El Gobierno echa el cierre con una avalancha de decretos

Recurre a esta vía para garantizar reformas sociales y laborales
No tiene asegurada la mayoría en la diputación permanente para su aprobación

08.02.2020 | 21:37
Pedro Sánchez, en el Congreso.

pamplona - Los partidos de la oposición coincidieron en reprochar al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que pretenda hacer campaña electoral desde la Moncloa mientras está en funciones y que con las Cortes disueltas intente aprobar por decreto ley medidas que no ha sacado antes adelante. Unas críticas que se acentuaron tras conocer que el Gobierno prepara una oferta pública de empleo para 2019 con la idea de aprobarla antes de las elecciones del 28-A, como piden los sindicatos.

El adelanto electoral ha puesto fin a la legislatura, que agota sus últimos días en el Congreso antes de que se disuelvan las Cortes el próximo martes, pero el Gobierno mantiene su intención de "gobernar hasta el último minuto" y aprobar mediante decretos leyes medidas que considera de urgencia social. La oposición aprovecha para echarle en cara a Sánchez que quiera sacar rédito electoral con medidas de última hora, y es muy previsible que ese sea el argumento que repitan hoy en la sesión de control al Ejecutivo, que será la última en la que los líderes políticos se enfrentarán en sede parlamentaria antes de las elecciones del 28 de abril.

De momento, este viernes el Consejo de Ministros aprobará un decreto ley de medidas urgentes para favorecer la igualdad laboral entre hombres y mujeres para tratar que lo convalide la Diputación Permanente; y según recordaba la portavoz socialista en el Congreso, Adriana Lastra, intentará aprobar más adelante otros asuntos como la extensión del subsidio por desempleo para mayores de 52 años.

No obstante, la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, descartó que el Ejecutivo saque adelante cambios en materia laboral o de pensiones vía decreto ley si no logra el consenso de los agentes sociales y de los grupos parlamentarios. Y, por ahora, no tiene nada fácil lograr mayorías en la Diputación Permanente, el órgano que se encarga de cumplir las funciones del Congreso fuera de periodo de sesiones. Fuentes del grupo socialista reconocen que el hecho de que los partidos estén ya en campaña electoral unido a que la mayoría en la Diputación Permanente es más ajustada que en el pleno complica que las reformas vean la luz.

El PP, Cs, el PNV y el PDeCAT han criticado abiertamente que Sánchez pretenda seguir gobernando a través de "decretazos" mientras está en campaña electoral, y Unidos Podemos advierte de que sólo apoyará las medidas que supongan una mejora para "la vida de la gente". "Si son una pantomima para la campaña electoral, desde luego no estaremos ahí", advertió la portavoz de los morados, Irene Montero.

Ante las críticas Lastra dio por hecho que habrá "puesta en escena y electoralismo" de los grupos, pero está convencida de que los asuntos que el Gobierno estudia aprobar por decreto ley contarían con el apoyo de Unidos Podemos, a quien se refirió como un socio "leal". No obstante, Montero coincide con el resto de la oposición en que es "curioso" es que al Gobierno le entre ahora la "prisa" por aprobar lo que no ha hecho en todos los meses anteriores, lo que puede llevar a pensar que está "utilizando la Moncloa" para hacer campaña electoral.

En esa línea, el líder del PP, Pablo Casado, puso en cuestión que Sánchez pretenda utilizar la Moncloa y el Parlamento para hacer "en ocho días lo que no ha hecho en ocho meses". También la portavoz adjunta de Cs Melisa Rodríguez criticó que el Gobierno recurra a "los decretazos" y se aproveche del BOE para hacer campaña electoral.

De forma muy parecida se pronunció el portavoz del PNV, Aitor Esteban, que opina que la vía de los decretos leyes "suena más a precampaña". En el PDeCAT, su portavoz, Carles Campuzano, acusó a la mayoría de la Mesa que forman el PP y Ciudadanos de haber "obstruido" la actividad parlamentaria con su "no" a la tramitación de varios proyectos legislativos y cuestionó que Sánchez intente aprobar medidas económicas y sociales a través de decretos. Los nacionalistas, sin embargo, se abrieron a dar su apoyo a medidas concretas. - D.N.

El Post-it

8.822 euros de finiquito a los senadores. La Mesa del Senado tomó en su última reunión de la legislatura las disposiciones necesarias para que los senadores cobren un finiquito de 8.822 euros por una retribución "transitoria" con motivo de la disolución de la Cámara. Esta cantidad, sujeta a impuestos, resulta de multiplicar una cuantía diaria de 163,38 euros fijada para estos parlamentarios a contar desde el día en que se publique el decreto de convocatoria de las generales, es decir, del 5 de marzo hasta la víspera del 28-A.

la cifra

70

decretos

El secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, defendió los decretos como "el instrumento legal más adecuado para el tiempo de permanencia", y recordó que el Gobierno de Mariano Rajoy, con una amplia mayoría, sacó adelante más de 70.

los decretos

Sociales y laborales. La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, confirmó ayer que el Gobierno aprobará en el Consejo de Ministros de este viernes y en los sucesivos hasta el 28-A varios reales decretos con medidas de recuperación de derechos laborales y retributivos, derogación de los aspectos lesivos de la reforma laboral, medidas sociales y reducción de la desigualdad de género. Entre las medidas que serán aprobadas se encuentran la recuperación del subsidio para parados mayores de 52 años y la cotización a cuenta de las arcas públicas de los cuidadores no profesionales de familiares dependientes. Los cambios laborales incluirán el registro de horas trabajadas, la recuperación de la ultraactividad de los convenios colectivos y la primacía del convenio del sector frente al convenio de empresa.

OPV y CCAA. También adelantó que verá la luz la mayor oferta de empleo público de la última década, que debería superar las 30.000 plazas y que se está estudiando la actualización de las entregas a cuenta para las comunidades autónomas por la mejora de la recaudación de los principales impuestos. Para la actualización de las entregas a cuenta, que no verá la luz en el próximo Consejo de Ministros, sino en otro posterior, Hacienda está realizando el cálculo de la cifra final, ya que el importe de 9.000 millones recogido en los Presupuestos de 2019 podría variar al hacerse un ajuste conforme a la prórroga presupuestaria ante la falta de ingresos necesarios para compensar las entregas. Con posterioridad a las elecciones, podría aprobarse un nuevo reparto.

Financiación. Las nuevas medidas sociales y laborales no se sufragarán con subidas de impuestos, ya que los ingresos fiscales no se pueden regular vía decreto ley, sino que se costearán con algunas de las medidas aprobadas en el ámbito de la Seguridad Social antes de la presentación de los Presupuestos.