vertical. Anexa al trazado, se ha dispuesto una vía de servicio, a la que se accederá por el antiguo trazado de la NA-4210.

A continuación, desde la glorieta del Hostal Aguirre y hasta la nueva glorieta de acceso sur de Sorauren, la vía cuenta con dos carriles de circulación en dirección norte, mediana de dos metros de anchura con barrera vertical metálica y un carril sentido sur.

El tramo correspondiente a la actual variante de Sorauren mantiene su disposición de carriles, pero los sentidos están separados mediante una mediana de 2 metros con barrera metálica vertical. También se ha colocado un vallado perimetral exterior en ambos márgenes para proteger la carretera del posible acceso de la fauna y redirigirlo a las estructuras sur y norte sobre el río que se consideran zonas seguras de paso habilitadas para ello. Además, en ambos lados de la carretera se incluyen dos zonas de escape en dicho vallado para aquellos animales que puedan acceder a la misma por ambos extremos.

Posteriormente, desde la rotonda del acceso Norte a Sorauren hasta el núcleo urbano de Olave, la vía dispone de un tramo inicial de transición de un carril por sentido, de unos 300 metros, con mediana señalizada con pintura. En este tramo se anexa una vía de servicio, de un solo carril sentido sur, con el fin de facilitar el acceso a las viviendas situadas en esa zona.

Por último, la carretera consta de doble carril en sentido norte y un carril sentido sur con mediana de dos metros de anchura con barrera vertical metálica hasta la intersección con la NA-4212 (Olaiz). Este cruce se ha modificado añadiendo un tercer carril central de espera para los giros a izquierda de salida. La parte final del tramo dispone de una transición de la vía 2+1 a la actual travesía de Olave.

LA N-121-A COMO VÍA 2+1

Las vías 2+1 se diseñan como carreteras de doble sentido de circulación con tres carriles disponibles, de forma que el carril central se destina al adelantamiento en una u otra dirección a través de intervalos regulares separados del otro sentido de circulación por una mediana infranqueable.

La tipología 2+1 para la N-121-A es un diseño finalista consensuado con los "mayores especialistas en la materia" y promovido por la Unión Europea. Todos los ejemplos internacionales de 2+1 generan estadísticas que "equiparan la accidentalidad de este tipo de vías a las más seguras": las autovías.

En España, de hecho, con objeto de impulsar este tipo de vías 2+1, el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma), a través de la dirección general de Carreteras, ha aprobado la primera norma española sobre carreteras 2+1.

De esta forma, España dispone de una norma específica para estas carreteras que, actualmente, cuenta con una amplia experiencia en muchos países europeos (Suecia, Finlandia, Alemania, Francia, Irlanda, entre otros) y del resto del mundo (EE.UU., Canadá o Australia). Incluso se da el caso de países que están en fase de expansión y mejora de su red viaria, como Polonia, donde han apostado "de forma decidida" por esta solución. 

noticias de noticiasdenavarra