Victoria a domicilio del Promesas

TRIUNFO / LOS DE CASTILLEJO SE REENCUENTRAN CON LA VICTORIA EN UNA DE LAS PLAZAS MÁS COMPLICADAS

21.11.2021 | 00:20
Benito en una acción de esta temporada en Tajonar. Foto: Oskar Montero

Sestao River1

Osasuna Promesas2

SESTAO RIVER Barandiarán; Markel Bravo (Ibra, m.45) Daiki (Gaizka, m.46), Huete (Juste, m.46), Álvaro Mateo; Gorka Garai, AItor Villar, Néstor Salinas; Unai Buján (Jon Lorza, m.76), Beñat y Pascual.

OSASUNA PROMESAS Valencia; Diego Moreno (Eneko, m.77), Dufur, Mutilva, Iru (Azcona, m.90); Pablo Ibáñez, Iker Muñoz, Xabi Huarte; Aimar, Iker Benito y Joel (Pau Martínez, m.33).

Goles 0-1, m.18: Dufur; 0-2, m.24: Pablo Ibáñez; 1-2, m.62: Pascual.

Árbitro García Riesgo, colegio asturiano. Amarilla a Huete, Markel Bravo, Juste, Gorka Garai; Pau Martínez y Aimar.

Estadio Las Llanas.

sestao – Osasuna Promesas regresa a la senda de la victoria tras imponerse a un rival directo por el ascenso como el Sestao, que encajó su primera derrota de la temporada en Las Llanas. El conjunto rojillo cuajó una primera mitad magistral, con mucha presencia en el área rival y con solidez en defensa. Dufur y Pablo Ibáñez encararon la victoria visitante antes del descanso. Tras la reanudación, el cuadro vasco mejoró sus prestaciones y recortó diferencias a través de Pascual. Los verdinegros apretaron en busca del empate, pero los pupilos de Santi Castillejo supieron conservar los tres puntos.

El primer gol del choque llegó en el 18, en una jugada de estrategia que Dufur culminó con espectacular testarazo que sorprendió al arquero Barandian.

El tanto a favor sentó bien a una escuadra navarra que pocos minutos después puso tierra de por medio en el electrónico. Pablo Ibáñez no se lo pensó dos veces y disparó con potencia desde la frontal, enviando el cuero al fondo de las mallas. Con poco más que llevarse a la boca se llegó al final de una primera mitad con claro color rojillo.

En una de las llegadas locales, Pascual cazó un balón dentro del área y disparó por bajo batiendo al arquero Valencia. El 1-2 provocó que los aficionados locales apretaran mucho, alentando a su equipo con la esperanza de sumar por lo menos un punto. Pocos minutos después fue Unai Buján quien probó fortuna con un remate que se marchó rozando el poste.

Los verdinegros lo intentaron con centros laterales y balones directos durante los últimos diez minutos del encuentro, pero el filial de Osasuna mostró mucha resistencia atrás y acabó sumando tres puntos de oro en una de los estadios más complicadas de la categoría.

noticias de noticiasdenavarra