Pablo Iglesias pide explorar vías legales para que los presos del 1-O salgan de la cárcel

Adelanta que "va a haber solicitudes de indulto por parte de organizaciones sindicales"

21.05.2020 | 10:54
El vicepresidente Pablo Iglesias portavoz de ERC Gabriel Rufián.

MADRID. El vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, ha pedido "explorar mecanismos" que permitan, en el marco de la legalidad, que los políticos catalanes condenados por el 1-O, como Jordi Sánchez y Jordi Cuixart, salgan de prisión, y se corrija así una situación que, a su juicio, es "enormemente injusta".

Así lo ha asegurado en una entrevista en Catalunya Radio, recogidas por Europa Press, en la que ha avanzado que le han trasladado que próximamente "va a haber algunas solicitudes de indulto por parte de organizaciones sindicales". "Esto habrá que estudiarlo con mucho cuidado", ha apostillado.

Según Iglesias, estos políticos "no deberían estar en prisión en ningún caso", sino haciendo política, sentados en la mesa de negociación entre el Gobierno central y el catalán, que Iglesias espera que se reanude "cuanto antes", una vez se haya superado la pandemia, incluso "con mecanismos telemáticos" o "con todos los elementos imprescindibles de protección" para garantizar la seguridad.

"ENORMEMENTE INJUSTO"

"Mi posición es bien conocida. Me parece que no deberían estar en prisión en ningún caso. Voy a defender no sólo el diálogo sino también se dé una salida lo antes posible a algo que me parece enormemente injusto", ha enfatizado.

En este punto, ha afirmado que es consciente de que los condenados por el procés "están en la cárcel porque jueces que así lo han decidido" y porque "todo el mundo tiene que cumplir la ley, aunque no te guste una sentencia y aunque te parezca injusta".

"Pero creo que hay que explorar mecanismos que permitan en este caso, lógicamente en el marco de legalidad, tratar de corregir una situación que es injusta", ha enfatizado Iglesias, quien ha aprovechado para mandar "un abrazo" a Cuixart y "a todas as personas presas". "No les quiero ver en la cárcel, les quiero ver en la mesa, haciendo política", ha remachado.

En cuanto a esa mesa de negociación, el vicepresidente segundo no ha querido poner fechas, por "prudencia", pero ha defendido que debería volver a reunirse en cuanto la situación sanitaria "sea presentable", y así lo ha hablado con ERC.

"En cuanto esto sea presentable, y ellos estaban de acuerdo en esto", ha afirmado, al tiempo que ha planteado la posibilidad de reunir a la mesa "con mecanismos telemáticos" o "con todos los elementos imprescindibles de protección" que sean necesarios para garantizar la seguridad.

A su juicio, "esto no sólo es un compromiso entre dos Gobiernos" sino "una necesidad histórica, la de afrontar una crisis territorial política que está haciendo mucho daño en Cataluña y en España". "Y hay que afrontarla con sensatez, dispuestos a dialogar y a ceder, nosotros también, y que esto sea cuanto antes, pero sin echar las campanas al vuelo", ha explicado.

A este respecto, ha afirmado que "los datos de infectados y fallecidos llaman al optimismo", pero aún así, "hay que ser prudentes". "No vamos a recuperar la normalidad de manera inmediata. No hemos derrotado el virus. El confinamiento y las medidas están dando buenos resultados. Creo que si esta tendencia continua así, la mesa se debe reunir cuanto antes. Si tiene que reunirse con mecanismos telemáticos o con todos los elementos imprescindibles de protección, así debe ser, porque es necesario. Es un acuerdo", ha ahondado.