Inaugurada la primera muestra retrospectiva de Isabel Baquedano

El Museo de Navarra y el MUN han colaborado con el Museo de Bellas Artes de Bilbao en esta exposición

10.09.2020 | 13:31
Imagen de la muestra de la pintora navarra Isabel Baquedano.

Isabel Baquedano amó la pintura. A este arte dedicó su vida, ejerciéndolo y enseñándolo. No quería hacer otra cosa que pintar. Le sobraba exponer, le sobraba vender. Se resistía a hacer pública su obra, íntima y autobiográfica, comprometida socialmente, espiritual, sagrada. Siempre maravillosamente creada a través del don que tenía para el color, la representación naturalista y el manejo de la forma. Siempre enigmática, y de una belleza singular. Excepcional. Como era ella. "Con Isabel la aventura es permanente. Nunca la tienes controlada del todo", dice Ángel Bados mirando hoy sus obras y, todavía, sorprendiéndose ante el enigma que late en ellas. El escultor comisaria, junto con Miriam Alzuri, el proyecto expositivo que, desde ayer, habita en Pamplona en dos sedes: el Museo de Navarra y el MUN (Museo Universidad de Navarra), que por primera vez unen esfuerzos en un proyecto común. Casi 300 obras se reparten en dos muestras que dejarán con la boca abierta a muchos y muchas, amantes y entendidos en arte o no.

De la belleza y lo sagrado es una bella y descomunal sorpresa que dejará huella en la retina del espectador, igual que Isabel Baquedano (Mendavia, 1929-Madrid, 2018) ha dejado huella en una generación de artistas y amantes de la creación plástica. Su arte, difícil de etiquetar, luce en todo su esplendor en la capital navarra en esta ocasión de oro para acercarse al universo de una creadora incansable, que pintó a diario hasta el día anterior de su muerte.

Tras su paso por el Museo de Bellas Artes de Bilbao, esta primera retrospectiva de la pintora navarra, inaugarada ayer por la mañana en dos nutridos actos que contaron con la presencia de sobrinas y sobrinos nietos de la célebre pintora, podrá disfrutarse en Pamplona hasta el 10 de enero. Se trata de la primera revisión del trabajo de la artista, desde sus primeras obras, fechadas en la década de 1950, a sus últimas pinturas. En total, se reúnen 290 piezas, pertenecientes a la familia de la autora, museos, fundaciones y colecciones privadas. Además de las pinturas, se exponen fotografías, dibujos y documentos (carteles, folletos, invitaciones€) que permiten profundizar en la trayectoria profesional y vital de Isabel Baquedano. Una artista relegada en la Historia –como tantas otras mujeres excepcionales–, en parte por su propia resistencia a descubrirse al gran público. En vida, en Pamplona tan solo expuso en algunas muestras colectivas o alguna pequeña exposición en galerías privadas. Sin embargo, su trabajo disfrutó de un temprano reconocimiento por parte de la crítica y contó con el respeto de colegas y profesionales del mundo del arte.

RECORRIDO

Series temáticas en dos espacios artísticos

La exposición propone entre las dos sedes un recorrido historiográfico organizado por series temáticas. El itinerario comienza en el Museo de Navarra con una visión retrospectiva, que se inicia con las obras realizadas por la artista navarra en la década de los 50. Allí pueden contemplarse pinturas como Peluquería de señoras, Carrusel o Paraíso. La visita continúa en el Museo Universidad de Navarra, donde se muestran piezas como Autorretrato, Malabaristas, Adán y Eva o Anunciación. En la visita a la muestra puede contemplarse la diversidad temática de sus obras, en las que siempre están presentes sus propias vivencias y una profunda humanidad, reflejadas a través de su gran destreza técnica y capacidad innovadora.

En las obras que alberga el MUN se observa el paso del arte social y la transición hacia una figuración renovada. "Influye la renovación que viene del Pop, con la utilización del color, la frescura en los temas€ Entonces aparecen los temas modernos, el mundo del televisor, de los automóviles€ Y casi enseguida una figuración más simbolista a mediados de los 70", explica Miriam Alzuri. Forman parte del recorrido las obras de temática religiosa, que trabajó desde el inicio de su carrera, así como obras de sus series dedicadas a retratos domésticos, su viaje a Grecia, los bodegones o el mundo del circo, entre otras.

UNA EXPLORADORA CONSTANTE

Entregada, generosa, arriesgada

Tal y como se explica en el recorrido expositivo, los bodegones y la serie del circo eran para la autora trabajos de una mayor ligereza que le servían de cierto descanso. Baquedano, quien desarrolló un importante magisterio en sucesivas generaciones de artistas navarros como profesora de Dibujo en la Escuela de Artes y Oficios de Pamplona, era una artista extremadamente crítica con su trabajo, que supo traspasar su propia destreza técnica y trató de llevar la pintura al límite, enfrentándonos a través de sus cuadros al enigma de lo sin nombre que habita más allá de lo visible.

"Toda la vida Isabel buscó la verdad del arte. Toda la vida intentó obtener el cuadro que nunca había alcanzado. Eso es propio de los grandes creadores. Vivía la historia de la pintura, pero era tan singular que no es fácil adscribirla a ninguna corriente. La clave es el realismo, un realismo de corte biográfico, porque todo lo que pintaba procedía de una experiencia de vida o de la opinión que ella tenía sobre las cosas del mundo", dice Bados. En relación a esta clave, el comisario y amigo de la artista explica que "como público accedemos a la tensión realista del cuadro y cuando estamos ahí tenemos que aceptar esa cualidad biográfica. La pintura de Baquedano necesita de un espectador concernido al que le propone lo que para ella supone la pintura y cada cuadro. Si acepta, disfrutará de la belleza insólita de su obra y de los inventos técnicos que encontramos en cada obra".

Ese camino de constante exploración e innovación le acompañó toda su vida, en la que, como explica Alzuri, no dejó de plantearse retos. "No le interesaba una pintura que parezca terminada, perfecta. Muestra cómo se va haciendo, cómo ha ido trabajando. Hay veces que deja a la vista el dibujo. Tampoco necesita el gran formato para expresarse. Trabaja con formato medio y pequeño", explica.

Por su parte, el pintor Antonio López subraya la "búsqueda incansable" de la artista, a quien recuerda como "una persona decidida a hacer algo de valor para entregar a los demás y realizarse. Era muy entregada, enormemente generosa y arriesgada".

A la hora de trabajar, López apunta que "cuando empezaba un cuadro, ni ella misma sabía por dónde tenía que caminar, pero ya estaba en ese espacio y lo encontraba. Todos sus cuadros son sorprendentes, un viaje a lo desconocido porque no hay rutina. Y esa búsqueda es una maravilla", concluye.

ACERCANDO EL ARTE DE BAQUEDANO

LIBRO, VISITAS GUIADAS Y TALLERES

Para leer y para sentir. Con motivo de la exposición De la belleza y lo sagrado, y con el apoyo de la empresa navarra Viscofán, se ha editado el libro Isabel Baquedano. De la belleza y lo sagrado, con textos de Ángel Bados y Miriam Alzuri, así como del escritor Ignacio Gómez de Liaño y la historiadora del arte Adelina Moya Valgañón. Este volumen es la primera monografía que se dedica a la pintora navarra. Además, en su intención de acercar el arte de Baquedano al público navarro, el Museo de Navarra y el MUN han organizado visitas guiadas a la exposición. Las visitas guiadas para el público general tendrán lugar los domingos, a las 12.30 horas, en el Museo de Navarra, y la exposición formará parte de las visitas guiadas habituales en el Museo Universidad de Navarra, de martes a viernes, a las 18.00 horas, y sábados y domingos, a las 12.00. Con el fin de acercar el universo de la pintora a los más pequeños, ambos museos programarán también talleres familiares y de Navidad en los que se trabajarán algunas de las temáticas y preocupaciones de la artista en entornos que favorecen la creatividad y el acercamiento al arte.

" Toda la vida Isabel buscó la verdad del arte. Intentó obtener el cuadro que nunca había alcanzado"

ÁNGEL BADOS

Comisario de la exposición


CATÁLOGO Y ACTIVIDADES


Con motivo de la exposición se ha editado el libro 'Isabel Baquedano. De la belleza y lo sagrado', con textos de Ángel Bados y Miriam Alzuri, así como del escritor Ignacio Gómez de Liaño y la historiadora del arte Adelina Moya Valgañón. El volumen cuenta con el apoyo de la empresa navarra Viscofán.

Además, se han programado actividades complementarias que permiten acercarse al trabajo de Baquedano desde distintas perspectivas. Este jueves, a las 19 horas, el comisario Ángel Bados impartirá una masterclass en el Teatro del Museo Universidad de Navarra, que permitirá conocer las claves de la muestra. El propio Bados acompañará a los visitantes en una visita guiada el domingo, día 13 de septiembre, a las 12, en el Museo de Navarra acercando al público esa parte de la exposición.

El día 16 de septiembre, a las 19:30 horas, en el salón de actos del Museo de Navarra está programada una mesa redonda con los discípulos de Baquedano, en la que participarán Xabier Morrás, Pedro Osés, Pedro Salaberri, Alfonso Ascunce, Elena Goñi y Juanjo Aquerreta. Y en ese mismo escenario, el 23 de septiembre, a las 19:30 horas, Adelina Moya, coautora del catálogo, impartirá una conferencia.

En el Museo Universidad de Navarra tendrá lugar el 21 de octubre, a las 19 horas, el concierto 'Bella mía. Música en torno a Isabel Baquedano', a cargo de Raquel Andueza & La Galanía. Se interpretarán composiciones de mujeres pioneras en su campo: Barbara Strozzi, Francesca Caccini y Teresa Catalán, reunidas para honrar la memoria de la pintora navarra.

Ambos Museos han organizado visitas guiadas a la exposición. Las visitas guiadas para el público general tendrán lugar los domingos, a las 12:30, en el Museo de Navarra y la exposición formará parte de las visitas guiadas habituales en el Museo Universidad de Navarra, de martes a viernes, a las 18 horas, y sábados y domingos, a las 12.

Con el fin de acercar el universo de Isabel Baquedano a los más pequeños ambos museos programarán talleres familiares y de Navidad en los que se trabajarán algunas de las temáticas y preocupaciones de la artista en entornos que favorecen la creatividad y el acercamiento al arte.