Sare reclama en el “fin de la política penitenciaria”

Cientos de personas se manifiestan en Pamplona con el lema ‘Atera bidera. Presoak etxera’

22.12.2019 | 06:17
Manifestación convocada por la Red Ciudadana Sare para reivindicar el fin de la actual política penitenciaria.

Pamplona - Cientos de personas participaron ayer en Pamplona en una manifestación, convocada por la Red Ciudadana Sare, para exigir "el fin de la política penitenciaria" que se aplica a los presos de ETA. La movilización partió sobre las 18.00 horas desde la antigua estación de autobuses de Pamplona, precedida de una pancarta con el lema Atera bidera. Presoak etxera ("Sal al camino. Presos a casa"), y avanzó hasta la Plaza de las Merindades, donde se ubica la Delegación del Gobierno en Navarra. En este lugar se realizó una performance en la que dos personas con máscara estaban tiradas en el suelo simbolizando a las personas fallecidas en accidentes de tráfico en los desplazamientos para visitar a un familiar preso. La marcha continuó por la Avenida Carlos III hasta la Plaza del Castillo, y enfiló por Chapitela para finalizar en la plaza del Ayuntamiento. A lo largo del recorrido, los manifestantes corearon consignas como Euskal presoak etxera ("Presos vascos a casa") y Presoak kalera, amnistia osoa ("Los presos a la calle, amnistía completa").

En declaraciones a los medios de comunicación, Jone Galarza, en representación de Sare, remarcó la importancia de la marcha de ayer. "Volvemos a salir a la calle para exigir el fin de la política penitenciaria y para denunciar la muerte de 16 familiares a consecuencia del alejamiento", afirmó la portavoz del colectivo, que exigió además "la libertad de los presos gravemente enfermos" y reivindicó "el derecho de los niños y niñas de crecer al lado de sus padres". Igualmente, criticó "la situación de las mujeres presas que, además de alejadas y aisladas, también se las castiga por el mero hecho de ser mujeres". Apuntó por todo ello que el objetivo de esta manifestación era "decir alto y claro que hay que dar una solución a esto". "Es necesario para construir esta convivencia en paz que traiga a casa a presos, exiliados y deportados", concluyó.

A juicio del colectivo, "para construir un futuro de paz y convivencia es necesario cerrar heridas que a día de hoy todavía siguen generando sufrimiento, y en ese sentido la solución al tema de los presos debe ser urgente". En la actualidad, el 85% de los presos están a más de 400 kilómetros de su lugar de origen, y el 80% se encuentra en primer grado, el más duro de todos. - E.P./D.N.