Por la vía rápida

primera fase | a españa le basta incluso un empate ante inglaterra para estar en la fase final

07.02.2020 | 12:43
Técnicos y jugadores de la selección, en el entrenamiento de ayer en el Benito Villamarín.

LA PREVIA

ESPAÑA De Gea; Azpilicueta, Nacho, Ramos, Marcos Alonso; Busquets, Thiago, Saúl; Aspas o Alcácer, Rodrigo, Asensio.

INGLATERRA Pickford; Chilwell, Maguire, Gomez, Trippier; Barkley, Dier, Winks; Rashford, Kane, Sterling.

Árbitro Szymon Marciniak (Polonia).

Hora/tv Benito Villamaría. 20.45/La 1.sevilla - España, intratable desde que Luis Enrique se hizo con su banquillo, quiere cerrar por la vía rápida el pase a la fase final de la Liga de las Naciones con un nuevo triunfo ante Inglaterra, rival frente al que se inició este nuevo ciclo y con el que se mide en el Benito Villamarín. El preparador asturiano afrontará en el estadio bético su cuarto partido como seleccionador y en los tres anteriores levantó la moral de un equipo tocado tras la decepción del Mundial de Rusia. En Sevilla, y tras el 0-0 con el que concluyó el viernes el otro partido del grupo, Croacia-Inglaterra, a España le vale el empate para estar virtualmente clasificada aunque todo sería matemático para ser primera con la victoria en el Villamarín.

Todo apunta a que Luis Enrique volverá a efectuar muchos cambios y a que los más fijos retornen al once, casos del madridista Nacho Fernández, el jugador del Chelsea Marcos Alonso o el barcelonista Sergio Busquets, quienes descansaron en Cardiff. Se plantean dudas sobre la posibilidad de que el delantero Paco Alcácer, en racha con el gol en la selección -doblete ante Gales- y en el Borussia Dortmund, siga como titular. El navarro Azpilicueta estará en el once.

También es posible que Luis Enrique le dé el gusto a Marc Bartra de jugar en su estadio ante la mayoritaria presencia de béticos, y más después de que aprovechara perfectamente la segunda parte que disputó ante Gales, con tanto incluido.

La selección inglesa llega a Sevilla con muchas bajas, dudas y la necesidad de sumar para no descender a la Segunda División de la Liga de Naciones. En un intento de revolucionar el equipo que llegó a semifinales del Mundial de Rusia y acabó firmando un notable cuarto puesto, el técnico inglés, Gareth Southgate probó en el empate a cero contra Croacia un nuevo sistema de juego que rompe con el esquema de los tres centrales y los dos carrileros recurrente hasta ahora. En suelo croata, Southgate utilizó un 4-3-3 clásico, marcado por la plaga de bajas que afecta a Inglaterra y que se acrecentó tras el paso por el vacío estadio de Rijeka. Jordan Henderson, centrocampista del Liverpool, y John Stones, central del Manchester City, no podrán estar ante España por tarjetas. - Efe