Un akelarre musical de trabajo de fin de curso

El alumnado de 1º de bachiller de artes del IES Alaitz presentó ayer un espectáculo sobre las brujas de Zugarramurdi

09.05.2022 | 00:37
Los estudiantes, durante el espectáculo Erretako arimak, llevado a cabo ayer en el Auditorio de Barañáin.

Un akelarre musical como trabajo de fin de curso. Ese es el proyecto que han desarrollado los 57 alumnos y alumnas de primero de bachillerato de Artes Escénicas, Música y Danza del IES Alaitz. El espectáculo Erretako arimak, basado en los hechos históricos de las brujas de Zugarramurdi, incluye música, danza y teatro y fue representado ayer en el Auditorio de Barañáin.

Zugarramurdi, enero de 1609. Comienza una caza de brujas que acabará con graves consecuencias. Un relato de magia, mitos y leyendas, pero también una historia de lucha por la libertad y la justicia. "Le hemos querido dar un enfoque historicista, saliendo un poco de la mitología que se ha creado alrededor de estos hechos. Queríamos contar lo que pensamos que pudo ser en aquella época todo ese proceso que se llevó por delante a bastantes personas", explica Ismael Yagüe, profesor de Artes Escénicas en el IES Alaitz y uno de los responsables del proyecto.

Está basado en hechos históricos y los personajes que aparecen son todos reales, con nombres y apellidos documentados. "El argumento está relacionado con la lucha de poder del Monasterio de Urdax contra la gente del pueblo llano de Zugarramurdi, que dependía de Urdax hasta que decidieron rebelarse e intentaron independizarse. Años después, el proceso de brujería fue contra quienes habían intentado independizarse y fue de la mano del abad de Urdax, que quería venganza. Tenemos por un lado la historia documentada y, por otro, un espectáculo con música, danza, teatro y un montón de estilos musicales, desde canciones medievales hasta alguna sorpresa como akelarres. Aunque es un relato que la Inquisición se inventó para acusar a esas personas, nosotros hemos interpretado un akelarre tal y como ellos lo describen", remarca.

El trabajo ha sido realizado por el alumnado de primero de bachillerato a lo largo de todo el curso, un proyecto que viene realizándose desde el curso 2009-2010. "Todos los años se hace un espectáculo como trabajo final y es el alumnado el que propone la historia. Es un proyecto de creación colectiva que empieza a principio de curso. A nosotros nos viene alumnado de toda Navarra, tenemos mucha gente de la comarca de Pamplona, pero también de Tafalla, Sakana, Baztan o Sangüesa. Entre ellos no se conocen y las primeras semanas hacemos muchas actividades para que se creen vínculos entre ellos mientras trabajan aspectos como la interpretación. Hacia noviembre o diciembre empezamos ya a plantear qué ideas surgen para hacer un espectáculo a finales de curso. Este año, se decidió que el tema de la brujería era el que más motivaba y fuimos a por ello", relata.

gran documentación Después de elegir el tema, los estudiantes se sumergieron en un importante trabajo de documentación. "Hemos visitado las cuevas y el museo de Zugarramurdi y hemos tenido charlas con el historietista Asisko Urmeneta, que acaba de publicar un cómic sobre el tema. A partir de este contexto, hemos construido el relato del espectáculo", remarca el profesor.

La pandemia no ha sido un impedimento a la hora de desarrollar los ensayos, especialmente gracias al nuevo espacio que estrenaron en el instituto Alaitz este curso. "El año pasado tuvimos más problemas, pero este año las limitaciones han sido menos. Además, tenemos la suerte de que inauguramos unas salas de música nuevas que nos han facilitado mucho el proceso. Tenemos unas condiciones mucho mejores que las que teníamos hasta ahora".

Hay que recordar que el instituto Alaitz es el único centro navarro que ofrece el bachillerato de Artes Escénicas, Música y Danza en euskera. "Nos viene alumnado de todas las zonas. Este curso tenemos 57 alumnos y alumnas en Primero y 62 en Segundo y es una cifra que se ha estabilizado bastante en estos últimos cuatro o cinco años. El bachillerato se implantó en el curso 2009-2010 y empezamos con 15 alumnos y alumnas y ahora tenemos 60 y seguimos en buena forma", concluye. l

las claves

l IES Alaitz. El instituto Alaitz es el único centro navarro que ofrece el bachillerato de Artes Escénicas, Música y Danza en euskera. Desde el curso 2009-2010, se realiza un espectáculo a final de curso, una actuación que tan solo se ha suspendido en el año 2020 a causa de la pandemia.

l 128 estudiantes. El IES Alaitz tiene 381 alumnos que estudian en modelo D. De ellos, 235 cursan Bachillerato, de los cuales 128 están en el de Artes Escénicas (58 en 1º y 70 en 2º). Esta modalidad ha tenido un fuerte aumento de la demanda en los últimos años.

la frase

ismael yagüe "hemos hecho un gran trabajo artístico, pero también histórico"

El profesor de Artes Escénicas, Música y Danza en Alaitz, Ismael Yagüe, explicó que "el alumnado ha realizado un gran espectáculo artístico incluyendo música, danza y teatro con un enfoque historicista".

noticias de noticiasdenavarra