UAGN y EHNE defienden la explotación ganadera tradicional

Creen que la sentencia que anula el límite de cabezas de ganado por granja perjudica al sector en Navarra

26.06.2020 | 01:10

pamplona – UAGN y EHNE consideraron ayer que la sentencia que anula el límite de cabezas de ganado por granja, regulado en un Decreto Foral de 2019, es una mala noticia. "Si la resolución se hace firme, provocará el cierre de explotaciones y vaciará pueblos", pronosticó el presidente de UAGN, Félix Bariáin. Su homólogo en EHNE, Imanol Ibero, reiteró que "el sector necesita mecanismos políticos por encima del libre mercado, que establezcan topes por explotación ganadera y agrícola para poner puertas a la libertad económica y a la acumulación de recursos. Así habrá más personas ganaderas y agricultoras que trabajen la tierra y produzcan alimentos para toda la población".

Un dictamen del Tribunal Superior de Justicia de Navarra (TSJN) ha establecido que no está probado que esta limitación mejore el bienestar animal y ha considerado que la regulación foral vulnera la libertad de empresa. Este fallo responde al recurso de la sociedad Valle de Odieta, propietaria de la granja de Caparroso con 3.500 vacas, que quiere ampliar a unas 7.000. El Gobierno foral va a recurrirá esta decisión, como así se lo pidieron Bariáin e Ibero. "Esta sentencia va contra todo tipo de lógica, ahora los servicios jurídicos de Desarrollo Rural deberán actuar", dijo el presidente de UAGN. En esa línea, Ibero solicitó "al Ejecutivo navarro que defienda dicho normativa, que impida su revocación y que alegue a las instancias que correspondan para que la anulación no se ejecute".

El presidente de EHNE apoyó este decreto, aunque en su día su sindicato "solicitó que los tamaños por explotación que se establecieron fueran mucho menores, porque resulta necesario poner límites a la concentración de los recursos productivos, las tierras, los pastos y el ganado". Insistió en que "preservar las explotaciones familiares pasa por el reparto de los recursos, y si una granja de las 160 que hay en Navarra produce el 20% del total, y además quiere ampliar, la leche producida en Caparroso, dejarán de elaborarla otras personas, favoreciendo la pérdida de explotaciones familiares y la acumulación de recursos y mercados". Bariáin reiteró que "a pesar de que a la industria le resulta más rentable desplazarse a una macrogranja a retirar la leche, debe aplicar su responsabilidad social para contribuir a conservar las granjas tradicionales de este sector, su empleo y sus pueblos. Hay que concienciar de que no se puede comprar leche a precios bajos porque es el fin de estos ganaderos". Sobre Odieta, Ibero recordó que "percibió en la PAC de 2019, al menos, 470.000 euros de ayudas vinculadas a su explotación". Además resaltó que "esta empresa lleva años inmersa en acaparamiento de tierras en diferentes coordenadas de Navarra", y añadió que "las ayudas PAC citadas no incluyen las subvenciones vinculadas a la actividad agraria por la tierra que ha ocupado, por lo que la cuantía sería mucho mayor". Por ello exige "acotar explotaciones ganaderas y agrícolas".

"Si la sentencia se hace firme, provocará el cierre de explotaciones y vaciará pueblos"

Félix Bariáin

Presidente de UAGN

"Necesitamos mecanismos políticos que regulen el tope de ganado por encima del libre mercado"

Imanol ibero

Presidente de EHNE