El Leganés certifica la permanencia por tercer año

problemas un sevilla sin alma se complica la participación en la champions

09.02.2020 | 07:03

Sevilla0

Leganés3

SEVILLA Vaclík; Jesús Navas, Mercado, Sergi Gómez, Escudero; Sarabia, Marko Rog (Bryan Gil, m.70), Roque Mesa (Gonalons, m.38), Promes (Franco Vázquez, m.46); Ben Yedder y Munir.

LEGANÉS Cuéllar; Juanfran (Nyom, m.76), Bustinza, Omeruo, Siovas, Jonathan Silva; Óscar Rodríguez, Recio, Vesga; Braithwaite (José Arnáiz, m.83), En-Nesyri (Carrillo, m.85).

Goles 0-1, m. 8: En-Nesyri. 0-2, m. 20: Braithwaite. 0-3, m. 83: Óscar.

Árbitro Alberto Undiano Mallenco (Comité Navarro). Amonestó al local Sarabia (m.46+) y al visitante Recio (m.63).

Estadio Ramón Sánchez Pizjuán; 32.797 espectadores.

sevilla - El Leganés goleó por 0-3 al Sevilla, logró de forma matemática la permanencia en Primera por tercer año tras un gran partido en el Sánchez Pizjuán y aleja de la Champions a los sevillistas, que siguen sin asegurarse su presencia en competición europea.

El equipo madrileño dominó por completo a un Sevilla sin alma, decepcionante y que naufragó en todo momento en un duelo que era vital y que ya en el primer tiempo se le puso muy de cara al Leganés con dos goles, uno del marroquí Youssef En-Nesyri a los 8 minutos y y otro del danés Martin Braithwaite en el minuto 20, y que Óscar Rodríguez sentenció con el 0-3 a ocho del final.

El conjunto pepinero salió con mucha más intensidad, concentrado, ganando en todas las facetas del juego a su rival y, además, con llegada y sabiendo a lo que jugar frente a un Sevilla perdido, totalmente desconocido y que tuvo una horrorosa puesta en escena.

El 0-2 dejó muy tocado al Sevilla, muy desacertado y sin soluciones. Con el medio campo desaparecido hasta el punto de que Roque Mesa fue sustituido en el 38 por el francés Maxime Gonalons -reapareció tras cuatro jornadas lesionado- y con Promes y los puntas Munir y Wissam Ben Yedder sin entrar en juego, no remató a puerta hasta el tiempo añadido con un tiro de Pablo Sarabia.

Aunque los sevillistas parecieron mejorar algo en la reanudación, ya con el argentino Franco Vázquez en el campo por Promes, muy desafortunado como todo su equipo, el cuadro madrileño siguió firme y sólido, no se descompuso en ningún momento y tampoco pasó demasiados apuros. - Efe