Los Reyes de sueños

"Gaspar y la lágrima de cristal", el último álbum ilustrado por la pintora pamplonesa Virginia Santos, trasciende la tradición de los Reyes Magos para hablar de soledad, confianza y amistad.

03.01.2020 | 06:16
En 'Gaspar y la lágrima de cristal' la ilustradora Virginia Santos ha creado un universo mágico poblado de sueños y amistad.

A Virginia Santos le encantan los cuentos. En especial, aquellos que ofrecen diversas lecturas, ventanas a universos por explorar, que nos colocan frente a espejos enigmáticos y dan la posibilidad de reflexionar sobre la existencia, la memoria y la identidad. Los cuentos forman parte de su imaginario pictórico, y en los últimos años también de su trabajo como ilustradora de álbumes infantiles, en el que cuenta ya con tres libros publicados.

El último de ellos, Gaspar y la lágrima de cristal, que vio la luz en el recién terminado 2019 de la mano de FdB ediciones y su sello de literatura infantil Jalabalí, propone una historia muy propicia para estas fechas previas a la mágica noche del 5 de enero: un cuento que trasciende la tradición de los Reyes Magos para hablar de soledad, sueños, confianza y amistad.

Julia es una niña que no puede soñar. Los tres Magos le envían sueños, pero ella no puede abrirlos, no puede experimentarlos. "¿Por qué?", se pregunta preocupado Gaspar, el rey protagonista de esta historia, que decide vigilar a Julia en sus noches para comprobar qué sucede. Entonces, se da cuenta de que, cada noche, de los ojos de Julia brota una lágrima de cristal que se desliza lentamente por su mejilla. Gaspar no conoce el significado de esas lágrimas y decide investigarlo con Melchor y Baltasar.

Con esta trama, el álbum ilustrado, que cuenta con textos de la autora natural de Sangüesa Elena Reta Almárcegui, trasciende la tradición navideña de los Reyes Magos que en pocos días se celebrará en tantos y tantos rincones del Estado, para ahondar en cuestiones universales que a todos y todas -en la infancia o en la etapa adulta- nos han preocupado alguna vez, como la soledad, la confianza o la amistad. Gaspar y la lágrima de cristal es un cuento que nace de un proyecto anterior, publicado en 2016 por FdB ediciones: el álbum ilustrado Melchor, Gaspar, Baltasar y el Laboratorio de Sueños, un cuento fantástico escrito por Alejandro Palacios e ilustrado por Virginia Santos que narra las aventuras de tres sabios magos un tanto diferentes a lo habitual. Aunque los libros pueden disfrutarse de manera independiente -no es uno continuación del otro-, comparten contexto: el Laboratorio de Sueños de los tres Reyes Magos, que en esta historia son personajes con inquietudes que van más allá de su función como porteadores de regalos materiales para los niños y las niñas.

Melchor es el más sabio de todos, tiene una panza rechoncha y vive rodeado de montañas de libros. Gaspar es tremendamente despistado, y tiene el poder de hablar con todos los animales y las plantas. Baltasar es el más joven, y es elegante y presumido; vive en la torre más alta de un palacio de oro y, como es astrónomo, conoce todos los secretos del cielo.

Así se presentan los tres Magos en el álbum ilustrado que vio la luz en 2016. "Luego, la idea fue ir sacando nuevos cuentos, protagonizados cada uno de ellos por cada uno de los tres Reyes Magos, porque cada uno de ellos tiene su personalidad y su manera de resolver problemas. De momento, ha salido adelante éste", cuenta Virginia Santos aludiendo a Gaspar y la lágrima de cristal. A manos de la pintora llegó la historia esbozada, y el mejor regalo para una artista que disfruta de su quehacer: libertad total de creación. "Ha sido un trabajo muy bonito; desde el principio de esta historia me gustó que tiene miga y ahonda en cuestiones humanas, en sentimientos como la empatía, dentro de un mundo mágico de fantasía. El tema de los sueños me ha dado unas posibilidades creativas infinitas", dice sobre las bellas ilustraciones del álbum que protagoniza Gaspar, y que son "dibujos más atmosféricos y envolventes" que los que creó para el cuento anterior del Laboratorio de Sueños. Santos ha jugado para esta nueva obra con los colores -una tonalidad para cada rey mago- y ha creado una Julia protagonista que "no es la niña de trenzas o coletas y vestidito que presentan muchos cuentos o muchas películas infantiles". "No quería que en su apariencia física fuera importante el género, creo que hay que ir cambiando esa visión que se nos impone desde muchos lados y según la cual una niña es más guapa con vestido que con pantalón u otra ropa cómoda, o que es más guapa con pelo largo y liso que con corto y rizado", dice sobre esta cuestión que, como madre de una niña, le toca especialmente, y en la que se siente responsable como creadora de imágenes que es.

'alicia' de lewis carroll

Fuente inagotable de arte

La tercera experiencia de Virginia Santos como ilustradora de cuentos, que se suma a las dos que ha vivido en torno a los Reyes Magos, la llevó a cabo junto a la autora valenciana Rocío García Alcolea, quien tras conocer el trabajo de la pintora pamplonesa como ilustradora de Melchor, Gaspar, Baltasar y el Laboratorio de Sueños, contactó con ella para pedirle que ilustrara una historia que tenía escrita: Las cartas de Piter. Una obra autoeditada narrada con desparpajo a través de un gato callejero que nos habla del amor, el respeto por los animales, el juego, la reflexión y el vínculo existente entre los gatos y las personas. Se puede adquirir a través de Amazon y lo recaudado por su venta, por deseo de las autoras, se destina a una asociación que trabaja en la acogida de gatos abandonados.

"Fue una experiencia bonita", dice sobre este trabajo Santos, quien asegura que disfruta "muchísimo dibujando en cualquier momento, en cualquier lugar y cualquier cosa". Aunque ha tocado algo el mundo de la ilustración de cuentos, ante todo se considera pintora. Lleva casi tres años trabajando en su serie de Alicia en el país de las maravillas, cuento que le tiene "atrapada" por "su fabulosa simbología y la infinidad de imágenes que brotan de su lectura e interpretación" y del que "casi" ha hecho "una versión botánica" porque Alicia le ha puesto muy en contacto con la naturaleza en sus pinturas, cuenta Virginia mientras muestra el último cuadro de esta serie en el que está inmersa ahora en el taller que comparte con Teresa Sabaté y Mikel Cabrerizo en la calle Santa Marta del barrio de la Milagrosa. Una niña frente a un espejo. Alicia. O cualquiera de nosotras, en busca de ventanas abiertas.

Título: Melchor, Gaspar, Baltasar y el Laboratorio de Sueños.

Autores: Alejandro Palacios y Virginia Santos Itoiz.

Editorial: FdB ediciones.

Precio: 15 euros.

Título: Gaspar y la lágrima de cristal.

Autoras: Elena Reta Almárcegui y Virginia Santos Itoiz.

Editorial: Jalabalí (sello de literatura infantil de FdB ediciones).

Precio: 15 euros.