El discurso bronco de Sayas contra el PSOE recibe el apoyo entusiasta de la ultraderecha

El portavoz de Navarra Suma recurre a las víctimas de ETA y califica de "inmoral" a Sánchez entre aplausos de PP, Cs y Vox

06.01.2020 | 06:16
Sergio Sayas recibió ayer el aplauso generalizado de toda la derecha. PP, Ciudadanos y Vox. A su regreso al escaño, recibió una palmadita en la espalda por parte de Santiago Abascal.

Pamplona - Tienen una ventaja los dos diputados de UPN. Son el único partido de derechas que no compite con PP, Ciudadanos y Vox, así que los tres sienten los diputados como suyos. También la ultraderecha, que aunque no concurre bajo el paraguas de Navarra Suma, actúa como si lo hiciera. A fin de cuentas, cualquier partido que asuma postulados similares a los suyos es bien recibido en la banda de Santiago Abascal.

Volvió a quedar claro ayer durante la intervención de Sergio Sayas, tan dura y bronca como las que el día anterior protagonizaron el resto de portavoces derechistas. Solo que esta vez lo hizo justo después de la portavoz de EH Bildu, y eso dio pie a Sayas a atizar a Pedro Sánchez a cuenta de la abstención del partido abertzale y de las víctimas de ETA. "Le voy a decir a la señora Aizpurua (EH Bildu) lo que le debería haber dicho usted. Fascismo son 857 asesinados por la banda terrorista ETA en nuestro país. Eso es fascismo", denunció Sayas desde la tribuna, y toda la bancada de la derecha, de Ciudadanos a Vox, y por supuesto el PP, se puso de pie aplaudiendo a rabiar.

Sus palabras fueron jaleadas en todo momento por la bancada de la derecha, muy activa durante la jornada de ayer en cuanto a gestos, proclamas y aplausos. Incluso, al terminar, Pablo Casado e Inés Arrimadas se dieron un abrazo con el portavoz de su coalición en Navarra, mientras que Santiago Abascal aprovechó que pasaba junto a sus escaño para agradecerle con una palmada en la espalda sus palabras durante el debate. La satisfacción de Sayas era evidente.

Tampoco hizo falta ningún argumento nuevo. Críticas al PNV por lograr la transferencia de Tráfico (que UPN también quiso pero no logró) y sobre todo apelaciones a ETA y a las víctimas para cuestionar la legitimidad del Gobierno de Pedro Sánchez, a quien calificó de inmoral. "La posición de UPN va a ser un no rotundo a su investidura porque en nuestra forma de hacer política llevamos muy a gala la honradez y la franqueza. Desgraciadamente a los navarros este pacto no nos pilla por sorpresa. Uno de sus socios, el PNV, firmó con ustedes un acuerdo esta semana. Y le voy a decir algo, cuando firme algo relacionado con Navarra, hágalo con los elegidos en Navarra. El pacto firmado con el PNV es un insulto a Navarra", denunció.

Sayas acusó a Sánchez de haber elegido "a los peores socios" teniendo otras opciones (el acuerdo con Navarra Suma exigía romper el Gobierno de Navarra), con quienes ha llegado a un acuerdo que "no es franco ni leal". "Me impresiona ver a un candidato a la presidencia de España arrodillado ante los separatistas. La composición de esta Cámara claro que es legítima, pero otra cosa es que sea inmoral. Me parece inmoral llegar a la presidencia de la mano de quienes tienen condenas del Supremo por intentar destruir nuestro país o de quienes blanquean el terrorismo", aseveró el diputado de UPN, que acusó a Sánchez de haber "blanqueado" a Bildu. "Hace falta tener tragaderas para ser investido con sus votos", consideró Sayas, que argumentó que "a Bildu no se le puede blanquear". "Su respuesta a Aizpurua ha sido acomplejada, sumisa y arrodillada" , criticó.

Todo entre aplausos y gestos malencarados de los diputados de PP, Ciudadanos y Vox hacia el PSOE. "Usted va a ser presidente con los votos de la extrema izquierda, el nacionalismo, el separatismo y Bildu. Pero no porque no tenga otra alternativa. A sus socios los elige usted y la responsabilidad de lo que ocurra estos años en España será también suya", cerró satisfecho Sayas. Abascal no lo hubiera hecho mejor.